28 de febrero de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Tal y como ha podido conocer este diario "el exduque de Palma considera que hubo infidelidades por parte de la segunda hija de los reyes Eméritos"

Cristina de Borbón cumple 58 años: En pleno proceso de divorcio y enfrentada a Urdangarin

El Cierre Digital en Montaje sobre los exduques de Palma, la infanta Cristina e Iñaki Urdangarín.
Montaje sobre los exduques de Palma, la infanta Cristina e Iñaki Urdangarín.
La infanta Cristina de Borbón y Grecia cumple 58 años en un momento decisivo de su vida. Tras el 18 cumpleaños de su hija Irene Urdangarin, quien será una figura clave en el divorcio de sus padres, la segunda hija de los Eméritos se encuentra inmersa en un duro enfrentamiento con el que ha sido el amor de su vida. Tal y como ha podido saber elcierredigital.com, el origen de esta pugna son "las supuestas infidelidades que la infanta habría cometido durante su matrimonio".

Hoy, 13 de junio, la infanta Cristina de Borbón y Grecia cumple 58 años. Este es el segundo cumpleaños desde que se conociera el anuncio del fin de su matrimonio con el exdeportista Iñaki Urdangarin. La segunda hija de los reyes Eméritos cumple un año más inmersa en el proceso de divorcio del exduque de Palma, ya que, según fuentes consultadas por elcierredigital.com, “el pacto de divorcio podría haberse formalizado a partir del 6 de junio”, puesto que su hija Irene cumplió la mayoría de edad el pasado 5 de junio.

Por tanto, la firma del divorcio de sus padres se podría haber llevado a cabo fuera de un juzgado y contando solamente con la mediación de un notario lejos de España –por lo que los detalles de la ruptura no serían de dominio público en nuestro país–. En principio, tal y como adelantó elcierredigital.com, los exduques de Palma pondrán fin a su matrimonio ante una notaría de Suiza. 

El enfrentamiento con Iñaki Urdangarin

Tal y como adelantó elcierredigital.com a pocos días del 18 aniversario de Irene Urdangarin, el exduque de Palma estaría 'apretando aún más el acelerador' y se habría mostrado disconforme con el dinero que se le dará una vez se formalice el divorcio, "pidiendo más de la cantidad acordada".

En los primeros acuerdos monetarios para llevar a cabo esta ruptura, que sufragará el rey Emérito Juan Carlos I a través de sus cuentas, el exdeportista de élite recibiría 25.000 euros mensuales además de 2.000.000 de indemnización y varios inmuebles, como ya informó elcierredigital.com.

El plan del Rey Juan Carlos para Iñaki Urdangarin cuando salga de la cárcel  - Bekia Actualidad

El exduque de Palma junto a don Juan Carlos.

Además, según fuentes cercanas a la pareja y conocedoras de los negocios de su divorcio, "en estos momentos habría un enfrentamiento entre Cristina de Borbón e Iñaki Urdangarin por supuestas relaciones amorosas que la infanta mantendría en la actualidad con un aristócrata barcelonés de familia de alta alcurnia y gran poder económico. Iñaki considera que estas relaciones amorosas también se produjeron durante sus años de matrimonio. 

"El considera que hubo ‘infidelidades de Cristina mientras él se encontraba en prisión por el caso Nóos. Y aquí no lleva razón. Igual que en otras sí...en este caso se equivoca", señalan fuentes conocedoras del caso a elcierredigital.com. Tal y como recalcan estas voces, "Urdangarin estaría molesto por este motivo y estaría pidiendo más dinero. 'Ella va a ser feliz nada más que nos divorciemos con su nuevo amor y yo qué...', ha llegado a decir a personas muy cercanas”.

Ante las peticiones de una mayor cuantía económica por parte de Urdangarin y sus presuntas acusaciones por una supuesta "relación amorosa", Cristina estaría "muy disgustada y decepcionada porque su todavía marido piense así de ella", señalan estas fuentes, "y por eso ha saltado, aunque quien finalmente pague sea el rey Emérito”.

Por eso, parece que en estos momentos ese pre-pacto de divorcio del que hablamos en elcierredigital.com en exclusiva podría estar en 'stand by' hasta que se puedan "solucionar sus diferencias", indican. Un pacto cuyas negociaciones las estaría llevando un bufete de abogados con sede en Barcelona y cercano a la Casa Real.

En el último viaje del rey Emérito a España –tras asistir a la coronación de Carlos III en Londres el 6 de mayo–, en el que aprovechó para participar en las regatas de Sanxenxo, Juan Carlos I también visitó la ciudad de Vitoria para hacerse un "chequeo médico". Sin embargo, habría aprovechado también esta parada en la ciudad vasca para resolver precisamente uno de los temas pendientes que más le preocupan hoy en día: el inminente divorcio de su hija, Cristina de Borbón, e Iñaki Urdangarin, condenado por el caso Noós, un escándalo que el Emérito conoce muy bien.

La ‘infanta catalana’

Cristina de Borbón y Grecia nació el 13 de junio de 1965 en la clínica madrileña de Nuestra Señora de Loreto y, ocho días después, recibió el bautismo en el Palacio de Zarzuela. Sus padrinos fueron Alfonso de Borbón-Dampierre, duque de Anjou, y su tía, la infanta María Cristina de Borbón. Cursó sus estudios en el colegio madrileño de Santa María del Camino y, posteriormente, en 1989, obtuvo la licenciatura en Ciencias Políticas en la Universidad Complutense de Madrid. La segunda hija de don Juan Carlos y doña Sofía se convirtió en la primera infanta de la historia con un título universitario.

Infanta Cristina y los hombres sencillos, realistas y alegres

La infanta Cristina.

Desde su juventud, la infanta ha sido muy recelosa de su vida privada y, de hecho, mantuvo un perfil bajo frente a los medios de comunicación. La segunda hija de los reyes Eméritos, es una gran aficionada a la música y al deporte, en especial, a los deportes náuticos, afición que comparte con su padre. Tanto es así, que fue designada para llevar la bandera española durante la ceremonia de apertura de los Juegos Olímpicos de Seúl en 1988.

En 1992 la hermana del rey Felipe VI decidió dejar la capital española y fija su residencia en Barcelona, concretamente en Sarriá, uno de los barrios más caros y exclusivos de la Ciudad Condal, donde trabajaba, en la sede de la editorial Enciclopèdia Catalana. Además, allí también coincide con su prima Alexia de Grecia, una de sus grandes amigas y ‘leales escuderas’. Su idilio con la Ciudad Condal fue tal que la llegaron a bautizar la ‘infanta catalana’.

Su historia de amor con Iñaki Urdangarin

En 1992 España acogía la celebración de los Juegos Olímpicos de Barcelona y, al igual que el resto de la familia real, la infanta Cristina fue uno de los rostros que asistió a la ceremonia de apertura del evento deportivo en el que su hermano recogía su legado como abanderado. Un año después, la infanta comenzó a trabajar en la Fundació La Caixa.

La infanta, que se movía como ‘pez en el agua’ por la ciudad, tuvo la oportunidad de forjar amistades con algunos de los olímpicos que competían. Ejemplo de ello fue su relación con el waterpolista Jesús Rollán. Con el deportista madrileño mantuvo un affaire que duró cuatro años, ya que en 1996 la infanta conocería al que sería el amor de su vida. 

Fotos: Iñaki Urdangarin y Cristina de Borbón, 20 años de matrimonio en 20  imágenes | Gente y Famosos | EL PAÍS

Los exduques de Palma en el día del anuncio de su compromiso en el Palacio de la Zarzuela.

Tras los Juegos Olímpicos de Atlanta Cristina de Borbón coincidía con el deportista de élite Iñaki Urdangarin, que celebraba con sus amigos una fiesta en el restaurante El Pou, que regentaba en Barcelona junto a los deportistas Fernando Barbeito Manuel Doreste y el abogado José Manuel Valadés. Aquella noche la infanta preguntó: “¿quién es ese rubio?” y, tras saludar personalmente a los integrantes del equipo de balonmano, quedó prendada del lateral izquierdo del F.C. Barcelona. 

Su noviazgo permaneció en secreto durante un año mientras Iñaki permanecía con su pareja de siempre, la empresaria catalana Carmen Camí Solsona, que supo de su relación con la hija del rey Juan Carlos cuando la prensa lo hizo público. El 30 de abril de 1997 la pareja anunció su compromiso en los jardines del Palacio de la Zarzuela, con asistencia de la familia real y del clan Urdangarin.

Recordamos los detalles de la boda de la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin

La infanta Cristina e Iñaki Urdangarin durante su boda. 

Aquella historia de amor culminó el 4 de octubre de 1997 en una boda multitudinaria, retransmitida por Pilar Miró, a la que asistieron un total de 1.500 asistentes y se celebró en la catedral de Santa Eulalia de la Ciudad Condal, recibiendo así el título de duques de Palma. Fruto de aquel matrimonio nacieron sus cuatro hijos Juan Valentín, Pablo, Miguel e Irene.

El estallido del Caso Noós

La infanta Cristina e Iñaki Urdangarin se convirtieron en la pareja favorita de la monarquía española hasta que comenzaron a salir informaciones sobre sus desmanes económicos con la empresa de la que Iñaki Urdangarin era socio fundador –Nóos Consultoría Estratégica– y llegó la mudanza a Washington DC de la familia.

El entonces duque de Palma y su socio en el Instituto Nóos, Diego Torres se embolsaron de esta entidad un total de 5,6 millones de euros a través de mercantiles de las que eran propietarios y administradores. En 2011 el estallido del Caso Noos  hizo que Cristina acabara imputada en 2016 para luego dejar de serlo. Un asunto, el de su imputación, que se convirtió en un tema de Estado. La imagen de la hermana de Felipe VI declarando ante el tribunal dio la vuelta al mundo. 

Durante todo lo que duró el escándalo, la Infanta Cristina fue apartada por su hermano de la Casa Real y le fue retirado el Ducado de Palma. Ella se mantuvo al lado del exjugador de balonmano, el padre de sus cuatro hijos, todo el tiempo e incluso, antes de la  concesión del tercer grado se especulaba con la posibilidad de que la pareja se trasladase a Portugal donde ella trabajaría en la sede que tiene la Fundación Aga Khan allí.

La infanta Cristina declara en la vista oral por el 'caso Nóos'

La infanta Cristina durante su declaración en el juicio por el 'Caso Noós'.

El procedimiento judicial al que fue sometido Urdangarin hizo que la revista Interviú sacara a la luz en marzo de 2012 una supuesta infidelidad a la infanta Cristina con una mujer rusa, que según se informaba era "guapa, pudiente y con un marcado interés por acercarse al duque de Palma". Se trataba de una filtración del CNI, que investigaba a la mujer rusa como posible espía del KGB, para intentar provocar la ruptura de la infanta con él. Sin embargo, Cristina le perdonó esta infidelidad.

Su enemistad con la reina Letizia

Desde su infancia doña Cristina ha tenido una relación estrecha con sus hermanos, aunque con su hermano, don Felipe de Borbón, ha mantenido un vínculo especial. Para su hermano pequeño, la infanta ha sido un pilar fundamental y se evidenció cuando el monarca inició su noviazgo con la experiodista asturiana Letizia Ortiz Rocasolano. Para la pareja, los exduques de Palma fueron sus cómplices. Los primeros encuentros de los futuros reyes de España se produjeron gracias a los pisos que les conseguían doña Cristina e Iñaki en la Ciudad Condal. 

A pesar de que con la infanta Elena no ha habido una relación fluida, doña Letizia sí que llegó a encontrar una confidente en la Infanta Cristina a su llegada a la familia Borbón. Un vínculo que perduró hasta 2005. El origen de la enemistad de doña Cristina y doña Letizia fue nada más y nada menos que un fuerte roce con los padres de Iñaki Urdangarin, Juan María Urdangarin Berriochoa y Claire Liebaert.

Los padres del exjugador de balonmano se tenían que desplazar hasta la capital española para asistir al bautizo de la hija pequeña de la infanta Cristina el 14 de julio de aquel año. La segunda hija de don Juan Carlos y doña Sofía consideró que no era apropiado alojar a sus suegros en un hotel, por lo que le solicitó a su hermano, el entonces príncipe Felipe si podrían quedarse en el Pabellón del Príncipe, la residencia de los entonces príncipes de Asturias.

La Reina Letizia saca los dientes y pincha un encuentro entre el Rey Felipe  y la Infanta Cristina - Periodista Digital

La infanta Cristina junto a doña Letizia y don Felipe.

Don Felipe aceptó, aunque le expresó a su hermana que debía de hablar con doña Letizia, que se encontraba en un avanzado estado de gestación de la princesa Leonor. La asturiana se negó. “Estoy embarazada, no me encuentro bien y no me apetece tener en casa a unas personas que no conozco”.

Aquel episodio provocó el enfado de los dos hermanos, además de la ruptura de la relación entre doña Letizia y los Urdangarin. Y todo ello se vio reflejado durante el evento, en el que la infanta y la reina apenas intercambiaron palabras. Aquel suceso ya marcó el futuro entre las primas Irene Urdangarin y Leonor de Borbón, quienes tan solo se llevan unos meses de diferencia, pero mantienen una distante relación. 

Tras haber cumplido 58 años, la infanta Cristina se enfrenta a un complicado proceso de divorcio con Iñaki Urdangarin, el hombre por el que un día llegó a enfrentarse a los reyes Eméritos con el fin de poder sellar su historia de amor. 

COMPARTIR: