25 de junio de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El templo localizado en la Ciudad Condal comenzó su construcción en 1882 por el arquitecto Antonio Gaudí y se prevé que finalice este próximo 2026

La Sagrada Familia cada vez más cerca de su fin: Culminan las obras de las 'Cuatro torres de los Evangelistas'

Terminadas las cuatro torres de los Evangelistas, la construcción de la Sagrada Familia está cada vez más cerca de finalizar
Terminadas las cuatro torres de los Evangelistas, la construcción de la Sagrada Familia está cada vez más cerca de finalizar
Con más de 140 años desde la colocación de la primera piedra por parte de un obispo español en 1882, la obra de Antoni Gaudí sigue en construcción, aunque cada vez más está cerca de ser terminada. Recientemente, han finalizado las obras de dos de las torres principales de la iglesia, uniéndose a las otras, que se culminaron el año pasado. En su conjunto, las cuatro simbolizan a los Evangelistas: Mateo, Marcos, Lucas y Juan, considerados tradicionalmente los autores de los Evangelios.

La Sagrada Familia es obra del destacado arquitecto Antoni Gaudí, desde su inicio, siendo un un proyecto impulsado por y para el pueblo. 5 generaciones después, el templo sigue maravillando a todos sus visitantes en Barcelona. Actualmente, con más de 140 años desde la colocación de la primera piedra por parte de un obispo español en 1882, la Basílica sigue en construcción, aunque cada vez más cerca de ser terminada.

La Junta Constructora del Temple Expiatori de la Sagrada Família, una fundación que supervisa la construcción del templo, expresó que se han terminado las obras de dos de las torres principales de la iglesia. Así, se unen a las otras, que fueron terminadas el año pasado. En su conjunto, las cuatro simbolizan a los EvangelistasMateo, Marcos, Lucas y Juan, considerados tradicionalmente los autores de los Evangelios canónicos que relatan la vida de Jesús.

Las cuatro torres que han sido concluidas están coronadas con esculturas de figuras aladas asociadas con los evangelista, simbología del tetramorfos que les identifica: el ángel para Mateo, el león para Marcos, el toro para Lucas y el águila para Juan, elaboradas por el escultor Xavier Medina Campeny. Además, las construcciones se ubican a 135 metros de altura, lo que las convertirá en las terceras torres más altas de la iglesia cuando esté terminada.

En un comunicado que publicó la fundación eclesiástica el pasado miércoles, anunciaron que se celebrará una misa especial para conmemorar la ocasión el 12 de noviembre. En ella se desarrollará un acto de bendición de las torres e iluminación posterior de las mismas.

A pesar de los avances, todo apunta a que la fecha señalada para el posible final de las obras, a finales de 2025 o en 2026, no sea la definitiva. Actualmente, los responsables de la Sagrada Familia están convencidos de que la tendencia será al alza y que en 2024 se alcanzará la normalidad tras la pandemia. Será entonces cuando se empiece a plantear una nueva fecha de finalización. En la distancia se vislumbra el 2030, aunque se queda en suposiciones.

La historia de su continua construcción

La Sagrada Familia es una de las obras más importantes de Gaudí y uno de los máximos exponentes de la arquitectura modernista catalana. En 1882 se presentaba un proyecto en manos de Francisco de Paula del Villar, que siguiendo las pautas dominantes de la época, desveló la idea de un edificio muy propio del neogótico: con ventanales ojivales, contrafuertes y arcobotantes exteriores, y un campanario ahuyente. Diversos contratiempos hicieron que se destituyera a este arquitecto y se reemplazara por otro que ya comenzaba a destacar: Antoni Gaudí, cuya tumba yace bajo la basílica. Este dio una nueva orientación al proyecto y lo transformó en una ambiciosa propuesta de templo para la iglesia del futuro, como explican en la página oficial de la Basílica de la Sagrada Familia.

pexels-alina-skazka-14928878

La Sagrada Familia es un templo que ejemplifica la arquitectura modernista catalana

El 19 de marzo, el obispo Urquinaona coloca la primera piedra del templo y al año siguiente Antoni Gaudí asume definitivamente el proyecto, encargo que compatibiliza con otras obras. En 1885 se inauguró la capilla de San José, en la cripta, y en ella se celebraron las primeras misas. En 1891 comenzaron las obras de la fachada y varios años después, en 1925, se acabó el campanario de san Bernabé en la fachada del Nacimiento, el único que Gaudí pudo dejar acabado. Con el fallecimiento de Gaudí, su discípulo, Domènec Sugranyes, asumió la dirección de las obras. La construcción continuó avanzando y durante la Guerra Civil, sufrió graves actos vandálicos: se quemaron planos y fotografías y se desmenuzaron las maquetas de yeso. En 1939 Francesc de Paula Quintana asume la dirección de las obras, que consiguen seguir gracias al material que se salvó del obrador de Gaudí y al que se reconstruyó a partir de fotografías y planos publicados, como indican en la web del templo.

pexels-aleksandar-pasaric-1386444_1

El templo de la Sagrada Familia es uno de los mayores emblemas de la ciudad de Barcelona

El 7 de noviembre de 2010, el papa Benedicto XVI dedicó la Basílica al culto y la distinguió como basílica menor, celebrando una misa ante 7 mil personas. Al año siguiente se otorgó el Premio Ciudad de Barcelona 2010, en el apartado de Arquitectura y Urbanismo, a la nave del templo. La pandemia de la Covid-19 paralizó las obras en marzo de 2020, pero se reanudaron en octubre de ese mismo año, ya centradas en finalizar la torre de la Virgen. El año siguiente se añadieron por fin las doce estrellas de forja que rematan la corona de la torre y el 29 de noviembre se colocó la estela de la Virgen. Un hecho histórico al tratarse de la última pieza de la torre, que cambia el perfil de la ciudad de Barcelona.

COMPARTIR: