18 de septiembre de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Sus consejos de inversión fracasan al mismo tiempo que su imagen pública se desmorona

La caída de Josef Ajram: de actractivo gurú mediatico al desplome de su imperio económico

Josef Ajram
Josef Ajram / YouTube
El perfil de Josef Ajram era muy atrayente, ultraatleta, motivador, no había reto que no pudiera superar. Pero estos “méritos” se han demostrado que no sirven para nada a la hora de gestionar patrimonio. El mediático "coach" abandonó su ‘Ajram Capital Sicav’ mientras se desplomaba y protagonizaba una caída del 21%

La disolución de la SICAV de Josef Ajram era la crónica de una muerte anunciada desde hace meses. Ajram Capital ya había sufrido el pasado mes de marzo la salida del 21% de sus accionistas, reduciéndose a 655 inversores. Esta fuga coincidía con la presentación de unos pésimos resultados en el año 2017 con unas pérdidas del 10,9%. Un dato sorprendente, ya que la cartera de Ajram Capital invertía en empresas españolas y el IBEX 35 había cerrado el año con un resultado positivo del 7,40%.

Ajram entonces negaba la evidencia y señalaba que esta pérdida de accionistas se debía a que muchos de ellos habían pasado su cartera a otros productos de carácter más conservador.

Poco más de seis meses después, el 18 de febrero, Josef Ajram comunicaba su salida de Link Securities, la sociedad de valores que gestionaba su SICAV tras acumular una rentabilidad negativa del 21,12% desde que Ajram asumió la gestión en mayo del 2016. En los tres primeros trimestres del año, la rentabilidad ha sido del -2,71%, -1,43% y -4,75%, respectivamente y según datos de la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) sus accionistas habían vuelto a caer hasta un mínimo de 573. Lo peor es que todos estos accionistas están atrapados en inversiones de riesgo y con una proyección de mejora en el corto plazo nula que solo pueden empeorar en los próximos meses.

"Bolsa para dammies", uno de los exitosos libros de Ajram / You Tube

Entre sus principales posiciones, hay valores muy golpeados del parqué español: DIA (que supone un 4,33% de la SICAV), Pharma Mar (3,40%) o Duro Felguera (2,15%), según la última ficha mensual del producto en septiembre. De hecho, es uno de los mayores inversores en la distribuidora de alimentos, que ya se ha desplomado casi un 70% de su valor de cotización. De las 12 principales acciones de Ajram Capital, ocho de ellas se encuentran en una clara tendencia bajista en bolsa. Incluso apostó a que bajaría el precio de las acciones de Red Eléctrica cuando es precisamente de las eléctricas españolas la que menos está cayendo. Toda una demostración de pésimas elecciones.

Ahora, vapuleado por sus detractores en redes sociales, Josef Ajram tendrá que reinventarse y en el mundo de las inversiones y gestión del patrimonio lo tiene bastante complicado.

El ascenso a la popularidad

Si por algo ha destacado Josef Afram es por unir dos mundos tan, aparentemente, opuestos como el entretenimiento y el mundo de las inversiones. Un físico atractivo, un aura de deportista y un discurso positivista sencillo y fácil de vender han sido sus armas. Para ello ha contado con la inestimable ayuda de unos medios de comunicación ávidos de nuevos personajes, que encuentran en las redes sociales un perfecto altavoz. En los últimos años pocos periodistas no han sentado ante sus micrófonos a Ajram. De Risto Mejide a Julia Otero pasando por “La sexta noche”, todos vieron en el catalán era un magnífico filón.

Nacido en Barcelona en 1978 de padre sirio y madre española, este atractivo cuarentón saltó a la popularidad en 2009 con su primer libro “¿Dónde está el límite?” que fue todo un best-seller y le convirtió en un personaje de moda. El toque de autoayuda del texto, que se repetiría en los siguientes libros, mezclado con sus explicaciones de un mundo tan complejo como el de la economía y la inversión en bolsa hicieron que sus trabajos literarios se vendieran como churros.

Una de sus bazas para la fama ha sido su físico de deportista que muestra generoso en las redes/ Instagram

A todo esto, se suma un perfecto conocimiento del markenting. Ajram sabía que el principal valor comercial era el mismo. Su discurso unido a su imagen, tanto vestida como desnuda, hicieron de él un personaje símbolo de todo y de nada.

Su imagen más epidérmica tiene como principal baza un físico tatuado y, sobre todo, moldeado gracias al deporte. Ajram es un atleta amateur, que participa en carreras de resistencia como el triatlón, bicicleta de montaña o maratones. En sus redes sociales da buena cuenta de sus participaciones en distintas competiciones como, por ejemplo, la Ruta Cashless-Pay Pal. Su popularidad ha hecho que acabe también en una de las profesiones de moda: la de coach impartiendo diferentes cursas para invertir en Bolsa y conferencias.

Teniendo cuenta esto ¿cuánto dinero gana Josef Agram? Él mismo responde a su peculiar forma desde su página web: “La importancia de comunicar mi filosofía de vida y mi manera de hacer me ha llevado a multiplicar las apariciones en medios convencionales y online durante los últimos años. Esto ha permitido que el valor económico de Josef Ajram se dispare y el retorno para las marcas (ROI) sea cada vez superior”. Todo humo, en un carrera, que hasta ahora ha hecho de administrar la nada, un magnífico negocio.

COMPARTIR: