16 de abril de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Además, la infanta Cristina tendría un nuevo amor en la Ciudad Condal y el divorcio con Iñaki Urdangarin se llevaría en una notaría de Lausana

El rey Emérito está en Londres, comerá con Carlos III, verá el partido del Real Madrid contra el Chelsea y después marchará a Sanxenxo

Exclusiva Juan Carlos I junto al rey Carlos III.
Juan Carlos I junto al rey Carlos III.
El rey Emérito Juan Carlos I ha llegado ya a Londres, comerá el martes en privado con su primo Carlos III y asistirá por la noche al partido del Chelsea contra el Real Madrid de la Champions League en el Estadio Stanford Bridge. Después, marchará a Sanxenxo para participar en las regatas. A todo ello, se ha sumado algo más: la infanta Cristina podría tener un nuevo amor. Una situación que se une a la próxima firma del acuerdo de divorcio con Iñaki Urdangarin en una notaría de Lausana (Suiza).

El regreso de Juan Carlos I a España tiene un previo muy especial. El rey Emérito ya ha llegado a Londres, donde tiene importantes vinculaciones económicas derivadas de fideicomisos, como el de su presunto testaferro Joaquín Romero Maura.  En esta escala, antes de pasar unos días de descanso y diversión en la localidad gallega de Sanxenxo para 'competir' en las regatas con su barco 'El Bribón', también se espera que aproveche para almorzar en una reunión privada con su primo el rey británico Carlos III. Según la información conocida por elcierredigital.com hasta el momento, la reunión se celebrará en el palacio Clarence House, residencia real en el centro de Londres ubicada en The Mall –calle que une el palacio de Buckingham con Trafalgar Square–.

Tal y como aseguraba el responsable de la Embajada del Reino Unido en España el pasado jueves, este consulado "no tiene constancia" de este encuentro de carácter privado entre Juan Carlos I y su primo Carlos III. La Zarzuela, por su parte, también comunicó que ignoraba la existencia de esta reunión por no ser de carácter oficial.

Tras la comida, Juan Carlos I tiene previsto asistir al partido de fútbol que enfrenta al Chelsea contra el Real Madrid en el Estadio Stanford Bridge dentro del partido de vuelta de los cuartos de final de la Champions League. Tras acudir al mítico campo de fútbol londinense se irá a Sanxenxo donde permanecerá hasta el próximo domingo 23 de abril que volverá para Abu Dhabi, donde tiene su residencia personal y fiscal. 

En este periplo viajero no se descarta que el Emérito pueda acudir puntualmente a Barcelona para visitar a su íntimo amigo ('su hermano') Josep Cusí, que se encuentra en una situación de salud delicada. Y mientras esto ocurre, la vida de la infanta Cristina ha cambiado de manera radical desde que en el pasado 2022 se anunciara su separación del exjugador de balonmano y padre de sus cuatro hijos Iñaki Urdangarin. Son muchos los frentes que la segunda hija de Juan Carlos I y doña Sofía se ha visto obligada a gestionar, como la ruptura de su matrimonio, la búsqueda de la estabilidad y el bienestar para sus hijos o la nueva relación del exduque de Palma junto a la abogada Ainhoa Armentia. 

Pero no todo se ha quedado ahí. Tal y como adelanté en exclusiva, la hermana del rey Felipe VI podría haber encontrado un nuevo amor en la Ciudad Condal, la que un día fue testigo de su romance con el deportista guipuzcoano. 

El supuesto nuevo amor de la infanta Cristina

La noticia ha revolucionado las principales cabeceras del papel cuché. Este sábado, anunciaba en el programa ‘Fiesta’ de Telecinco que la infanta Cristina podría estar viviendo un nuevo romance. Un año después del anuncio de la separación del exbalonmanista, la segunda hija del rey emérito “estaría de nuevo ilusionada”. Revelé que la infanta parece que tiene ya un nuevo amor. "Parece que está contenta y feliz”, aseguran a elcierredigital.com fuentes próximas a Cristina de Borbón. 

Infanta Cristina

La infanta Cristina de Borbón.

Estas mismas fuentes también han puntualizado que la relación estaría “afianzada desde hace semanas” y que “parece ser que se mueve por Barcelona con esta persona, aunque siempre con un grupo de amigos”. En la actualidad se desconoce quién habría ocupado de nuevo el corazón de la infanta Cristina. Sin embargo, tal y como indica El Nacional.Cat, se trataría de un “maduro atractivo de la zona alta de Barcelona” y elcierredigital.com puede añadir "de la alta sociedad catalana". La infanta estaría llevando esta relación con absoluta discreción, ya que “le han pedido que no se deje ver hasta que terminen los trámites del divorcio”.

Lausana, ciudad escogida para la firma del acuerdo de divorcio

Además del supuesto nuevo amor de la infanta Cristina, también he avanzado, en el programa Fiesta de Telecinco, el lugar donde se firmaría el divorcio de los exduques de Palma. Como director de elcierredigital.com adelanté en exclusiva que “será en la ciudad suiza de Lausana donde se celebre de manera notarial el acuerdo de divorcio entre la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin”. 

Y puntualicé que “Lausana también es el lugar donde se ordenará la reestructuración de la herencia del rey Emérito, las posibles donaciones y el acuerdo económico de los exduques de Palma, con cantidades que rondan los 2.000.000 de euros y 25.000 que él percibiría mensualmente”. Las fuentes consultadas por elcierredigital.com señalan que la firma definitiva “se haría a partir del 6 de junio, ya que el 5 de junio Irene Urdangarin cumple 18 años, por lo que se podría hacer en una notaría, a la que tendría que acudir también la hija pequeña de los exduques de Palma”, Irene, que, a pesar de su mayoría de edad es dependiente económicamente de sus padres y, por tanto, tendría que dar su permiso para la viabilidad de las condiciones firmadas.

A lo largo del pasado mes de marzo, elcierredigital.com dio a conocer algunos detalles del inminente divorcio entre Cristina de Borbón e Iñaki Urdangarin, que oficializaron su separación de hecho hace un año. Tal y como informaba nuestro diario, el exduque de Palma recibiría de este acuerdo una cantidad mensual de 25.000 euros al mes y algunos bienes inmuebles como el chalet de Bidart, en Francia –uno de sus objetivos principales–. Además, al exmarido de la infanta Cristina se le entregaría una indemnización de hasta dos millones de euros en compensación por no escribir, en teoría, su libro de memorias en el que podría hacer manifestaciones públicas sobre asuntos de la Corona, teniendo en cuenta el precedente peligroso del príncipe Harry en Reino Unido. Además, según las fuentes consultadas, Urdangarin solicitó "que se hiciera en un solo movimiento bancario".

Qué espera a la infanta Cristina e Iñaki Urdangarin a partir de ahora? El  futuro incierto del matrimonio

La infanta Cristina e Iñaki Urdangarin.

Sin embargo, Iñaki Urdangarin no estaría del todo satisfecho, inicialmente, con esta cantidad. Según informaron a elcierredigital.com fuentes cercanas al exdeportista, "ha sido advertido de los 'puntos ciegos' del sueldo que le entregarían, además de contar con la referencia de las elevadas cifras que pagó el rey Emérito por el silencio de personajes como Corinna Larsen –aunque ella asegura que los 65 millones que recibió formaban parte de un simple donativo–". También cabe destacar que actualmente Urdangarin está siendo beneficiario del servicio de escoltas que sufraga el Ministerio del Interior, de un coste aproximado de unos 8.000 euros al mes, pero una vez firmado el divorcio lo perdería y debería de ocuparse él mismo de su seguridad.

En la situación actual de la pareja, que corresponde a una separación de hecho, Cristina de Borbón abona a Iñaki Urdangarin una cantidad mensual, paga sus viajes a Suiza y Barcelona y costea su hospedaje en Ginebra cuando acude de visita familiar. Cristina tiene un sueldo de más de 30.000 euros al mes gracias a su trabajo al frente de la Fundación Aga Khan, por lo que puede satisfacerlo. 

Sin embargo, según ha podido saber este diario, no será supuestamente ella quien abonará la cantidad acordada con su exmarido para firmar el divorcio, sino Juan Carlos I. Fuentes cercanas al rey Emérito señalan que este "desea que el acuerdo se cierre lo antes posible con la cantidad que sea a pagar, para que Urdangarin deje de 'regatear' y finalmente se aparte el foco mediático de este tema". Tal y como concluyen, "el Emérito asumirá el precio que sea”. 

Según ha podido saber elcierredigital.com, a día de hoy se baraja que Juan Carlos de Borbón –con residencia fiscal en Abu Dabi– haga una donación monetaria a Cristina –con domicilio social en Suiza– con la cantidad a ceder a Urdangarin, de forma que ni padre ni hija tengan que declarar sus movimientos bancarios en España. 

La operación se llevaría a cabo a partir del mes de junio ante un notario de la ciudad de Lausana, Suiza. El escollo más importante a salvar de la herencia radica en la donación a la infanta Elena, ya que reside fiscalmente en España y el Fisco tendría una información completa de todos sus movimientos. Hace unos meses las dos infantas y Juan Carlos I mantuvieron una reunión, en teoría privada, que fue revelada en exclusiva por elcierredigital.com. En este encuentro se podría haber tratado el tema de la cantidad que se le abonaría a Urdangarin por su silencio y la forma en la que se harían las donaciones. Lo que sí es evidente es que allí se cerró que había que negociar el silencio de Urdangarin. Y tras la citada reunión, sería doña Sofía la que estaría haciendo de intermediaria para regular esta situación y tranquilizar las revueltas aguas. 

Por su parte, la actual pareja del exduque de Palma, Ainhoa Armentia, ya ha cerrado el divorcio con su anterior marido. Según ha conocido elcierredigital.com, los hijos mayores de Cristina e Iñaki, Juan Valentín y Pablo, "apoyan a su padre y saben que tiene intenciones de casarse con Ainhoa en cuanto se divorcie de Cristina”. 

En este contexto, los asesores de Cristina de Borbón le habrían dicho a la infanta que "mantenga un perfil bajo hasta que se firme el divorcio y que no se la vea con nadie para no levantar más polvareda mediática”.

La reestructuración de la herencia del rey Emérito

Juan Carlos I ya tiene fecha para su regreso a España y, como siempre, sus movimientos no dejan indiferente a nadie. Antes de su llegada a nuestro país, el rey Emérito podría haberse reunido con el monarca Carlos III de Inglaterra, aunque se trataría de una actividad privada puesto que no ha habido confirmación oficial de la Casa real española. 

Posteriormente, el monarca  asistirá a las regatas de los próximos 22 y 23 de abril en Sanxenxo, Pontevedra –en concreto al V Circuito Clase 6mR de la Copa de España–, así como su posible participación en la competición a bordo de su barco el 'Bribón', como adelantó elcierredigital.com. Juan Carlos "se encuentra entusiasmado y con fuerzas, ya que el tratamiento médico que tiene le va muy bien". Así lo confirman a elcierredigital.com fuentes cercanas al Emérito.

El rey Emérito estará el miércoles 19 de abril en la localidad gallega de Sanxenxo, donde "le tomarán medidas del arnés que utilizará en su barco, además de ajustarle la silla adaptada que está instalada en la embarcación debido a sus problemas de movilidad". Esta preparación previa viene dada por la "notable pérdida de volumen del Emérito". 

Monarquía: El rey emérito Juan Carlos I: el único monarca europeo salpicado  directamente por casos de corrupción | Público

Don Juan Carlos de Borbón.

Respecto a los beneficiarios de su herencia, el rey Felipe VI "continúa siendo un interrogante" a pesar de haber renunciado a ella. Sin embargo, fuentes cercanas a la Casa Real aseguran que Cristina de Borbón "podrá recibir su parte sin problema, pues su domicilio fiscal está en Suiza –donde, además, resolverán los trámites de su divorcio y la pensión que recibirá Urdangarin–". Esto sucederá así porque Irene, la menor de los hijos de Cristina, se quedaría con ella en el país suizo para cursar una carrera universitaria durante cinco años.

Sin embargo, la infanta Elena, con domicilio fiscal en España, no podría recibir la herencia de su padre sin que pase por manos de la Hacienda española. Por ello, según indican fuentes cercanas a la familia real a elcierredigital.com, "el supuesto viaje de Victoria Federica para reunirse a vivir con su hermano y su abuelo en Abu Dabi permitiría que ambos tuvieran residencia fiscal en este emirato árabe y que el dinero que le corresponde a Elena le llegue a través de sus hijos sin que la hacienda pública española tuviera conocimiento". Si esto ocurriera, Elena de Borbón podría convertirse sin problemas en la administradora de la cuantía millonaria que recibirían Froilán y Victoria Federica.

COMPARTIR: