10 de agosto de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Pamplona mucho que disfrutar más allá de San Fermín

Pamplona, aunque universalmente conocida por las fiestas de San Fermín es muchísimo más. Su rico patrimonio, su gente, su gastronomía e incluso la cercanía a lugares y paisajes de ensueño la convierten en un magnífico destino tanto de vacaciones como si vas a realizar una pequeña escapada. Sea cual sea tu plan, tener la mejor opción de alojamiento en Pamplona es fundamental.

Una ciudad llena de historia

Pasear y disfrutar de todo lo que ofrece Pamplona es fundamental. Podemos partir de la Plaza del Castillo, el centro neurálgico de la ciudad en la que además nos encontramos con una amplia oferta de ocio y gastronomía, como el Café Iruña que inmortalizó Hemingway.

Desde allí, podemos visitar el Ayuntamiento y su plaza, conocido mundialmente por el chupinazo o la Catedral de Pamplona, que tras su fachada neoclásica alberga un corazón gótico en el que destaca su espectacular claustro.

Toda esta visita lo podemos hacer paseando por las callejuelas del centro histórico, visitando otros lugares emblemáticos como la capilla de San Fermín y sin duda, visitar las dos grandes estructuras defensivas de la ciudad, tanto sus murallas como el espectacular Fuerte de San Cristóbal y su panorámica de la ciudad.

Una rica gastronomía

Tanto que ver seguro que agota nuestras fuerzas y para ello la oferta gastronómica en Pamplona es espectacular y para todos los gustos, desde los que quieran disfrutar desde sus magníficas tapas a platos más elaborados.

Todo ello aprovechando los ricos productos de la tierra y regado con el mejor de sus vinos destacando los espárragos de Navarra, las pochas con chistorra o los pimientos de piquillo de diferentes formas.

Qué ver muy cerca de Pamplona

Pamplona está también magníficamente situada, prácticamente en el centro de la comunidad foral con lo que es perfecto para realizar excursiones sin tener que alejarse mucho.

Un imprescindible es Olite y su castillo. Su fama de ser considerado uno de los pueblos medievales más bellos es más que merecida y lo comprobarás en sus iglesias o paseando por sus estrechas calles que conducen a su imponente castillo.

Si quieres cambiar completamente de registro puedes visitar las Bardenas Reales y su espectacular paisaje semidesértico con sus increíbles figuras geológicas que definen este parque natural y reserva de la biosfera.

 

Si seguimos la estela del Camino de Santiago tenemos dos paradas imprescindibles, Estella, con una gastronomía desbordante alrededor de la plaza de los fueros y otra villa medieval por excelencia, Puente La Reina, donde confluyen las dos vías principales del Camino de Santiago Francés en una villa de gran riqueza arquitectónica.

 

Esto es solo un pequeño ejemplo de distintos planes que hacer en Pamplona, una ciudad cosmopolita que aúna modernidad y tradición convirtiéndose en uno destino perfecto para pasar unos días de descanso y de diversión. Y es que Pamplona es mucho más que los San Fermines y por ello tener el mejor alojamiento para poder recuperarse y realizar todos estos planes y muchos más es tan importante.

COMPARTIR: