25 de junio de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Fuentes del sector señalan que la compañía se ha depreciado más de un 60 por ciento desde que Alierta dejó la presidencia de la teleco en 2016

Claves de la histórica caída bursátil de la Telefónica de Pallete: Las alianzas de sus competidores le arrastran

El Cierre Digital en
/ Álvarez-Pallete
Un acuerdo entre Vodafone y el operador germano 1&1 provocará que este último rompa con su principal proveedor mayorista, Telefonica Deutschland, lo cual ha contagiado a su matriz española, que ayer se dejó más de un 7 por ciento de capitalización. Fuentes del sector auguran nuevas caídas en Bolsa de la teleco, señalan que es "una operadora con poca credibilidad y torpe desenvoltura", y recuerdan que con Álvarez-Pallete al frente su acción ha caído un 63 por ciento.

Vodafone y el operador germano 1&1 anunciaron ayer por sorpresa un acuerdo que supondrá que la segunda compañía rompa con el que era su principal proveedor mayorista, Telefónica Deutschland, abocada, por tanto, a dejar de prestar el servicio de roaming en el país teutón a 1&1 tras la conquista de la teleco británica.

Este revés contagió a Telefónica España, que se dejó ayer más de un 7 por ciento en la Bolsa madrileña, lo que supone su jornada más aciaga desde finales de 2020.

"Una operadora con poca credibilidad y torpe desenvoltura"

Fuentes del sector bursátil aseguran que esta noticia supone un jarro de agua fría para Telefónica, "que va a perder el canal alcista que había tomado por encima de los 4 euros por acción (ayer cerró en 3,56). En agosto hay menos volumen y es posible que la compañía caiga en capitalización por debajo de la cuota psicológica de los 20.000 millones de euros".

Dentro del sector de las telecos, que es un sector muy difícil por la guerra de precios que sufre, las regulaciones que padece y las altas inversiones que debe acometer, Telefónica es señalada como "una operadora con poca credibilidad y torpe desenvoltura".

Este shock destroza el 'Investor day', resucitado por Álvarez-Pallete tras doce años de ausencia. En esta jornada se quieren vender las bondades de Telefónica, "pero su éxito no está asegurado y la acción puede que no esté sana para entonces".

Telefónica, según las mismas fuentes, "es de las peores telecos europeas en términos bursátiles" y Álvarez-Pallete, que era advertido como un directivo con perfil tecnológico en contraste con su antecesor, César Alierta, "está firmando una gestión pésima, ha decepcionado a todos y está cuestionado por muchos accionistas de su propia compañía".

El actual presidente de Telefónica, recuerdan las mismas fuentes, "dijo que iba a desinvertir hace varios años en Latinoamérica y no lo ha hecho, lo cual ha desincentivado a los equipos del otro lado del charco".

El directivo, añaden las mismas fuentes, "quiere promover la fusión entre MásMóvil y Orange para reducirse competidores en España, pero no cuenta con que Digi, con un tinte más agresivo que las otras dos adversarias, se la está comiendo por los pies en líneas móviles y fibra".

Problemas en junio

El veto de la Unión Europea a fabricantes chinos como Huawei y ZTE castigó en Bolsa en junio a Telefónica, que cayó alrededor de un 8 por ciento durante el mes. La teleco podría tener que desembolsar 700 millones por su red en Alemania.

El comisario comunitario de Mercado Interior, Thierry Breton, cree que el veto está "absolutamente justificado" y dice que "la Comisión ha publicado una comunicación que confirma que la decisión tomada por ciertos Estados miembro de restringir o excluir completamente a Huawei y ZTE de sus redes 5G está absolutamente justificada y en línea con las recomendaciones de Bruselas".

Álvarez-Pallete. 

"Hemos sido capaces de reducir o eliminar en tiempo récord nuestra dependencia en otros sectores como el energético, cuando muchos pensaban que era imposible, y la situación con el 5G no debe ser diferente", señala Breton. El comisario cree que la UE "no puede permitirse el lujo de conservar dependencias críticas que puedan convertirse en armas contra nuestros intereses".

Álvarez-Pallete intentó atajar la situación desvelando que había invertido 271.000 euros en acciones de Telefónica, compañía en la que ha comprado más de 1 millón de euros en acciones en los tres últimos años.

Un sinfín de caídas

Álvarez-Pallete tomó en abril de 2016 las riendas de una compañía cuya acción se movía en torno a los 9,50 euros, mientras que ayer se conformaba con los 3,56 euros por acción al cierre de la Bolsa de Madrid tras la jornada trágica.

Lo cierto es que el futuro no es nada halagüeño para Telefónica que, a pesar de reducir deuda, se muestra incapaz de frenar la sangría bursátil que sufre la compañía en los últimos años. Pese a lo cual, Álvarez-Pallete prometía en 2019 que la acción de la teleco "iba a reflejar su auténtico valor"

El directivo, pese a la tormenta que sufre la compañía, sigue con sus discursos grandilocuentes y hace unos días aseguraba que "Telefónica no se conforma con adaptarse al futuro, sino que se ha propuesto modelarlo con una evolución radical. Los nuevos tiempos nos cogen bien preparados para anticiparnos, dar la mejor respuesta y completar el desafiante viaje que emprendimos hace casi cien años. Ha llegado nuestro momento. Es tiempo de Telefónica. Estamos listos para el futuro".

¿Listos para el futuro?

El futuro de Álvarez-Pallete pudo pender de las últimas elecciones, ya que es público y notorio que no es el directivo favorito del Partido Popular por su calculada cercanía con Pedro Sánchez, con el que comparte la práctica de deporte tal y como ha desvelado Elcierredigital.com.

COMPARTIR: