16 de agosto de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

LA FAMILIA GRIMALDI HA ASISTIDO CASI AL COMPLETO A LA CELEBRACIÓN MÁS ESPERADA DE LA ALTA SOCIEDAD EN EL PRINCIPADO

El Baile de La Rosa regresa a Mónaco: Ausencias sonadas, espíritu festivo y mucho glamour entre la jet set

El Cierre Digital en El Baile De La Rosa regresa a Mónaco : ausencias, espíritu festivo y mucho glamour
El Baile De La Rosa regresa a Mónaco : ausencias, espíritu festivo y mucho glamour
El Baile de la Rosa ha regresado tras dos años sin poder celebrarse a causa de la crisis sanitaria causada por el COVID 19 y el Principado de Mónaco ha vuelto a brillar gracias al glamour de los asistentes y la mimada organización. La familia Grimaldi acudió casi al completo para continuar con la tradición iniciada por la Princesa Grace Kelly. La princesa Estefanía de Mónaco y la Princesa Charlene han sido las grandes ausentes de la noche.

Mónaco ha vuelto a brillar. La Familia Grimaldi ha asistido otro año más al esperado acontecimiento del Baile de la Rosa. La alta sociedad monegasca, celebridades internacionales e invitados del mundo de la moda, la música o el arte asisten al evento que da el pistoletazo de salida a la temporada de fiestas. La Princesa Grace Kelly instauró esta cita con el fin de que Mónaco se situara en el mapa como foco de lujo y glamour. 

La Familia Grimaldi, protagonista del evento

La Salle des Etoiles, del Sporting Club de Montecarlo, volvió a ser testigo del Baile de la Rosa, el acontecimiento más esperado por el Principado. La familia Grimaldi acudió, tras dos años, al evento más importante de la agenda real y como cada año, los royals monegascos eran los más esperados. Los príncipes Alberto y Carolina de Mónaco continúan el legado de su madre, la desaparecida princesa Grace Kelly, y presidieron un año más el Baile de la Rosa.  

Los príncipes Alberto y Carolina de Mónaco junto al diseñador Christian Louboutin.

Casi al completo, la familia hizo el tradicional posado que reunió a los Príncipes Alberto y Carolina de Mónaco, esta última, acompañada de sus hijos Andrea, Pierre y Carlota Casiragui, que asistieron junto a sus parejas Tatiana Santo Domingo, Beatrice Borromeo y Dimitri Rassam. También asistió su hija pequeña, fruto de su matrimonio con el príncipe Ernesto de Hannover, Alexandra de Hannover, quien sorprendió por su look de Giambattista Valli, con los colores de la bandera del Principado. 

Ausencias sonadas        

El Baile de la Rosa ha regresado con más fuerza que nunca y a pesar de que reunió a la mayoría de la familia real de Mónaco, la ausencia de algunos de sus miembros no ha dejado indiferente a nadie. Una de las ausencias más notorias fue la de la Princesa Charlene de Mónaco, esposa del príncipe Alberto. “Mi salud todavía es frágil y no quiero ir demasiado rápido”, asegura.

La Princesa Charlene de Mónaco.

Desde 2014, la princesa Charlene no asiste al Baile de la Rosa. Tras sus diversos problemas de salud, que le alejaron del Principiado, Charlene regresó a Mónaco el pasado mes de mayo para reanudar su agenda como princesa consorte. La exnadadora era uno de los miembros más esperados en la vuelta del Baile de la Rosa.

La otra gran ausencia ha sido la de la princesa Estefanía de Mónaco, quien lleva varios años alejada de los eventos multitudinarios. 

La herencia de Grace Kelly

El 18 de abril de 1956, Mónaco se vestía de gala. El príncipe Rainero de Mónaco contrajo matrimonio con una de las actrices más aclamadas de Hollywood: Grace Kelly. Convertida en princesa consorte de Mónaco, Grace Kelly fue una de las royals más perseguidas y una de sus misiones fue poner a Mónaco en el foco internacional del lujo y el glamour. 

La Princesa Grace de Mónaco

Sus obligaciones como princesa consorte le alejaron de su vida anterior como actriz y musa de Alfred Hitchcock, un hecho que le causaba gran tristeza. Por eso, la princesa de Mónaco intentó acercar Hollywood al Principado e inauguró el Baile de la Rosa, una ocasión perfecta para reunirse con algunos de sus viejos amigos, como Frank Sinatra, Ava Gadner o Elizabeth Taylor.

El evento congregaba a lo más granado de Hollywood, la alta sociedad y otras celebrities y se utilizaba el acto para recaudar fondos que iban destinados a fines benéficos promovidos por la Fundación Princesa Grace. 

Los años 20, el regreso

En 1977 se quiso dar un giro a la celebración y desde entonces, cada año la velada gira en torno a un elemento temático. Así, en 2008 el hilo conductor de la gala fue la Movida Madrileña y por Mónaco desfilaron rostros como Pedro Almodóvar, Alaska y Mario Vaquerizo, Bibiana Fernández o Paco Clavel. Hasta 2018, el diseñador Karl Lagerfeld, que guardaba una estrecha relación de amistad con la familia, fue el director creativo del evento.

El diseñador Christian Louboutin ha sido el encargado de revelar a Lagerfeld como director artístico del Baile, y ha utilizado como temática central los años 20. Por la alfombra roja han desfilado personalidades como Janet Jackson, Fanny Ardant, Carlos Felipe de Orleans o Shirley Bassey. Los asistentes pudieron disfrutar del charlestón, la actuación de Dita Von Teese o el espíritu festivo que caracterizaron a la gala en la que la Familia Grimaldi ha vuelto a ejercer de perfecta anfitriona en una noche llena de esplendor y glamour. 

COMPARTIR: