21 de abril de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Mediante un vídeo, la mujer de Guillermo de Gales ha explicado que "se encuentra en las primeras fases del tratamiento de qumioterapia"

Nuevo 'golpe' para la Casa real británica: La princesa Kate Middleton anuncia que padece cáncer

Kate Middleton.
Kate Middleton.
La princesa de Gales ha reaparecido mediante un vídeo que ya ha dado la vuelta al mundo. La princesa de Gales ha anunciado que padece cáncer y que ya se encuentra en las primeras fases del tratamiento de quimioterapia, además, ha querido agradecer todas las muestras de cariño recibidas. Esta noticia ha sido un nuevo 'golpe' para la casa real británica ya que este pasado mes de febrero los medios de comunicación anunciaron que el rey Carlos III padecía cáncer de próstata.

Tras meses desaparecida, la princesa de Gales ha reaparecido mediante un vídeo en el que ha anunciado una noticia que ya ha dado la vuelta al mundo. La futura reina de los británicos ha confirmado que padece cáncer y que se está sometiendo a un tratamiento de quimioterapia. "Mi equipo médico recomendó que fuera tratada con quimioterapia preventiva y ahora me encuentro en las primeras fases de ese tratamiento”, ha revelado la princesa de Gales. 

Visiblemente tranquila, Kate Middleton ha explicado que tras haber sido operada de una cirugía abdominal, la cual era de tipología no cancerígena, este pasado mes de enero, los análisis posteriores a la intervención han revelado la existencia de células cancerígenas.

La futura reina de los británicos comenzaba el vídeo agradeciendo la afinidad de mensajes y muestras de cariño que ha recibido durante estos meses. Una de las últimas ha sido la del monarca Carlos III, quien ha afirmado que se "siente muy orgulloso de ella" o la de su hermano James Middleton que, a última hora de esta tarde, publicaba una imagen junto a su hermana Kate en la red social Instagram. "A lo largo de los años, hemos escalado muchas montañas juntos. En familia, esta también la escalaremos contigo", revelaba el mensaje que acompañaba a la instantánea. 

 
 
 
Ver esta publicación en Instagram
 
 
 

Una publicación compartida por James Middleton (@jmidy)

A lo largo del vídeo, la princesa de Gales también puntualizaba que esta noticia "ha sido un gran shock tanto para ella como para el príncipe Guillermo" y, también, que el primogénito de Lady Di "ha sido un gran apoyo para ella y para explicarles a los príncipes George, Charlotte y Louis su situación". 

A lo largo del vídeo también ha afirmado que, en estos momentos, "tanto ella como su familia necesitan privacidad para su pronta recuperación" y, además, ha querido recordar a todas aquellas personas que cada lucha luchan contra esta dura enfermedad. La noticia de la enfermedad de Kate es uno de los últimos 'golpes' que ha recibido la Familia real británica ya que su suegro, el rey Carlos III, también se encuentra luchando contra un cáncer de próstata que le fue diagnosticado este pasado mes de febrero. 

Una de las 'royals' más queridas

Sin duda,  la princesa de Gales es una de las 'royals' más queridas y admiradas de toda Europa. Es por ello que la noticia sobre su enfermedad ha sido un duro golpe para, no solo para la Casa Windsor, sino para la ciudadanía británica. Desde su llegada a la familia real británica, la joven, que conquistó al futuro rey de los británicos, fue todo un halo de aire fresco pero, ¿quién es realmente Kate Middleton?.

Fue la última temporada de la serie ‘The Crown’, emitida en la plataforma Netflix, la que ha rescatado el inicio del romance que vivieron los príncipes de Gales. Ambos eran estudiantes de Historia del Arte en la Universidad de St Andrews, en la ciudad escocesa de Saint Andrews. El príncipe Guillermo había dejado atrás su pasado como estudiante del Colegio de Eton y se convirtió en una ‘promesa royal’ que levantaba pasiones entre las jóvenes. Fue entre los muros de la institución universitaria escocesa donde en 2001 surgió el amor entre los futuros herederos al trono de Inglaterra.

Catherine Middleton, nacida el 9 de enero de 1982, es la primogénita del matrimonio formado por Carole, exazafata de vuelo y empresaria, y Michael Middleton, expiloto de la línea aérea British Airways. Tras la llegada de Kate, el matrimonio dio la bienvenida a sus otros dos hijos: Pippa y James. La infancia de la princesa de Gales transcurrió de manera tranquila en la ciudad jordana de Amán por motivos laborales de su padre, para, posteriormente, regresar a Inglaterra y afincarse junto a su familia en el pueblo de Buckebury. 

Tras finalizar sus estudios, Kate se tomó un ‘año sabático’ en Chile, durante el que formó parte de la expedición de Raleigh International, un programa de voluntariado que trabaja con jóvenes. Pese a que no coincidiera allí con el hijo de Lady Di, ambos formaron parte de esa expedición, si bien no vivieron juntos aquella experiencia en el país sudamericano. Fue en la Universidad de St Andrews donde comenzaron una historia de amor para gran disgusto de muchas jóvenes británicas (y de alguna ‘royal’ también).

Kate Middleton y el príncipe Guillermo: ¿cómo se conocieron realmente ? |  Vogue España

Los príncipes de Gales.

El primogénito del rey Carlos III despertaba a la juventud. Era atractivo, educado y simpático. Y se quedó prendado de Kate, quien por aquel entonces salía con el joven Rupert Finch. Entre los muros de St Andrews saltaron chispas y en un desfile benéfico Don´t Walk organizado por la Universidad en 2002 la joven, que apareció vestida con un vestido transparente, cuyo precio en la actualidad asciende a los 90.000 euros, desfiló bajo la atenta mirada del príncipe Guillermo. Era oficial: el heredero se había enamorado locamente de su compañera de estudios. 

En 2003 comenzaron su noviazgo a espaldas de la prensa pero dos años después ya estaban al tanto de la relación. Entonces, la joven comenzó a recibir acoso mediático al ser considerada la ‘nueva ilusión’ del príncipe Guillermo. El interés de la prensa aumentaba y la persecución era insostenible para Kate. Un hecho que llegó a hacer mella en la pareja. Fue entonces cuando diarios como The Sun y televisiones como la BBC anunciaron la supuesta ruptura de la pareja, aunque ellos insistían en que tan solo eran ‘buenos amigos’.

No obstante, el romance siguió y en 2008 comenzaron a realizar sus primeras apariciones públicas. Así ocurrió en  la graduación del heredero como piloto de aviación del Royal Air Force College Cranwell. Dos años después llegaba el compromiso matrimonial durante un viaje a Kenia, que se hizo oficial mediante una rueda de prensa realizada en Clarence House, en la que Kate apareció impecable, con un vestido azul zafiro a juego con el icónico anillo de compromiso que había pertenecido a Lady Diana.

La boda llegó el 29 de abril de 2011 en la Abadía de Westminster. Un enlace de cuento, multitudinario, del que surgieron rumores como el del posible romance entre Pippa y el príncipe Harry, y donde se vio a una Victoria Beckham ‘embarazadísima’ de la pequeña Harper, con la tiara Halo de Cartier y un vestido firmado por Alexander McQueen. Un año después, el Palacio de St James anunciaba el primer embarazo de la entonces duquesa de Cambridge y nueve meses después la pareja daba la bienvenida al príncipe George. En 2015 llegaba la princesa Charlotte y tres años después el príncipe Louis.

William y Kate evitan así que sus hijos se sientan desplazados

Los príncipes de Gales y sus hijos.

Desde su llegada a la familia real británica, Kate ha estado considerada como un ‘halo de aire fresco’, cabe recordar su ‘debut eurovisivo’ tocando el piano. Fue la propia reina Isabel II quien se encargó de instruir a la joven en cuanto a cuestiones de protocolo y, a día de hoy, su labor como princesa de Gales ha puesto en marcha iniciativas como el tradicional Concierto de Navidad. También son muy  aclamadas las labores que realiza en materia social, como cuando este pasado mes de diciembre acudió junto a sus tres hijos al Banco de Windsor para donar y empaquetar juguetes para los niños.

Tras meses desaparecida, la futura reina de los británicos, ha reaparecido mediante un vídeo en el que ha afirmado que se encuentra luchando contra una dura enfermedad.

COMPARTIR: