10 de agosto de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

EL SINDICATO SUP ADVIERTE DEL PELIGRO DE ESTOS VEHÍCULOS NO TRIPULADOS, QUE PUEDEN ALMACENAR HASTA 200 KILOS DE DROGA

Policías piden "más recursos" ante uso de drones submarinos por narcos en aguas gaditanas

Drones interceptados por la Policía Nacional
Drones interceptados por la Policía Nacional
La Policía Nacional intervino el pasado de 3 de julio trece drones submarinos en una operación sin precedentes en el Campo de Gibraltar (Cádiz). Es la primera vez que se interviene este tipo de vehículos submarinos no tripulados, denominados ‘drones submarinos’, que cuentan con una gran capacidad al poder albergar entre 150 y 200 kilos de carga. La Policía ha mostrado su "preocupación al disponer de unos recursos limitados" en una conversación con 'elcierredigital.com'.

La lucha contra el narcotráfico en España no cesa, con la operación Kraken de intercepción de drones submarinos se han abierto nuevos frentes de batalla que la Policía tiene que afrontar con sus “limitados recursos”. Así lo expresa Carlos Morales, portavoz del Sindicato Unificado de Policía (SUP) a elcierredigital.com y también añade: “Como podemos observar, los narcotraficantes disponen de muchos más medios que la Policía, y por otro lado también es necesario mejorar los materiales con los que trabaja la Policía Nacional en dicha zona geográfica. Siempre nos aventajan los narcos respecto a las herramientas de las que disponemos para trabajar”.

Estos 'drones submarinos' se constituyen de dos motores de 200 caballos de vapor cada uno. Sin tripulación a bordo, están controlados desde una consola interior, donde se encuentra el volante de gobierno y las palancas de embrague y aceleración de los motores.

Su fabricación es artesanal. El dron cuenta con gran resistencia estructural, se usa una quilla sobre la que se monta una estructura de cuadernas y refuerzos con paneles de contrachapado y fibra de vidrio, además complementan este sistema con la realización de dobles fondos y el ‘caleteo’ de otros medios de transporte. Según fuentes policiales, "estos aparatos tienen por clientes a todo tipo de organizaciones criminales y realizan su actividad en distintas naves industriales de Castellar de la Frontera (Cádiz)".

Ocho personas ya han sido detenidas en municipios de Cádiz, Málaga y Barcelona por delitos de tráfico de drogas y pertenencia a organización criminal. En estos registros se han intervenido 145 kilos de hachís, 8 kilos de marihuana, 157.370 euros, diez vehículos y seis drones de gran tamaño con hasta doce motores y autonomía para 30 kilómetros.

“De los drones encontrados, dos de ellos estaban todavía en fase de fabricación y uno estaba ya fabricado, estos drones debían ser entregados a narcotraficantes franceses para el transporte de importantes cantidades de cocaína” explica la Policía.

“Se ha detectado que esta organización a través de drones estaban traficando la droga desde el norte de África al campo de Gibraltar en concreto y eran capaces de trasladar hasta 200 kilos de droga en estos drones” explica Carlos Morales a El Cierre Digital.

Carlos Morales, portavoz del SUP.

De los drones intervenidos, uno de ellos fue interceptado cuando se dirigía hacia Dinamarca a bordo de una grúa, tratando de evitar posibles controles policiales, se encontraron 218 tabletas de hachís dentro de una ‘caleta’.

“Como viene reivindicando este Sindicato es necesario que el Campo de Gibraltar sea reconocido como zona de especial singularidad por la problemática del narcotráfico que existe en esta zona, y de esta manera mejorar las condiciones que tienen las autoridades allí”, concluye Carlos Morales ante elcierredigital.com.

La primera nave sumergible detectada

Este 'modus operandi' está comenzando a ser muy usado por algunos narcos para tratar de introducir droga en España con la menor detectabilidad posible, ya que estos ‘drones submarinos’ son más difíciles de detectar por las autoridades. En febrero de 2021 se detectó el primer artefacto submarino empleado para el narcotráfico.

Esta embarcación fue la primera ‘nave submarina’ detectada con esas peculiaridades localizada en España, fue detectada en una nave de un polígono industrial en Málaga, donde la Policía Nacional, en colaboración con la Interpol, investigaba a una organización internacional de tráfico de cocaína. Estaba en construcción cuando se encontró y contaba con unas dimensiones de nueve metros de eslora, tres de manga y tres de calado.

COMPARTIR: