21 de abril de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Bruselas impide que el Ejecutivo inyecte 15 millones a los canales en abierto sin aparente justificación

Europa obliga a Pedro Sánchez a dejar de 'regalarle' dinero a las televisiones con la excusa de la pandemia

/ Creuheras y Sánchez
La inyección del Gobierno de España de 15 millones de euros a las televisiones en abierto al inicio de la pandemia, provocó un runrún mediático que derivó en una batalla de Carles Puidemont en Europa contra estas ayudas. El expresident ha impedido que las ayudas lleguen a sus destinatarios.

El Gobierno de Pedro Sánchez aprobó a finales de marzo de 2020 unas ayudas a las televisiones en abierto por valor de 15 millones de euros. La decisión se tomó en el Consejo de Ministros, que exigía que las cadenas de TDT elevasen su cobertura desde el 90% al 96% del territorio.

Esta decisión provocó malestar en algunos medios escritos porque la partida se interpretó como "arbitraria".  El Ejecutivo sin embargo justificó las ayudas "al sector de la televisión digital terrestre de ámbito estatal" para "compensar una parte de los costes de los prestadores del servicio de comunicación audiovisual de televisión digital terrestre de ámbito estatal, derivados de mantener durante un plazo de seis meses determinados porcentajes de cobertura poblacional obligatoria". 

Puigdemont entra en escena

Mediaset y Atresmedia, Vocento, Unidad Editorial, Grupo Secuoya, DKiss, Real Madrid TV y  Trece se frotaron las manos... hasta que apareció en escena Carles Puigdemont. Y es que el expresident catalán aprovechó su condición de eurodiputado para presentar un escrito de protesta a la Comisión Europea. 

Puigdemont pedía investigar "la posible violación de las normas de competencia" al no ofrecer ese "trato preferencial" a otras empresas mediáticas. La vicepresidenta de Competencia de la Comisión Europa, Margrethe Vestager, insinuó que en Bruselas no fueron bien vistas las ayudas del Gobierno.

Carles Puigdemont. 

"La Comisión confirma que mantiene contactos con España en relación con el Real Decreto ley 11/2020. Dado que esos contactos se encuentran en curso, la Comisión no puede, por el momento, pronunciarse acerca de los próximos pasos posibles ni predecir el resultado del procedimiento de ayuda estatal", aseguraba Vestager. 

Retirada de ayudas

La Comisión Europea finalmente ha desvelado que el Gobierno liderado por Pedro Sánchez ha retirado la ayuda de 15 millones de euros: "Podemos informar de que el Reino de España recientemente ha retirado la pre-notificación con respecto al decreto 11/2020". 

En Europa tampoco ha sentado bien la intentona de Sánchez de crear un organismo 'antifakes' que ha sido bautizado por algunos medios como 'ministerio de la Verdad'. Aun así el Ministerio de Presidencia que lidera la vicepresidenta Carmen Calvo aboga por poner en marcha un proyecto que se supone que intentará "actuar contra la desinformación". 

Otras polémicas mediáticas del Gobierno

La Corporación RTVE también es otro foco de conflicto para el Gobierno. La caída en picado de la audiencia de sus informativos y la controversia generada por programas como 'Las cosas claras' han levantado las iras de los trabajadores de "la Casa". El formato de Jesús Cintora ha sido muy mal recibido por parte de algunos sindicatos. 

Así, sindicatos de RTVE, como UGT, el Sindicato Independiente y USO, han acudido a la Justicia al comprender que el programa puede vulnerar el carácter informativo de servicio público que inicialmente se enetinde para RTVE y con el fin de que "se determine si se está o no vulnerando la Ley, y se actúe en consecuencia". 

"Dado que sí es considerado un programa informativo, éste al menos tiene contratados a través de la productora a 25 informadores. Manifestando nuestra más profunda preocupación por lo que puede suponer para el futuro de los trabajadores y trabajadoras de la CRTVE... A este Comité Intercentros le preocupan los pasos que está dando la dirección con el continuo uso de productoras, con la excusa de que no existe personal dentro de la casa", añaden.

'Las cosas claras' también molestó al Consejo de Informativos de TVE, que afirmó que "RTVE no ha abierto ningún proceso público y transparente de carácter interno para recabar personal para ese programa. Por esa razón, no podemos dar por válido el argumento de que 'no hay personal suficiente'". 

Este órgano asegura que "por la misma razón, no vemos totalmente justificada la contratación de una productora privada. Y, menos aún, para elaborar un programa que, reconocidamente, está pensado para rellenar horas de emisión con contenidos de apariencia informativos, pero inevitablemente volcados hacia la opinión".

El Gobierno no parece inquietarse por las críticas y mantiene una estrategia mediática definida y pactada entre Iván Redondo y Pablo Iglesias, con quizá una cierta superioridad del primero, el controlador mediático de Pedro Sánchez. 

COMPARTIR: