23 de abril de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La Unión Europea presentó una idea parecida con el nombre “Digital Green Pass” pero todavía no funciona de manera efectiva

El pasaporte COVID de vacunación y cómo funciona en Estados Unidos

En Estados Unidos se esta estudiando la iniciativa de crear un pasaporte de vacunas o una prueba digital del estado de vacunación de COVID-19 con el fin de evitar las pruebas para saber si alguien tiene el virus o ponerse en cuarentena después de viajar a cualquier lugar.

La Comisión Europea presentó una idea muy similar con el proyecto “Digital Green Pass”, un certificado digital que funcionará como un pasaporte de vacunación Covid-19. Según la comisión, “facilitará la circulación en condiciones de seguridad” dentro de la región. A diferencia de la idea europea, Estados Unidos expresó que el pasaporte podrá utilizarse para entrar en más países y en otros continentes, además de explicar que su forma será digital y se utilizará como complemento al pasaporte que otorga cada nación.

Varias compañías desarrolladoras de contenido, como IBM, se están planteando hacer la competencia a la hora de desarrollar la aplicación tecnológica. Algunas ya trabajan para hacer posible cargar los archivos necesarios que comprueben la vacunación, mientras que otras esperan que haya un acuerdo con los centros en los que se vacuna para que la información se cargue automáticamente.

Mónica Silvana pide a la Comisión que el certificado verde digital sea  accesible a las personas con discapacidad y que garantice su accesibilidad  universal - Socialistas Españoles en el Parlamento Europeo

Digital Green Pass

A diferencia de las tarjetas de vacunación que está otorgando el gobierno estadounidense a los ciudadanos después de haberse vacunado, el pasaporte Covid en el que ya trabaja IBM dispondrá de un “Digital Health Pass” donde se podrán ver los registros de temperatura corporal, resultado de pruebas y más.

Actualmente, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, los estadounidenses completamente vacunados pueden viajar por todo el territorio siempre y cuando muestren su tarjeta de vacunación. Sin embargo, en esta nación hay un gran debate entre los que piensan que es necesario que exista este pasaporte y los que creen que va en contra de la libertad de tránsito.

Hasta el momento, desde la Casa Blanca se explicó que no serán obligatorios y algunos expertos políticos han asegurado que esta disputa podría ser un punto bastante importante durante el próximo proceso electoral para la renovación de integrantes de las Cámaras e incluso para la elección de gobernadores.

Se prevé que tanto el pasaporte Covid que propone Estados Unidos como el Certificado Verde de la Unión Europea respeten la protección de datos, la seguridad y la privacidad, por lo que tan solo se requerirá el nombre del titular, nombre de la vacuna, el número, la fecha y el lugar de vacunación. Sin embargo, las empresas desarrolladoras proponen que se pueda acceder a más datos. Finalmente la información que se incluya dependerá de los contratos que lleven a cabo los países y los particulares.

En el contexto internacional, el Foro Económico mundial (FEM)y la Fundación del Proyecto Commons están desarrollando el "CommonPass", éste crearía un código QR escaneable que mostraría la cartilla o tarjeta de vacunación que otorgue cualquier país. Por otra parte, la Asociación Internacional de Transporte Aéreo también está trabajando en la creación de pases de viaje, a los que podrán acceder los viajeros que hayan completado su fase de vacunación, evitando así los test de Covid en los aeropuertos. Esta actividad ya está siendo realizada en 22 aerolíneas de Estados Unidos y la Unión Europea.

Los test en aeropuertos podrían salvar 20 millones de empleos en Europa |  Economía

Pruebas COVID-19 en aeropuerto.

Sin embargo, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) no ve con buenos ojos que se impongan las vacunas como requisito de viajes internacionales, ya que al ser digital podrían violentar los derechos humanos, aumentar la desigualdad social y entre países, e inclusive romper acuerdos internacionales de libre tránsito, por lo que la Organización Mundial de la Salud (OMS) ya está trabajando en crear un marco para un certificado de vacunación mundial, algo que evite las desigualdades, ya que no será necesariamente digital.

COMPARTIR: