15 de junio de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

CUANDO LLEGARON LOS AGENTES EL VARÓN ESTABA TUMBADO EN EL SUELO SIN RESPIRACIÓN, ENSANGRENTADO Y CON EL TELÉFONO MÓVIL EN LA MANO

La Policía salva en Madrid a un hombre que había recibido tres puñaladas de su pareja

El Cierre Digital en Calle Goya y la Policía Nacional
Calle Goya y la Policía Nacional
El pasado 21 de febrero de madrugada la Policía Nacional acudía al domicilio de una pareja en la calle Goya tras una llamada de emergencia. La mujer les abrió la puerta diciendo "he sido yo". Los agentes subieron a la planta superior del dúplex y se encontraron su marido tirado en el suelo, desnudo, inconsciente, ensangrentado y con tres puñaladas. La rápida actuación de la policía salvó la vida a la víctima. La mujer fue detenida y está acusada de tentativa de homicidio.

Entre las 06:20 y las 06:45 del 21 de febrero tuvo lugar en Madrid un caso extremo de violencia de género por parte de una mujer contra un varón. Los hechos tuvieron lugar en un domicilio de la calle Goya de la capital. Según ha podido saber elcierredigital.com a través de fuentes cercanas al caso, una patrulla de la Policía recibió una llamada a través de CIMACC 091, en la que el SUMMA les solicitaba colaboración al conocer que una persona se estaba apuñalando. Una vez acudieron al domicilio, la mujer les abrió la puerta muy nerviosa manifestando “he sido yo” en reiteradas ocasiones. Los funcionarios observaron que la mujer tenía la boca seca, las pupilas dilatadas y la mirada perdida. 

UVI Móvil | SUMMA 112

UVI móvil de Madrid

Ya en la vivienda, tipo dúplex, los agentes accedieron a la entreplanta y localizaron al varón arrinconado en el suelo, completamente desnudo y lleno de sangre. En ese momento observaron que el hombre tenía tres heridas de un arma punzante, una en el pecho, cerca de la zona del corazón, y dos en su hombro izquierdo.

Los policías comprobaron que el hombre no respiraba ni tenía pulso, por lo que procedieron a realizar maniobras de Reanimación Cardio-Pulmonar. Posteriormente se realizó la apertura de las vías aéreas y se le taponaron las heridas que estaban sangrando en abundancia. Tras esto acudió una UVI del SUMMA para hacerse cargo de la intervención sanitaria.

Con el SUMMA a cargo del herido, los policías localizaron un cuchillo de mango negro manchado de sangre en el baño. El arma parecía haber sido limpiada. Según el informe, los agentes custodiaron el objeto hasta la llegada de la Policía Científica para la realización de la inspección del mismo.

El testimonio de una vecina ayudó a detener a la mujer


Un vecino explicó a los agentes que había oído ruidos y que al salir a preguntar a otra vecina le manifestó que la detenida acababa de apuñalar a su pareja. La vecina le relató a la Policía que la detenida golpeó su ventana y que al acudir a su domicilio vio al hombre lleno de sangre. Según el atestado, la vecina decidió marcharse sin prestar auxilio ni realizar actuación alguna para evitar tener problemas.

El Gobierno despliega en Madrid medio millar de policías para contener a  las bandas juveniles

Policía Nacional

En este mismo atestado se recoge que la pronta actuación de los agentes con la realización de las maniobras de reanimación consiguió sacar a la víctima de la parada cardiorrespiratoria en la que se encontraba. El hombre fue trasladado al hospital La Princesa, donde se encuentra estable pero en estado muy grave. Por estos hechos la policía procedió a la detención de la mujer.

Según fuentes policiales esta pareja "tenía fuertes discusiones"

Según explican a Elcierredigital.com fuentes policiales cercanas al caso, “entró una llamada en la que, supuestamente, una persona se estaba auto apuñalando. Cuando entramos, la mujer estaba en shock y observamos que en la parte de arriba del dúplex el hombre estaba tirado en el suelo, sin pulso y con el teléfono móvil en la mano. Cuando registramos encontramos dos cuchillos, uno lavado y otro en el baño lleno de sangre. Tras observar las puñaladas nos dimos cuenta de que el hombre tenía una en un ángulo donde es prácticamente imposible apuñalarse. Cuando llegaron los servicios sanitarios el hombre volvió a entrar en parada y conseguimos volver a reanimarle. Cuando lo llevaron al hospital le indujeron al coma”. 

“La mujer fue a pedir ayuda a la vecina diciéndole que había apuñalado a su pareja y cuando la vecina entró, decidió huir al ver que el colchón estaba lleno de sangre. La mujer fue detenida por su propia declaración y la de la vecina y por los indicios. Por lo que conocemos hasta el momento la mujer será acusada de tentativa de homicidio mientras el hombre siga vivo. Es una pareja que conocíamos de hace tiempo porque algunas veces llaman los vecinos porque discuten, además hace años ya tuvimos una intervención con ellos, por lo que llevaban bastante tiempo juntos”, concluyen las mismas fuentes policiales. 

COMPARTIR: