21 de abril de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La gestión del tiempo, comunicación efectiva, establecer límites o desconectar en el ámbito laboral son algunos de los factores para evitar el estrés

La búsqueda del equilibro entre trabajo y la vida personal: Estrategias para prevenir el agotamiento

El Cierre Digital en La búsqueda del equilibro entre trabajo y vida personal.
La búsqueda del equilibro entre trabajo y vida personal.
La necesidad de establecer un equilibrio saludable entre el trabajo y la vida personal se ha vuelto una urgencia para preservar el bienestar y la calidad de vida. Y más desde que llegó a nuestras vidas la era digital. La gestión del tiempo, establecer límites o aprender a desconectar así como a saber decir 'no' de manera asertiva o respetuosa son algunas de las claves de cara a conseguir un futuro laboral más sano.

Con la llegada de la era digital, el agotamiento laboral es una realidad creciente. La necesidad de establecer un equilibrio saludable entre el trabajo y la vida personal se vuelve una urgencia para preservar el bienestar y la calidad de vida.

Es por ello, que hay que plantearse estrategias prácticas que les permitan enfrentar a los trabajadores, los desafíos de una fuerte carga laboral y evitar el deterioro extremo tanto de nuestro físico, como de algo aún más importante, la salud mental.

Desconectar y establecer límites

Uno de los desafíos más importantes, representa la dificultad para desconectarse del trabajo, por ello establecer límites digitales se convierte en una estrategia esencial para mantener el equilibrio. Definir momentos específicos del día, para hacer pausas visuales, así como apagar dispositivos y cerrar el correo electrónico a la hora que termina tu jornada laboral, te permitirá establecer una clara separación entre los momentos que son para el descanso o relajación, y aquellos que son para desarrollar las tareas de tu trabajo diario.

Gestionar el tiempo favorece en la búsqueda del equilibro entre trabajo y vida personal.

De manera que, con el auge del teletrabajo a raíz de la pandemia por Covid-19, se han redefinido los límites entre la vida laboral y personal, por lo que para fomentar un teletrabajo sano, se deberá separar físicamente el espacio de trabajo del entorno personal, como por ejemplo establecer una mesa en casa que sea exclusiva para el trabajo. También ayudará definir horarios específicos para el ello, ya que contribuye a evitar que las responsabilidades laborales se inmiscuyan en los ratos de ocio, descanso o familia; para esto se pueden trazar objetivos específicos de tramos temporales en los que deberás culminar las asignaciones que te hayas establecido.

 

Gestión del Tiempo

La gestión eficaz del tiempo es clave para evitar el agotamiento y la saturación. Es decir, que desarrollar habilidades con las que maximices la productividad durante las horas laborales es esencial, ya que planificar tareas, establecer prioridades y evitar la procrastinación son prácticas que permiten optimizar el tiempo, dejando espacio para disfrutar de la vida fuera del trabajo.

Prioriza tu salud mental

Más allá de las demandas laborales, el autocuidado debe ser una prioridad constante en la vida diaria, así que incorpora prácticas o hábitos en tu vida cotidiana, que te permitan desconectar aunque sea momentáneamente, como puede ser realizar ejercicio regularmente, la meditación y dedicar tiempo a actividades placenteras y recreativas.

Esto no solo fortalece a la salud física y mental, sino que también contribuye significativamente a mantener las energías recargadas, que tanto se requieren para las exigencias del ámbito profesional.

Comunicación efectiva

La comunicación transparente y eficiente dentro del entorno laboral es esencial para reducir la necesidad de estar constantemente conectados. Establecer canales de comunicación claros, definir expectativas y proporcionar actualizaciones regulares ayudan a minimizar malentendidos y evita la urgencia constante de revisar los mensajes. Una comunicación efectiva, crea un ambiente laboral más fluido y les permite a los empleados concentrarse en sus tareas sin sentir la presión constante de la disponibilidad inmediata.
 

Una comunicación efectiva favorece un ambiente laboral más fluido.

Además, según Jaime Asnai director de Page Group explica en “7 cualidades para el liderazgo” que "un buen trabajo en equipo es fundamental porque junto a la cooperación, a una cultura de confianza entre ambas partes y sentir que existe una escucha activa, proporciona a los trabajadores un mejor entendimiento de su razón o propósito en la empresa, lo que fomenta felicidad en los empleados y por ende a un trabajo que fluye mejor y tiende a una mayor eficiencia".

El descanso fundamental para recargar las pilas

El concepto de tiempo libre no debería ser subestimado, porque las vacaciones son más que un simple descanso; son una oportunidad vital para recargar energías; por lo que alentar a una cultura que no solo permita sino que también celebre las vacaciones, contribuye directamente a la salud mental y emocional de los trabajadores. Tomarse un tiempo alejado del entorno laboral proporciona la perspectiva necesaria para abordar desafíos con una mente más fresca y renovada.

Aprende a decir NO

Saber decir no es una herramienta poderosa para establecer tus límites, tanto en lo personal como en lo profesional. A menudo, la necesidad de complacer a los demás o el temor a la confrontación lleva a asumir más responsabilidades de las que puedes manejar. Al aprender a decir no de manera asertiva y sobre todo respetuosa, se preserva el bienestar personal y evitan también una sobrecarga de tareas. Y es que esta capacidad, no solo implica un beneficio individual, sino que también contribuye a un entorno laboral más sostenible.

Flexibilidad para adaptarse a las necesidades individuales

La adopción de modelos de trabajo flexibles son esenciales en la búsqueda del equilibrio, porque permitir a los empleados adaptar sus horarios a sus necesidades individuales, no solo mejoran la satisfacción laboral, sino que también fomenta un ambiente más saludable y productivo, porque los empleados estiman más a sus superiores al sentirse respaldados.

Sin embargo, no se debe confundir a la flexibilidad con una disminución de la productividad, sino más bien una adaptación a las diversas circunstancias que enfrentan los trabajadores. Este enfoque permite que la vida laboral y personal coexista de manera más armoniosa, brindando a los empleados la capacidad de manejar eficientemente sus responsabilidades.

Cultiva un equilibrio perdurable

El equilibrio no es solo un objetivo a alcanzar, sino que es una necesidad imperativa para el bienestar general de todos en la empresa, tanto empleados como superiores.

Implementar la desconexión digital favorece un equilibro entre trabajo y vida personal.

Al implementar estrategias como la desconexión digital, la gestión efectiva del tiempo, el teletrabajo equilibrado, el autocuidado, la comunicación efectiva, el disfrute de vacaciones, la capacidad para decir no de manera respetuosa y la promoción de la flexibilidad laboral, podemos cultivar un estilo de vida sostenible, porque no solo previene el agotamiento, sino que también contribuye a un entorno donde la productividad y el bienestar personal pueden coexistir, para que no solo mejoremos nuestra calidad de vida, sino que también sentemos las bases para un futuro laboral más saludable y duradero.

COMPARTIR: