21 de agosto de 2019
|
Buscar
EDICIÓN VERANO

Un joven de 24 años ha sido detenido en el municipio granadino de Pinos Puente

Recuperadas las armas robadas en un cuartel de la Guardia Civil en Láchar (Granada) que cierra los fines de semana

El acuartelamiento de la Guardia Civil en Láchar (Granada)
El acuartelamiento de la Guardia Civil en Láchar (Granada)
La Guardia Civil ha detenido a un joven de 24 años por el robo de armas en un cuartel de Lánchar (Granada) y ha recuperado cuatro armas. Varios ladrones sustrajeron el pasado sábado cinco armas cortas y ciento cincuenta cartuchos de nueve milímetros del puesto de la Guardia Civil en la localidad de Láchar, situada a 25 kilómetros de la ciudad de Granada.

La Guardia Civil ha detenido este lunes a una persona vinculada con el robo de armas en el cuartel de la Benemérita ubicado en la localidad granadina de Láchar, y ha recuperado cuatro armas que fueron sustraídas el pasado sábado.

Fuentes de la Guardia Civil han informado a Europa Press de la detención de un joven de 24 años en Pinos Puente, Granada, en relación con este episodio.

En este contexto, se han recuperado cuatro armas, aunque la Guardia Civil mantiene la investigación abierta por si hubiera más personas involucradas en este caso.

Asociaciones de Guardias civiles denunciaron el robo

Desde las asociaciones profesionales AUGC (Asociación Unificada de Guardias Civiles), IGC (Independientes de la Guardia Civil) y AEGC (Asociación Española de Guardias Civiles)  aseguran que el aviso del robo en Láchar se envió  a las unidades de la zona por radio.

Estas dependencias de la Guardia Civil no están vigiladas durante la noche porque no hay personal presente  entre las 22.00 y las 06.00 de la mañana.

Este inmueble de la Guardia Civil está desprotegido durante los fines de semana, según denuncian los agentes. 

Los ladrones accedieron  por la parte trasera del acuartelamiento, llegaron al vestuario tras romper el cristal de la puerta y consiguieron abrir las taquillas de los guardias civiles en el cuartel. Después fueron  a uno de los pabellones y  registraron todas oficinas y viviendas. Como  botín  se llevaron cinco pistolas marca Bereta, el arma reglamentaria de la Guardia Civil, y un GPS  de la Oficina del Seprona. El Instituto Armado investiga ya los hechos.

Este puesto abre solo de lunes a viernes para atender a los ciudadanos de Láchar, que son unos 3.000 en total. Pero este domingo, uno de los Guardias Civiles destinado allí ha entrado y se ha percatado dle robo. 

Las asociaciones de la Guardia Civil reclaman más seguridad en todas sus dependencias

En el registro, los agentes detectaron que habían sido robadas cinco armas cortas así como unos  150 cartuchos del calibre 9mm. Todas las unidades conocen ya la numeración de las pistolas para poder localizarlas.

Las diferentes asociaciones de guardias civiles, como la IGC, de caráter independiente dentro del cuerpo de seguridad, denuncian que lle tiempo reclamando mayores medidas de seguridad en los puestos, sobre todo en los que hay poco personal, en pueblos pequeños, que sólo se abren algunos días a la semana o por la mañana, y que durante parte de la semana se quedan vacíos. Piden cámaras de segridad, rejas y armeros... También quieren un aumento y reestructuración de la plantilla  y de los puestos. Exigen además, más seguridad para los efectivos de la Guardia Civil.

Nota de la AUGC 

ASOCIACION UNIFICADA DE GUARDIAS CIVILES
COMUNICADO DE PRENSA DELEGACION DE GRANADA
DE NUEVO UN CUARTEL DE LA GUARDIA CIVIL,
OBJETO DE ROBO


El actual despliegue de la Guardia Civil genera unas carencias que repercute en el servicio al ciudadano. En este momento el mantenimiento de unidades pequeñas origina pérdidas de tiempo y personales en detrimento de la calidad del servicio que se tiene que dar a la ciudadanía. Cada año la falta de personal provoca el cierre de cuarteles o que estos queden reducidos a meros edificios fantasma con una bandera ondeando; donde la atención al ciudadano no se puede llevar a efecto, largas horas de espera hasta que los agentes de otras unidades acuden a requerimiento del ciudadano, pues no hay patrullas suficientes para atender a los ciudadanos.

Fachada del cuartel de Láchar (Granada)

Durante la pasada madrugada, autor o autores, presuntamente habrían entrado en el Cuartel que el Cuerpo mantiene en Lachar (Granada), donde se habrían apoderado de varias armas cortas, cargadores y munición, sin que nadie se percatara hasta la maña del mismo día 24, no es la primera vez que personas que se asalta los Cuarteles de la Guardia Civil en la provincia, ya en el Cuartel de Pedro Martinez, de la misma forma se llevaron Marihuana que había en las dependencias oficiales.

El pésimo despliegue en la Comandancia de Granada de efectivos y unidades, en los que encontramos falta de personal, patrullas unipersonales o mixtas formadas por varias unidades, cuarteles inoperativos, cerrados, o con horarios limitados de apertura, oficinas municipales de denuncias, y un sinfín de inventos y parches que no parecen haber aportado la solución deseada para quien las estudió.

Desde AUGC se han propuesto en infinidad de ocasiones y se han realizando campañas al Consejo Asesor de la Guardia Civil por activa y pasiva, armeros para custodiar las armas cortas y largas, de los agentes y de las unidades y que como vemos, las mismas han sido obviadas.

Estamos pues ante un lamentable y macabro hecho, donde en estos momentos hay cinco armas cortas desparecidas con munición real, sustraídas del interior de un Cuartel de la Guardia Civil, lo que denota la dejadez de la institución por la seguridad de sus instalaciones y por la de su personal.

Una pistola Beretta de 9 milímetros como las que han robado en el cuartel de Láchar (Granada) 


AUGC se pregunta de nuevo, cómo se pueden mantener cuarteles cerrados donde hay armamento, grandes cantidades de sustancias estupefacientes y otro material oficial y/o particular sin custodia alguna, sin sistemas de alarmas, sin cámaras, sin personal, ¿donde están los estudios de seguridad, los de riesgos laborales? Desgraciadamente no será la última vez que tengamos que oír este tipo de noticias, estamos muy seguros quizá si se nos tuviera en cuenta y prestara atención a todo cuanto informamos en reuniones oficiales, casos como este podrían haberse evitado.

Desde el año 2013 se vienen solicitando medidas de seguridad para la custodia de las armas, hasta el año 2019 como podemos observar las mismas no han sido atendidas; ahora queda esperar la conclusión de la investigación y esperamos que no se tomen a los agentes propietarios de las armas como cabezas de turco, pues como decimos ya había conocimiento oficial de esta y otras medidas de seguridad. Desde Augc se viene solicitando la reagrupación de unidades un modelo policial del siglo 21.

Con más de 26.000 afiliados, AUGC es la decana de las asociaciones profesionales y la mayoritaria en el Consejo de la Guardia Civil. Cuenta con representación en todo el territorio español, en cada una de las unidades y especialidades del Cuerpo y viene liderando el movimiento asociativo desde la llegada de la democracia, cuando nació como un sindicato clandestino. Su lucha por la democratización de la institución le valió en 2010 el Premio Nacional de Derechos Humanos que concede la Asociación Pro Derechos Humanos de España (apdhe).

Inspección ocular

Como continuación a novedades anteriores relativas a la sustracción de cuatro armas cortas de dotación oficial en el interior del acuartelamiento de Láchar (Granada), se participa, que tras inspección ocular, se identifica un fragmento de huella lofoscópica que corresponde a Jonathan Gutiérrez García, siendo detenido éste en la localidad de Pinos Puente (Granada) y recuperándose tres armas Beretta, además de un arma corta del calibre 6,35, sin numeración, desconociéndose la procedencia; un chaleco antibalas oficial de uso externo, el GPS sustraído en la oficina de Seprona, numerosa munición y unos grilletes.

COMPARTIR: