27 de mayo de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El empresario José Antonio de Haro ha sido el segundo candidato más votado, por encima del exconcejal del PSOE Adolfo Alonso Carvajal y Luis Alcaina

El senador del PSOE Txema Oleaga gana las elecciones a 'Gran Maestro' de la masonería española

Txema Oleaga, nuevo Gran Maestro de la Gran Logia de España.
Txema Oleaga, nuevo Gran Maestro de la Gran Logia de España.
Txema Oleaga será el encargado de liderar la Gran Logia de España después de que Óscar Alfonso de Ortega lo hiciera durante doce años. Su vinculación actual al PSOE ha sido objeto de polémica dentro de la masonería, pero su programa rupturista le ha hecho alzarse con la victoria con un 46% de los votos.

Los masones de la Gran Logia de España (GLE) ya tienen nuevo líder: Txema Oleaga. El nombrado como Gran Maestro, máxima autoridad de la organización, ha conseguido imponerse gracias al 46% de los votos que ha recibido por parte de sus hermanos masones en las elecciones que comenzaron hace diez días. Sin embargo, no será hasta el día 9 de abril cuando se instaurará en el cargo.

En la elección, que tuvo mayor participación que en años anteriores, fueron 813 masones los que votaron para elegir al Gran Maestro entre cuatro candidatos: Txema Oleaga, José Antonio de Haro, Adolfo Alonso y Luis Alcaina. Oleaga recibió 376 votos, mientras que de Haro obtuvo 306, Adolfo Alonso 81 y Luis Alcaina 50.

La elección de Gran Maestro es un proceso que se da cada cuatro años y que se vota de manera democrática entre los Venerables Maestros de las logias, según expresaron fuentes de la masonería a elcierredigital.com. “Cuando entras eres Aprendiz, luego pasas a Compañero y luego a Maestro. Pero los maestros no pueden votar todos ellos, solo los que han sido Venerables Maestros en sus logias”, confirmaba el masón.

La votación se extiende durante diez días, en los que los Venerables Maestros pueden elegir a su candidato de forma telemática o bien presencial. Un 40% del censo total que vota está compuesto por aquellos masones de nacionalidad no española que están auspiciados bajo la Gran Logia de España.

La polémica candidatura de Txema Oleaga

El actual Gran Maestro de la logia es Txema Oleaga. Senador por el PSOE, es el que ofrecía una alternativa más rupturista con el anterior Gran Maestro, Óscar Alfonso de Ortega. Especialmente como consecuencia de su trabajo como senador del PSOE, su candidatura estuvo llena de polémica.

Fuentes de la Gran Logia de España han explicado a elcierredigital.com el problema que presentaba que un cargo en activo de la política española se postulase como candidato: “un cargo político, sea del color que sea, la imagen exterior que da es la imagen de que toda la masonería está vinculada a este partido, sea la que sea. Y esto, en un momento tan complicado para la Gran Logia, como es el actual, pues es difícil”. Sin embargo, según expresaba esta misma fuente, “parece ser que eso no ha importado a los Hermanos y si no ha importado a los Hermanos hay que respetarlo”.

A la izquierda, Óscar de Alfonso Ortega, antiguo Gran Maestro de la Gran Logia de España.

Fuentes internas de la masonería también han expresado a elcierredigital.com que la principal baza electoral de Oleaga “es hacer un cambio constitucional y limitar un poco todo y reorganizar la masonería”. Entre estas medidas, según expresaba Oleaga en la IV Carta a los Hermanos, se encontraba la de limitar los periodos de mandato del Gran Maestro. Medida que reafirmaba expresando que una vez se hayan reforzado y actualizado las normas internas y el sistema de funcionamiento de la GLE, convocará nuevas elecciones a Gran Maestro a las que no se presentará. Según expresaba el propio Oleaga en un escrito a sus hermanos de la Gran Logia de España, “el plazo aproximado para formalizar todo el proceso de reforma estimo que será de dos años”.

Otra de las grandes ventajas con las que contó Oleaga fue con la del voto de aquellos masones de nacionalidad no española auspiciados bajo la Gran Logia de España. José Antonio de Haro protagonizó una polémica con respecto a ello al principio de la campaña, según expresaba a elcierredigital.com un masón. El candidato diferenció "entre los Hermanos españoles y Hermanos que viven en España. Txema fue de los más contrarios a esta expresión”. La oposición de Oleaga a esta diferenciación podría haber sido una de las causantes de su victoria.

“¿Cómo tengo que dirigirme a un Hermano de mi logia que ha nacido en otras latitudes? ¿Debo llamarle Hermano extranjero? Me niego y me resisto a ello”, expresaba Oleaga en la III Carta a los Hermanos, en la que reivindicaba la fraternidad de la masonería: “Todos los miembros de la GLE son Hermanos y son iguales y están llamados a participar en este proceso de reforma tan apasionante que tenemos por delante”.

Los candidatos a Gran Maestro de la Gran Logia de España

Además del actual Gran Maestro, Txema Oleaga, otros tres candidatos se postularon para el cargo. Uno de ellos fue el empresario mallorquín José Antonio de Haro. El segundo candidato más votado ofrecía una apuesta totalmente contraria al ganador de las elecciones: continuar con el legado de su predecesor, Óscar de Alfonso Ortega. El anterior Gran Maestro ostentó el cargo durante doce años, en los que se costeó diversos viajes internacionales que también fueron criticados en el programa de Oleaga, que apostaba por el “control de nuestros gastos, siempre avalados por los hermanos y con la última palabra de la Gran Asamblea”, así como reducir los mismos con la utilización de las nuevas tecnologías para reunirse de forma telemática.

Adolfo Alonso Carvajal.

Los otros dos candidatos fueron Luis Alcaina, que optaba por una opción más reformista, y Adolfo Alonso. Este último es Doctor en Derecho y abogado de familia. Su programa, a diferencia de los anteriores, era más moderado. De este modo, buscaba tender puentes y que la logia sufriera una evolución sin dejar atrás al pasado. “Por supuesto que es necesario un cambio constitucional. Por supuesto que hay que poner límites y control a las actuaciones de nuestros Grandes Maestros. Por supuesto que nos urge un cambio. Pero, por supuesto que no a cualquier precio y, menos aún, al precio de perder nuestros valores masónicos”, afirmaba el candidato en un artículo en el que defendía su candidatura.

Inicios de la masonería

“La Masonería es una institución filosófica, filantrópica y progresista a nivel internacional con alrededor de 300 años de antigüedad cuyo objetivo máximo es estimular el perfeccionamiento moral e intelectual de hombres y pueblos buscando obtener la fraternidad universal”. Así define la Gran Logia de España qué es la masonería.

Sus 300 años de antigüedad se remontan al año 1717 en Reino Unido. Fue allí donde los caballeros londinenses fundaron la Gran Logia de Inglaterra, un espacio en el que sus integrantes (con diferentes creencias religiosas) podían compartir inquietudes e ideas con total libertad. Con el objetivo de conseguir el desarrollo personal, la masonería se divide en grupos llamados logias, que se encuentran bajo el amparo de las grandes logias nacionales.

En España, la Gran Logia posee alrededor de 3.000 miembros distribuidos en 170 logias. Aunque al hablar de ellas hay que establecer una diferenciación fundamental que indica quién puede pertenecer a cada una de ellas: las logias regulares y las logias liberales.

La Gran Logia de España es de las consideradas logias regulares, es decir, que se rigen por la Gran Logia Unida de Inglaterra, de la que forma parte. Es este tipo de logia el que marca un claro requisito para ingresar en ella. “Para ser miembro es preciso ser varón, mayor de 21 años, sin distinción de nacionalidad, grupo social o religión, tener una mínima capacidad de comprensión de los conceptos filosóficos de la Orden y disponer de una ‘ciencia, arte, oficio, o renta’”, especifica la web de la GLE.

COMPARTIR: