20 de mayo de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El sindicato USO critica que se haya informado cuando “el operativo ya estaba disponible” y los billetes de algunos trabajadores comprados

Nueva denuncia contra RTVE: Telefónica se encargó a última hora de producir el Madrid-Barça

Cartel de la semifinal de la Copa del Rey entre el Real Madrid y el Barça.
Cartel de la semifinal de la Copa del Rey entre el Real Madrid y el Barça.
Nuevas críticas para RTVE después de que cancelase la producción de la semifinal de la Copa del Rey entre el Real Madrid y el Barcelona. Fuentes del sindicato USO RTVE afirman que “el operativo ya estaba disponible” cuando se tomó la decisión, apenas un día antes del encuentro deportivo. La encargada de la producción fue finalmente Telefónica.

Nuevos problemas acechan a RTVE. Según informó ayer el sindicato USO RTVE, la producción de la semifinal de Copa del Rey entre el Real Madrid y el Barça de la que iba a encargarse la propia RTVE fue finalmente asumida por Telefónica. Según informan fuentes del sindicato a elcierredigital.com, la noticia se dio a conocer “el miércoles”, siendo el encuentro deportivo el pasado jueves. Para entonces, tal y como afirman estas fuentes, “el operativo ya estaba disponible. Unas 80 personas, las mejores que hay en RTVE para dar al evento el lustre que merece”. Sin embargo, fue cancelado antes del partido.

Según informan a través del comunicado emitido en su página web, el motivo por el que la producción no ha podido llevarla a cabo RTVE se debe a que “el Director de Prevención de RTVE se ha negado a que su gente coordine la vigilancia de riesgo en el trabajo” de los trabajadores de la cadena “en medio de las obras del Bernabéu”.

El escrito continúa afirmando que hubo “una reunión previa de trabajo entre el Real Madrid, la Corporación y otras empresas implicadas en las obras”, tras la cual “hubo un principio de acuerdo de distribución de los distintos trabajos sin que nadie pusiese ninguna objeción de imposible solución. A RTVE le tocaba una parte de supervisión de los riesgos, pero el máximo responsable de Prevención de la Corporación, por no querer asignar personal de su unidad a este menester, alega que las condiciones del estadio están ‘fuera de norma’ debido a las obras y que no quiere asumir las responsabilidades si se produjera un accidente”.

Estas responsabilidades, sin embargo, sí que han sido asumidas por Telefónica —como se indica en el escrito—. Además, las fuentes consultadas por este medio afirman que era algo que “ya se sabía”, pero que se ha decidido “a última hora que lo tiene que hacer Telefónica”. Esto ha supuesto no solo los gastos que implica la preparación, tal y como afirman nuestras fuentes, sino también que aquellas personas preparadas para trabajar en el evento no lo hicieran. “Había gente que venía de Barcelona y sus billetes ya estaban comprados”, afirman fuentes del USO a elcierredigital.com.

Críticas a la dirección de RTVE

En el comunicado emitido por USO cargan contra la dirección de RTVE, de la que dicen que “desprende un aroma a incompetencia supina. Huele a falta de coordinación y liderazgo. Apesta a desidia y mala praxis directiva. Hiede a inquinas, conspiraciones, obstruccionismo y caos. A división cainita en un Comité de Dirección obsesionado más en ponerse zancadillas que en sacar adelante la empresa”.

Afirman, además, que “RTVE ha vuelto a hacer el ridículo” y lamentan que nadie tome “medidas correctoras”. “No habrá ceses, no rodarán cabezas”, continúan.

La encargada de la gestión de RTVE estos últimos meses ha sido Elena Sánchez Caballero, presidenta de la pública. USO ya afirmó en enero de este mismo año que RTVE encadenaba “tres meses de pura revancha, inacción y decadencia alimentada por escandalosas y sesgadas filtraciones a la prensa que más que ayudarle a medrar, han perjudicado aún más la imagen corporativa de RTVE ante la opinión pública”.

Sin embargo, Elena Sánchez afirmaba que su objetivo “es promover el mayor consenso posible en el seno del Consejo para que la empresa funcione ordinariamente”, y “recuperar la audiencia”. “Creemos que estamos en el buen camino, con una programación más variada y heterogénea. Trabajamos con ilusión y empuje para que esta tendencia alcista con la que hemos empezado el año se consolide”, aseguraba.

Mientras tanto, los sindicatos miran con lupa los millonarios contratos de RTVE con productoras al igual que observan los diversos expedientes sancionadores por la publicidad que podrían ser abiertos. Uno de ellos, el de la publicidad d El Ganso destapada por elcierredigital.com ya ha llegado al Congreso.

Telefónica y la búsqueda de beneficios

La producción del clásico Madrid-Barça supone una pequeña victoria para Telefónica, que busca revalorizarse en bolsa. La acción de la teleco se ha estancado en torno a los 3,5 euros, lo que supone poco más de un tercio de los nueve euros que rondaba el precio en abril de 2016. Entonces, José María Álvarez-Pallete heredaba Telefónica, que funcionaba como una especie de "viejo ministerio" de la mano de César Alierta.

José María Álvarez-Pallete.

El nuevo presidente de Telefónica prometía rebajar la deuda, que se ha desplomado desde los 56.000 millones de 2011 a 28.000 en 2022. Pero esta sigue siendo indomable, lastra las intentonas de la compañía de modernizarse e incluso repuntó en el segundo trimestre de 2022 tras veinte trimestres de caída.

Los 1.486 millones de beneficios hasta septiembre del pasado curso no han sido suficientes para ayudar a la resurrección bursátil de Telefónica, que cuenta con importantes accionistas exigiendo la cabeza de Álvarez-Pallete.

El más visible ha sido su principal accionista, el fondo británico Blackrock Investment Management, que ha invertido 100 millones a la corta. Es decir, ha invertido apostando a la caída de Telefónica. Según algunas voces, "simplemente para cubrirse" y, según otras, "para presionar en favor de la salida de su presidente ejecutivo".

COMPARTIR: