23 de mayo de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Un estudio de investigadores británicos ha determinado que los pacientes más graves pueden sufrir la pérdida de 10 puntos de cociente intelectual

Suben los contagios por Covid en mayores de 60 años: Futuro y secuelas de la enfermedad

Después de que el Gobierno de España retirara la obligatoriedad del uso de mascarilla incluso en interiores, ha ocurrido lo inevitable: ha subido la incidencia y los nuevos casos de pacientes con covid-19 se multiplican. La población de 60 años o más es la más afectada, al igual que los grupos de vulnerabilidad. El epidemiólogo Oriol Mitjà da su opinión sobre la situación en sus redes sociales y algunos estudios revelan posibles nuevas secuelas de la covid-19.

No hace ni siquiera un mes que se hizo efectiva la decisión del Gobierno de España de acabar con la obligatoriedad del uso de mascarilla, exceptuando los centros sanitarios y el transporte público. Como era de esperar, los contagios han adoptado, desde entonces, una tendencia creciente que es, en principio, normal y sencilla de explicar. Esta tendencia no sólo se evidencia en el número de contagios sino que tanto la incidencia a 7 días como a 14 ha subido en los últimos días.

Por su parte, el pasado martes 3 de mayo el Ministerio de Sanidad publicaba la actualización número 595 sobre la situación de la pandemia y aclaraba, en el documento, que los datos ofrecidos “no se deben comparar con los de informes previos a la entrada en vigor de la nueva estrategia”, que incluyen la información relativa a personas vulnerables, relacionadas con ámbitos de vulnerabilidad y aquellas que necesitan ingreso hospitalario. “Los casos notificados representan por tanto a estos grupos y no al total de infecciones”, explica el documento.

Mayores de 60 años, los más afectados

El Ministerio de Sanidad aportaba los datos que han ofrecido las comunidades autónomas: 57.329 nuevos contagios por coronavirus, de los cuales 28.434 corresponden a personas de 60 años o más. En total, España acumula casi 12 millones de contagios desde el inicio de la pandemia, concretamente 11.953.481 en el momento en el que se publicó el informe, aunque previsiblemente la cifra ha continuado creciendo estos últimos días.

España continúa en ‘riesgo medio’ desde la semana pasada, cuando se alcanzó la incidencia de 790,28 casos positivos por cada 100.000 habitantes mayores de 60 años en 14 días. La cifra ha aumentado en 114 puntos con respecto al viernes anterior, cuando se notificó una incidencia de 676,43 positivos por cada 100.000 habitantes. En este grupo de edad, se ha registrado en las últimas dos semanas un total de 97.347 positivos por covid-19. Sin embargo, las cifras de nuevos fallecimientos por coronavirus que se recogen en el informe del martes (203) son inferiores a las aportadas el pasado viernes.

Los mayores de 60 años son los más afectados por la covid-19.

Estos datos explican, entonces, el aumento de enfermos por coronavirus que están ocupando actualmente una habitación de hospital en España. Así, en el momento en el que se publicó el informe, había un total de 6.883 pacientes ingresados por covid-19 en España, de los cuales 360 corresponden a ingresados en la unidad de cuidados intensivos (UCI). Ambas cifras han crecido moderadamente, y muestran que el país se encuentra en ‘riesgo bajo’, ya que se han contabilizado 12,68 nuevos ingresos por cada 100.000 personas en los últimos 7 días. Según el ministerio de Carolina Darias, el riesgo estará controlado cuando estos datos sean inferiores a 5.

Los epidemiólogos hablan

Oriol Mitjà, epidemiólogo, ha compartido su análisis de la situación actual a través de su cuenta de Twitter. Ha afirmado que hasta el 30% de la población podría infectarse por covid-19. “Ómicron es una variante con escape vacunal con el potencial de infectar hasta el 60-70% de la población”, asegura.

El epidemiólogo catalán recuerda que, pese a la no obligatoriedad del uso de la mascarilla, se aconseja su uso, sobre todo en lugares muy concurridos, puesto que el riesgo de infección todavía no ha cesado. Además, avisa de que es aconsejable, también, repetir el test de antígenos dos días después en el caso de que sea negativo, puesto que “los síntomas comienzan antes de que la prueba sea positiva”.

Posibles secuelas de la covid-19

Día a día, expertos investigadores se encargan de estudiar las secuelas que puede provocar sufrir un cuadro clínico grave de coronavirus. Ahora, un grupo de investigación de la Universidad de Cambridge y el Imperial College de Londres ha resuelto que la enfermedad puede producir, en los pacientes más graves, un deterioro cognitivo parecido al que se produce entre los 50 y 70 años, que equivale a 10 puntos menos en el cociente intelectual.

Según el equipo de científicos, los efectos pueden extenderse incluso hasta seis meses después de haber pasado la enfermedad, y la recuperación es gradual, en el caso de que la haya, puesto que también barajan la posibilidad de que este deterioro sea irreversible en algunos casos. Aunque estos efectos se suelen dar en los casos más graves, casi tres cuartas partes de los casos leves también presentan síntomas cognitivos que persisten en el tiempo.

COMPARTIR: