20 de septiembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Los Servicios Sociales de la Junta de Andalucía realizaron un exhaustivo informe sobre el modo de vida de Encarnación Jiménez Medrano

Candela Medrano, presunta estafadora de TikTok: Así perdió la custodia de sus dos hijos

La presunta estafadora de Tik Tok, Candela Medrano.
La presunta estafadora de Tik Tok, Candela Medrano.
Candela Medrano es una presunta estafadora de Tik Tok procedente de Málaga que pide dinero a sus más de 70 mil seguidores para recuperar a su hijo tutelado. Algunas de estas víctimas han donado cientos de euros para las rifas que publicaba la presunta estafadora y además ahora reciben amenazas, incluso algunas de muerte a sus hijos menores de edad. Un informe de servicios sociales de la Junta de Andalucía relata los motivos de la suspensión de la custodia de sus propios hijos.

El informe de los servicios sociales de la Junta de Andalucía de Málaga fechado el 10 de abril de 2019, obtenido por el cierredigital.com relata los motivos por los que le quitaron los hijos menores a Encarnación Jiménez Medrano, conocida en TikTok como Candela Medrano.  

Los dos hijos más pequeños de Encarnación Jiménez: C.L que actualmente tiene 11 años y L.J con 6 años, no iban por entonces al colegio. En el caso de C.L, tenía numerosas faltas de asistencia, y el menor, L.J, nunca estuvo escolarizado, por lo que el 11 de enero de 2016 ingresaron en el CMP Virgen de la Victoria.  

Este procedimiento de guarda se cierra una vez finalizado el curso escolar el 9 de septiembre de 2016 y los menores vuelven con su progenitora.  

Años más tarde, en 2019, se recibe oficio de la Fiscalía de Protección de Menores en el que consta un atestado de la policía de Fuengirola que intervino en el domicilio de la hija mayor de Encarnación, A.J, de 24 años, por intento de suicidio de Encarnación Jiménez Medrano.  

Uno de los informes redactados por los servicios sociales de la Junta de Andalucía. 

Los hijos menores continuaban sin asistir al colegio y la mayoría de las veces en que asistían, su madre, Encarnación Jiménez, no iba a recogerlos.  

El 27 de marzo de 2019 se recoge otro de los informes, en el consta que Encarnación Jiménez Medrano consume drogas en presencia de sus hijos y se acuesta a altas horas de la madrugada, por tanto, no se levanta en la mañana para llevar a sus tres hijos menores al colegio. 

Un día después, se pone una orden de alejamiento de Encarnación hacia sus cuatro hijos y se le suspende la patria potestad a la progenitora solicitando que se adopte por el órgano competente de la Junta de Andalucía la medida de protección oportuna para los mismos.  

En otro de los documentos se redacta que la progenitora no tiene a los menores aseados, es toxicómana y consume sustancias en presencia de sus hijos, profiere amenazas de muerte a sus hijos, que ha destrozado la vivienda de su hija en presencia de los menores y que maltrata a los mismos. Por ello, se solicita la retirada de los menores ya que ningún familiar puede hacerse cargo de ellos.  

Además, fueron desahuciados y se marcharon a vivir con su abuela materna. En 2014, Encarnación Jiménez Medrano sale de prisión después de permanecer en ella durante seis meses y mientras tanto, sus hijos viven con su hija mayor, A.J., en una casa ocupada que no disponía de agua ni de recursos económicos para atender a los menores.  

Uno de los hijos mayores, M.J., que actualmente tiene 18 años pero que en aquellos momentos era menor de edad, también maltrató física y psicológicamente a sus hermanos y consumía y vendía droga. Además, la policía ha hallado en numerosas ocasiones a M.J con su madre, Encarnación Jiménez, en hechos de robo con violencia incitados por la progenitora.  

Uno de los informes redactados por los servicios sociales de la Junta de Andalucía. 

Tras los hechos, dos de los menores, C.L. de 11 años y L.J. de 6 años ingresan en el centro de atención inmediata “Grazalema” y M.J., que se encontraba en paradero desconocido, es trasladado al centro de protección de menores Virgen de la Victoria el 3 de abril de 2019, el mismo día que se presenta en las dependencias policiales de Fuengirola. Después, se acordó iniciar el procedimiento de desamparo con respecto a M.J. de 18 años, que en 2019 era menor de edad.  

La historia de Candela Medrano en Tik Tok 

Encarnación Jiménez, o Candela Medrano como dice llamarse en sus diferentes cuentas de Tik Tok, es una mujer que pide dinero a sus más de 70 mil seguidores desde su residencia de Málaga para recuperar a su hijo tutelado L.J. de 6 años. La mujer se aprovecha de la buena fe de la gente para manipular a sus fieles y que le envíen donaciones de dinero a través de Bizum con el fin de, supuestamente, pagar un abogado y comprar una casa con más habitaciones.  

La presunta estafadora ha recaudado más de 12.000 euros gracias a sus seguidores, pero en el momento que no le donan dinero, ya sea a través de rifas o donaciones, Candela empieza a insultarlos y a amenazarlos de muerte a través de vídeos en directo por Tik Tok. La presunta estafadora no solo amenaza a adultos, también amenaza de muerte a menores de edad, hijos de las víctimas de las estafas de Candela.   

Lo peor de esta historia de presuntas estafas es que se están convirtiendo en bullying o acoso escolar, como el caso de una niña de 14 años a la que pegaron en el colegio después de que su madre hubiese dado dinero a Candela Medrano. Por tanto, la paliza se produjo, de forma indirecta, por culpa de la presunta estafadora.  

Además de esta víctima hay numerosas personas que han denunciado a Candela Medrano por “insultos, amenazas y calumnias”, pero por el momento la presunta estafadora no se ha presentado en ninguno de los juicios 

COMPARTIR: