16 de abril de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El TSJ de Andalucía ha anulado su calificación como espacio protegido aprobada por el Ayuntamiento en 2023, complicando la revisión de su licencia

La historia infinita del 'Algarrobico': La disputa en Carboneras por el suelo del hotel, ahora urbanizable

El Cierre Digital en Fotografía del hotel en la playa de El Algarrobico en Carboneras (Almería)
Fotografía del hotel en la playa de El Algarrobico en Carboneras (Almería)
El hotel de El Algarrobico, situado en Carboneras, lleva más de 20 años en una disputa legal debido a su construcción cercana al mar. En 2023 se llevó a votación modificar el acuerdo para declarar la zona no urbanizable, pero fue rechazada, lo que dificultó anular la licencia del hotel. Ahora, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía ha determinado que el terreno sea considerado urbanizable en el PGOU de Carboneras, complicando la revisión de la licencia y posible demolición del hotel.

Tal y como viene informando elcierredigital.com, el polémico hotel de El Algarrobico, situado en el municipio almeriense de Carboneras e incluido en el área del Cabo de Gata (Almería), lleva más de 20 años generando polémica. Desde que se comenzó su construcción en 2001 en una zona muy próxima al mar, ha acumulado decenas de sentencias que han anulado y posteriormente avalado la construcción del mismo.

En diciembre de 2023 quedó rechazada por falta de apoyos la modificación del acuerdo para declarar no urbanizable la zona del Algarrobico, con el propósito de anular la licencia del polémico hotel de 21 plantas y 411 habitaciones construido en esa área de Cabo de Gata. 

En aquel momento, el gobierno en minoría del popular Felipe Cayuela no pudo llevar a cabo esta modificación, ya que únicamente obtuvo el voto favorable de los seis concejales del PP. Los cinco concejales del Partido Socialista votaron en contra, y un concejal de Ciudadanos y otro concejal no adscrito se abstuvieron. Precisamente Ciudadanos y PSOE presentaron el pasado 15 de marzo una moción de censura para sustituir a Cayuela por el candidato de Cs, Salvador Hernández, que se aprobó con siete votos a favor y seis en contra.

2727372

Imagen del hotel en la playa del Algarrobico en Carboneras (Almería)

Antes de la salida de Cayuela, el Ayuntamiento de Carboneras parecía haber encontrado una solución para el caso del hotel en El Algarrobico. En abril de 2023 el Ayuntamiento decidió modificar el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) y así poder cumplir las sentencias que obligaban al consistorio a declarar el suelo del hotel no urbanizable.

Ahora, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía ha determinado que el suelo donde se encuentra el hotel de Azata del Sol en el paraje de El Algarrobico se considere urbanizable en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) del municipio. Esta decisión dificulta la revisión de la licencia de obras del hotel, necesaria para poder demolerlo. A pesar de la protección que tiene el paraje, por ser parte del parque natural de Cabo de Gata-Níjar, es necesario que esta protección se refleje también en el PGOU para poder revisar la licencia del hotel.

De esta manera, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) ha anulado la calificación de espacio protegido que tenía el suelo donde se encuentra el hotel, aprobada por el Ayuntamiento de Carboneras en abril del pasado 2023. A pesar de que el Ayuntamiento ha sido notificado para iniciar el proceso de revisión de la licencia de obras, aún no se ha informado de ningún avance al respecto.

El bucle del Algarrobico

Tal y como informó elcierredigital.com, la historia del polémico hotel del Algarrobico se remonta al año 1987. Por aquel entonces el gobierno socialista del Ayuntamiento de Carboneras declaró urbanizable la zona en la que más tarde sería construido el hotel. Teniendo esto en cuenta, en el año 2001 la promotora Azata del Sol pidió la licencia de obras para comenzar la construcción. Tanto la Junta de Andalucía como el Ayuntamiento de Carboneras lo admitieron.

En mayo de 2003 comenzaron las obras pero en 2006 se paralizaron. Salvemos Mojácar había conseguido que un juzgado de Almería las paralizara. Un primer paso que fue, más adelante, confirmado por otros órganos jurídicos como el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía o el Tribunal Supremo, que dictó el primer fallo al respecto en octubre de 2011.

unnamed

Imagen del hotel en la playa del Algarrobico

Para este órgano, “de no aumentar la protección, se produciría un efecto devastador por la construcción del hotel”. Desde esta resolución, se mantiene una lucha entre la Justicia, por hacer que se cumplan las sentencias, y el Ejecutivo andaluz, que estaría, según las asociaciones ecologistas, intentando “dilatar el proceso” y así evitar el derribo.

A finales de marzo de 2008, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía confirmó la suspensión temporal de las obras, y en septiembre de ese año, el Juzgado número 2 de lo Contencioso Administrativo de Almería declaró que la licencia otorgada en 2003 era nula. En respuesta, el Ayuntamiento de Carboneras, que en ese momento estaba dirigido por el Partido Socialista con mayoría absoluta, anunció su intención de apelar esta decisión judicial.

A principios de 2009, la Junta de Andalucía apeló ante el Tribunal Supremo el fallo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía en contra del Plan de Ordenación de Recursos Naturales del Parque Natural de Cabo de Gata-Níjar de 2008, el cual eliminaba la protección de la playa donde se encuentra el hotel.

9d044db6-732e-40ba-be17-12becfd4e1e5_16-9-discover-aspect-ratio_default_0

Imagen de la lona y las protestas de Greenpeace sobre el hotel de El Algarrobico

Después, en febrero de ese mismo año —2009— la organización ecologista Greenpeace cubrió el hotel con una lona para exigir su demolición, mientras que la Fiscalía General del Estado ordenó abrir una investigación para determinar posibles delitos de prevaricación y contra la ordenación del territorio. En octubre de 2010, el Tribunal Supremo dictaminó que el suelo donde se encuentra el Algarrobico tiene la máxima protección.

En noviembre de 2011, la Junta y el Gobierno firmaron un convenio en el que se acordó que el Gobierno central se encargaría de demoler el edificio y el Gobierno andaluz se encargaría de la restauración de la zona. En junio de 2012, el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía publicó una resolución que declaró que el área donde se encuentra el complejo hotelero es un espacio protegido no urbanizable.

El proceso judicial

Durante el año 2014, se produjeron una serie de decisiones judiciales por parte del TSJA que tuvieron un impacto significativo en el caso del hotel Algarrobico. En marzo, el tribunal declaró que el suelo sobre el cual se encuentra el hotel es urbanizable. En julio, falló a favor de la licencia municipal de construcción del hotel. En diciembre, acordó suspender las acciones relacionadas con el nivel de protección del parque.

En mayo de 2015, el TSJA decidió no anular la sentencia municipal que concedía la licencia de obras del hotel. En diciembre de ese mismo año, el Tribunal Constitucional rechazó la revisión del caso presentada por la formación Salvemos Mojácar, ya que consideró que no se violaban derechos fundamentales. Sin embargo, en febrero de 2016, el Tribunal Supremo anuló la sentencia del TSJA que declaraba urbanizable el terreno en el que se construyó el hotel.

En febrero de 2021, la Audiencia Nacional rechazó la responsabilidad financiera del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento de Carboneras por los daños económicos reclamados por la empresa constructora del hotel. La empresa buscaba una compensación de más de 70 millones de euros.

ultimasfaa

Imagen del hotel de El Algarrobico

En julio de 2022, el TSJA advirtió al entonces alcalde de Carboneras, José Luis Amérigo, que enfrentaría multas semanales de 250 euros si no cumplía con la sentencia que exigía al Ayuntamiento que calificara los terrenos del Algarrobico como no urbanizables. En diciembre, el Tribunal Supremo adelantó su fallo y declaró que la licencia del hotel era legal en la actualidad y que, por lo tanto, el Ayuntamiento debería proceder a su revisión.

Ahora, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía ha determinado que el suelo donde se encuentra el hotel de Azata del Sol en el paraje de El Algarrobico vuelva a ser considerado urbanizable en el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) del municipio, lo que dificulta la revisión de la licencia de obras, necesaria para poder demolerlo, y da una vuelta más al bucle de sentencias en el que se sumergió el proyecto desde hace más de dos décadas.

COMPARTIR: