15 de noviembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El próximo 17 de septiembre el humorista y su todavía esposa se verán las caras en el Juzgado de Violencia contra la Mujer número 4 de Madrid

Las maniobras contra la mujer de Miki Nadal, atribuyen a Carola Escámez un falso romance antes del juicio por su divorcio

Exclusiva MIki Nadal y Carola Escámez durante su matrimonio.
MIki Nadal y Carola Escámez durante su matrimonio.
El divorcio entre Miki Nadal y Carola Escámez promete seguir dando que hablar. El próximo día 17 de septiembre se realizará una vista destinada a tomar medidas cautelares respecto a su divorcio y todo apunta a que la sentencia se dictará antes del fin de año. Ante la cercanía del acto también han comenzado las intoxicaciones a los medios de comunicación. Un diario digital publicó que Carola estaba con su nueva pareja en Asturias. Pero su acompañante era su padre, el futbolista Julio Alberto.

El divorcio entre Miki Nadal y Carola Escámez sigue generando polémica. Desde el entorno del humorista cierran filas con respecto a él en su batalla legal con la que todavía es su esposa. Sin embargo, este enfrentamiento está empezando a tener víctimas colaterales en forma de periodistas que se ven intoxicados por informaciones erróneas.

La última ha tenido lugar el lunes cuando un diario digital publicó que Carola estaba pasando unos días junto a su nueva pareja en Asturias. La verdad de todo es que la joven estaba visitando a su padre el  exjugador de fútbol Julio Alberto que vive en un pueblecito del Principado.

El medio en cuestión retiró la información errónea al sentirse engañados por sus fuentes que algunos vinculan al entorno de Miki Nadal. No era la primera vez que se especulaba en las redacciones con una posible relación de Carola. En concreto con su entrenador personal. Esto tampoco es real pero a la redacción del diario digital llegó la información de que Carola estaba en Asturias junto a su pareja, que muchos vincularon con el citado entrenador que ya había sido protagonista de otra ‘serpiente de verano’.

El exfutbolistas Julio Alberto, padre de Carola Escámez.

Detrás de todo este chusco plan podría estar gente cercana al humorista que estarían intentando lavar su imagen de cara a la cercana fecha del 17 de septiembre cuando éste tendrá que enfrentarse a su juicio de divorcio en el Juzgado de Violencia contra la Mujer número 4 de Madrid, debido a que el actor fue condenado con vejaciones leves contra su esposa. A pesar de que el actor cómico ha presentado un recurso a esta sentencia del Juzgado de Violencia contra la Mujer número 4 en la Audiencia Provincial de Madrid, su divorcio no se tramitará en el Juzgado de Familia correspondiente sino en el citado de Violencia contra la Mujer.

La medida se ha tomado debido a la propia naturaleza de este tipo de Juzgados, que suelen operar a mayor velocidad que los ordinarios. De hecho, para el próximo día 17 de septiembre la vista se realizará para que se tomen las medidas cautelares y todo apunta a que la sentencia de divorcio se dictará antes de final de año. Es decir, también antes de que el recurso de Nadal por su sentencia por vejaciones se resuelva, ya que la Audiencia Provincial de Madrid puede tardar más de diez meses en pronunciarse.

De cara al juicio mucho parecen querer menoscabar la imagen de Carola Escámez de una forma cutre y jugando, además, con la credibilidad de los profesionales de la prensa. Un intento, por si fuera poco, bastante machista y desfasado ya que el hecho de que una mujer estuviese rehaciendo su vida no sería óbice para haber sufrido vejaciones leves.

Ahora, todo parece indicar que Nadal después de haberse sometido a varias operaciones de cirugía estética, se enfrenta a un proceso de divorcio donde parece que no lo tendrá fácil.

COMPARTIR: