22 de octubre de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El Secretario de Estado Miguel Ángel Oliver escoge previamente las cuestiones que se trasladan a los expertos pero no permite repreguntar en directo

Guerra entre Prensa y Gobierno: Censura a las preguntas al Comité Técnico del coronavirus

La jura de Miguel Ángel Oliver como secretario de Estado en 2018.
La jura de Miguel Ángel Oliver como secretario de Estado en 2018.
Desde hace varios días el Gobierno mantiene un silencioso pulso con los medios de comunicación, que soportan a diario la censura ejercida por la Secretaría de Estado de Comunicación, que escoge las preguntas que se trasladarán al Comité Técnico, pero que también introduce las suyas e incluso se permite corregir al DAO de la Policía Nacional para tratar de dirigir sus respuestas. Pero los medios de comunicación se han hartado y más de 300 profesionales han firmado una manifiesto de protesta.

Se acabó el buen rollo entre periodistas y gobierno. Hasta ahora prevaleció un pacto no firmado desde el día 14 de marzo, cuando se decretó el Estado de Alarma en España por el coronavirus, mediante el cual la Prensa española intentaba no ser crítica con la gestión del gobierno respecto a la pandemia. Se trataba de ejercer esta profesión desde un punto de vista responsable, informando de los avances y de lo que se iba consiguiendo poco a poco, pero no de los errores graves cometidos en el pasado que han desembocado en más de nueve mil muertes.

Había que intentar llevar informaciones positivas a los españoles para que no desesperasen, historias de vida con mensajes de esperanza, en definitiva, remar en la misma dirección. A la misma vez y por el mismo motivo apenas se ha dado protagonismo ni publicidad a las protestas populares ocurridas estos días en los balcones españoles, como las caceroladas convocadas contra el Gobierno a las nueve de la noche. Al contrario, se informa de los aplausos a los sanitarios a las ocho.

Pero las historias de amor no correspondido también se acaban y durante 18 días los periodistas han sufrido en silencio la censura previa de la Secretaría de Estado de Comunicación (SEC) en las ruedas de Prensa hasta que el martes por la tarde comenzó a circular un comunicado que firmaron más de 300 periodistas de diferentes medios, algunos tan conocidos como Carlos Herrera, Ana Pastor, Ana Rosa Quintana, Jesús Cacho, José Antonio Zarzalejos, Raúl del Pozo, Álvaro Nieto, Esther Palomera, Melchor Miralles, Pedro García Cuartango, Ignacio Camacho, Jesús Maraña, Fernando Jáuregui e incluso Agustín Valladolid, que fue el primer secretario de Estado de Comunicación en la democracia con Felipe González de presidente del Gobierno.

Miguel Ángel Oliver, durante su etapa de presentador en Noticias Cuatro.

Es la primera ocasión en democracia que periodistas de varios medios de comunicación españoles firman un documento de estas características para denunciar los impedimentos del Gobierno de Pedro Sánchez para informar libremente. Desde que empezó la crisis del coronavirus es el Secretario de Estado de Comunicación, Miguel Ángel Oliver, quien elige las preguntas realizadas por los medios que llegan a los portavoces del Comité Técnico. Los comunicadores ponen como ejemplo las ruedas de Prensa de Donald Trump, el presidente de Estados Unidos, donde los periodistas pueden preguntar varias veces al presidente.

Donald Trump en la Fox, en rueda de prensa.

El comunicado denuncia que incluso el Secretario de Estado de Comunicación ha llegado a formular personalmente alguna pregunta al presidente del Gobierno sin estar entre las enviadas por los medios de comunicación o ha corregido públicamente a alguno de los técnicos, como al DAO de la Policía Nacional, tal y como contamos en elcierredigital.com.

Los firmantes han recordado que “las dificultades técnicas no son más que excusas” para no realizar nuevas preguntas sobre las manifestaciones que se realizan en directo, ya que, tras más de dos semanas desde el decreto del estado de alarma, muchos partidos políticos permiten repreguntar en sus ruedas de Prensa en directo y de manera telemática. El problema con el comité técnico es que sin posibilidad de repreguntar muchas cuestiones quedan sin responder y la ciudadanía se queda con más incertidumbres.

Los periodistas que suscribieron el documento quieren poner de manifiesto que “estas líneas no tienen como objetivo defender ni condenar la gestión del Gobierno en la crisis del coronavirus, sino garantizar que los medios de comunicación puedan realizar su función sin mordazas y sin dificultades añadidas” y reclamaron además un “inmediato cambio de procedimiento”.

El Gabinete de Sánchez ha impuesto la tradición de obligar a pactar las preguntas, entre cuatro y cinco, a los más de 30 periodistas que cubren habitualmente la información del Ejecutivo. El resto de la profesión lo tolera porque entiende que así deber de ser. Pero la Secretaria de Estado de Comunicación ha dado un paso en falso en este pulso tomando una decisión que va a ser dificil de mantener en los próximos dias.

El manifiesto firmado por los profesionales españoles de medios de comunicación.

Este martes se produjo la respuesta silenciosa del gobierno al manifiesto firmado. Con hechos. En esta ocasión, durante la comparecencia de los ministros de Sanidad, Salvador Illa y de Consumo, Alberto Garzón, ninguna de las preguntas de los medios firmantes fue escogida por Miguel Ángel Oliver para hacerla llegar a los ministros.

El Secretario de Estado de Seguridad trasladó sólo 11 de las 46 preguntas formuladas por los medios a los ministros, pero ninguna de esas preguntas, casualmente, fue realizada por periodistas de los medios firmantes. Las preguntas que llegaron a los ministros fueron efectuadas por los medios catalanes ACN, RAC1 y La Vanguardia; los generalistas Onda Cero, Cuatro y 20 Minutos; los locales MadridDiario/DiarioCrítico; la radio La Buena Onda de Aldea en Cabo (Toledo), y los digitales 65YMÁS.COM y ElImparcial.

Sin embargo, una pregunta pactada por una docena de conocidos periodistas que habitualmente siguen la información de Moncloa, en el chat habilitado por la Secretaría de Estado de Comunicación para canalizar las preguntas telemáticas no ha sido formulada.

Los periodistas realizaron la misma pregunta exacta, que naturalmente aparecía una docena de veces en el chat habilitado para los profesionales de los medios: “¿Está considerando el Gobierno cambiar el sistema de las ruedas de prensa para atender a la reclamación de profesionales de los medios de comunicación que piden comparecencias con preguntas y repreguntas libres que no pasen por el filtro del secretario de Estado?”

Por la tarde, la SEC dio un paso para intentar desenredar el asunto y anunció que "la Secretaría de Estado de Comunicación está hablando desde el principio de esta emergencia con asociaciones representativas del sector y destacados periodistas para analizar la situación" y proponen que "arbitren un sistema de turnos y preguntas que haga posible la máxima participación y decidan los medios que deben participar a diario (...)". Es decir, que se muestran receptivos para aceptar propuestas que realicen las asociaciones de medios de comunicación al respecto.

COMPARTIR: