25 de septiembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El portal de transparencia de Podemos no refleja desde 2017 la declaración de bienes y patrimonio de sus cargos, que solo se puede ver en el Congreso

El currículum y la declaración de bienes de Ione Belarra: De becaria a ministra en tiempo récord

Ione Belarra.
Ione Belarra.
Podemos tiene una asignatura pendiente con la transparencia. La formación morada, que el pasado 19 de julio eliminó de su portal todos los currículums, sueldos y declaraciones de patrimonio de sus dirigentes, ha ido menguando paulatinamente la información que ofrece de sus miembros. Tampoco la ha actualizado. De hecho, hasta hace pocas semanas, Ione Belarra, la actual líder del partido, todavía figuraba como diputada rasa cuando, en realidad, su ascenso ha sido meteórico en los últimos años.

La transparencia ha dejado de ser una prioridad para Podemos que, como adelantó elcierredigital.com, borró el pasado 19 de julio todos los currículums, sueldos y declaraciones de patrimonio de sus dirigentes de su Portal de Transparencia. La decisión se tomó, según reconocieron fuentes de la formación morada a este medio, el mismo día que la gerente y el tesorero de la formación morada, Rocío Esther Val y Daniel de Frutos, declaraban ante el titular del Juzgado de Instrucción Nº 46 de Madrid por el 'caso niñera', que afecta a la jefa de Gabinete adjunta del Ministerio de Igualdad, Teresa Arévalo, cuyo currículum e ingresos generan algunas dudas. 

Desde entonces no se han repuesto los perfiles de su cúpula, encabezada por la ministra Ione Belarra, de 33 años. Ni parece que exista intención de hacerlo. Su página web ha ido de este modo menguando paulatinamente la información que ofrece de sus representantes, los mismos que en 2014, cuando la formación irrumpió en el tablero político estatal, llevaban la claridad de sus cuentas como una de sus señas de identidad.

La web de Podemos. 

Errores informáticos fortuitos o mera dejadez, lo cierto es que tanto el partido morado como las formaciones que derivaron del espacio del cambio han rebajado, con el paso de los años, la importancia de estas herramientas, que permanecían completamente desactualizadas. En el caso de la página web de Podemos, de hecho, Pablo Iglesias todavía se mantenía hace unas semanas a la cabeza del organigrama, como secretario general, pese a su salida de la política el pasado 4 de mayo tras la derrota en los comicios madrileños.

Ione Belarra, la actual líder del partido, figuraba como diputada rasa y miembro de las secretarías de Asuntos Sociales y Derechos Humanos, un error que ya ha sido solventado. 

Las cuentas de Ione Belarra

La información que figuraba acerca de la actual ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030 en la página web de Podemos, antes del borrado masivo, da una idea del ascenso meteórico de la navarra.

En 2018, Ione Belarra era una diputada rasa. En su currículum figuraba, como experiencia profesional en el ámbito público, una beca de formación en el Ministerio de Igualdad de José Ignacio Wert (PP) y un contrato predoctoral en la Universidad Autónoma de Madrid. En el ámbito privado, una breve experiencia en la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR).

De ahí pasó a diputada por Navarra, donde siempre ha revalidado el escaño, a secretaria de Estado para la Agenda 2030 en marzo del pasado año y, finalmente, a ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, hace tan solo unos meses. Esta última información, no obstante, no constaba en la página web de Podemos, sino que se puede consultar en el portal de Moncloa.

Ione Belarra con Irene Montero. 

De este modo, el ascenso de Ione Belarra también se ha notado en sus cuentas. En este sentido, la última declaración de bienes que, a marzo de 2021, figuraba en el Portal de Transparencia de la formación morada corresponde al año 2017. Entonces, la actual ministra tenía tres cuentas corrientes en tres entidades distintas, con un saldo de 8.055,05 euros en Fiare, de 539,69 en Bankia, y de 20.484,10 en La Caixa. En total, algo más de 29.000 euros. Ni bienes inmuebles, ni deudas ni obligaciones patrimoniales.

En la declaración de 2019, que se puede consultar en el portal del Congreso de los Diputados, el montante ascendió en el cómputo de sus cuentas hasta los 42.719,49 euros. A ello, debe sumársele la propiedad de una vivienda, que compró a medias junto a su pareja, por valor de 100.000 euros, así como un préstamo hipotecario de 70.700 euros, entonces pendiente de abonar en su totalidad. 

Problemas con la transparencia 

En diciembre de 2014, Podemos lanzaba su Portal de Transparencia para hacer pública toda su información financiera. Entonces, el partido se felicitaba por el nivel de detalle que ofrecían sus cuentas. En concreto, en 2015, su en aquel momento responsable de Finanzas, Segundo González, presumía de “ofrecer cada vez más información para ir a la vanguardia en la implementación de las medidas de transparencia y control interno en los partidos políticos, presionando al resto de organizaciones con nuestro ejemplo y prefigurando las medidas que aplicaremos cuando lleguemos a gobernar”. La formación alardeaba de ser el “único partido que cuelga sus facturas en la web para que puedas comprobar de dónde viene y en qué nos gastamos hasta el último euro”.

Unas máximas que ya no se cumplen. De hecho, en marzo de 2019 la formación echaba el freno y modificaba su página para ocultar la información de carácter sensible, aquella que podía comprometer a sus dirigentes. Se eliminaban de este modo las facturas y se suprimían los nombres de a quienes correspondían cada uno de los gastos.

Para el borrado de currículums, no obstante, no existe, de momento, una explicación. En este sentido, ha tenido problemas la líder de su espacio político, la vicepresidenta Yolanda Díaz, cuya trayectoria profesional reflejada en la web de La Moncloa aseguraba que ostentaba tres másteres (uno de Recursos Humanos, otro de Relaciones Laborales y un tercero de Urbanismo) que fueron rebajados a "cursos superiores y de postgrado". El Gobierno de España aseguró que la corrección estaba motivada por una "discordancia" entre La Moncloa y el Ministerio de Trabajo. Y Vox pidió a Pedro Sánchez que la destituyese por, presuntamente, haber engordado su currículum.

En el pasado también existieron dudas sobre el perfil de Juan Carlos Monedero, al que algunas formaciones acusaron de inventarse un cargo de asesor del BCE; o el del eurodiputado Miguel Urban, del que existen dudas sobre una licenciatura en Historia.

COMPARTIR: