09 de febrero de 2023
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El presidente de SOSdesaparecidos, Joaquín Amills, señala que "es raro que la joven se dejara el bolso con sus cosas dentro del coche"

Desaparición Sandra Bermejo: "Estamos ante una manipulación, retención o desaparición forzosa"

El Cierre Digital en Montaje sobre el Cabo de Peñas y Sandra Bermejo.
Montaje sobre el Cabo de Peñas y Sandra Bermejo.
Continúa la búsqueda de la psicóloga Sandra Bermejo. La joven de 32 años desapareció el pasado 8 de noviembre en el Cabo de Peñas (Asturias) y son muchas las teorías que se han planteado en torno al caso. “A medida de que va pasando el tiempo, sí que creo que la desaparición fue involuntaria. Desde los primeros días descartamos un suicidio, estamos ante una manipulación, retención o desaparición forzosa”, sostiene Joaquín Amills, presidente de SOS Desaparecidos.

Continúan las investigaciones en torno al paradero de la psicóloga Sandra Bermejo, desaparecida el pasado 8 de noviembre. Son varias las teorías sobre lo que podría haberle ocurrido, entre ellas, la intervención de terceras personas, un accidente o el suicidio. “A medida de que va pasando el tiempo sí que creo que la desaparición fue involuntaria, desde los primeros días descartamos un suicidio porque el perfil no encaja con una persona que va a acabar con su vida. Estamos ante una manipulación, retención o desaparición forzosa”, sostiene a elcierredigital.com Joaquín Amills, presidente de SOSdesaparecidos.

“Vamos camino de 20 días desde su desaparición y no han encontrado ni ropa ni objetos. Hay que descartar la posibilidad del accidente”, confirma Amils. El presidente de SOSDesaparecidos ha afirmado a elcierredigital.com que “no me gusta la poca comunicación que hay entre la investigación y la familia. Son momentos de angustia”. El presidente de la organización también apunta que “es necesario que se abran nuevas vías de investigación y que desde las autoridades empaticen con el dolor de las familias. Es preferible aclarar que no hay una línea de investigación clara que el silencio”, afirma Joaquín Amils. 

“Hay un dato muy relevante. Sandra se va a Cabo de Peñas donde deja el coche y hay un avistamiento de ella por este camino a una hora determinada y en un punto concreto. Esto nos llega a través de una llamada que, por los datos solicitados, consideramos fiable. Inmediatamente lo pasamos a Policía Nacional, con lo cual tenemos una hora y un lugar”, confirma Joaquín Amills.

La búsqueda de Sandra Bermejo

El pasado 8 de noviembre la psicóloga Sandra Bermejo de 32 años desapareció en el Cabo de Peñas, Asturias. Dos semanas después, sigue sin haber rastro de la mujer que se mudó desde Madrid a Gijón hace dos años. Las alarmas saltaron cuando no acudió a un encuentro con una amiga con la que iba a ir al teatro.

El día de su desaparición le habían cancelado dos citas y decidió aprovechar el tiempo para ir a relajarse al acantilado del Cabo de Peñas —era gran aficionada a la naturaleza y al senderismo— antes de acudir a clases de teatro. “Ella va andar y a hacer deporte a un lugar que le encantaba”, confirma Amills.

Familiares de la joven desaparecida en el Cabo Peñas: «Sus padres están  deshechos»

Cartel de la desaparición de Sandra Bermejo.

SOSdesaparecidos emitió la alerta de búsqueda de la joven cuando la familia dejó de tener noticias de ella —denunciaron el 9 de noviembre su desaparición; no había hecho videollamada con ellos ni respondía a los mensajes de su amiga—, ya que no creen que se haya producido de forma voluntaria.

Familiares, amigos, voluntarios y los servicios de emergencia peinaron durante varios días los alrededores de Cabo de Peñas en busca de pistas que pudieran ayudar a encontrarla. Lo único que se ha encontrado por el momento ha sido el vehículo que conducía. En su interior, una mochila con todas sus pertenencias salvo su teléfono móvil.

La última ubicación del teléfono móvil de Sandra indica que la joven se encontraba en las inmediaciones del acantilado del Cabo de Peñas el día 8 de noviembre a las 17:15. Esta circunstancia y el mal tiempo que hacía ese día, han hecho barajar la hipótesis de que la joven se accidentase. La búsqueda de Sandra se ha efectuado por tierra, mar y aire y los perros han marcado dos ubicaciones, ambas cerca de donde aparcó la joven. 

La zona carece de señalización y es peligrosa si no se conoce, está llena de acantilados y zonas rocosas de difícil acceso. “Para andar con seguridad por la zona hay que conocer el camino, llevar el calzado adecuado, estar preparado y conocer el terreno”, explican los expertos. Tampoco funcionan las cámaras de seguridad de un bar cercano a la última ubicación de Sandra. “Para mí fue un error buscar en un acantilado”, confirma Joaquin Amils.

COMPARTIR: