15 de noviembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Instituciones Penitenciarias envía este lunes un equipo de control de plagas para evaluar el problema y si es necesario, fumigar

Chinches en la Prisión de Valdemoro: funcionarios denuncian graves picaduras tras su paso por los módulos 8 y 9

Chinches en la Prisión de Valdemoro.
Chinches en la Prisión de Valdemoro.
Los sindicatos ACAIP-UGT, CCOO y CSIF han denunciado que varios de los funcionarios que trabajan en la prisión de Valdemoro han sufrido picaduras de insectos que corresponderían a chinches en las últimas semanas. Instituciones Penitenciarias evaluará el problema este lunes a través de un equipo de prevención de plagas.

Las secciones sindicales de ACAIP-UGT, CCOO y CSIF en el centro penitenciario de Madrid III Valdemoro han denunciado ante la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias las picaduras y heridas que han sufrido varios de los funcionarios que trabajan en esa cárcel madrileña, concretamente en el módulo 8 y 9.  Según los facultativos que han atendido a estos trabajadores afectados, se trataría de chinches a juzgar por el aspecto de las heridas que presentan.

Una de las picaduras de los funcionarios de Valdemoro. 

El documento enviado a Instituciones Penitenciarias por los sindicatos relata los diversos casos registrados. Según los sindicatos, una funcionaria de la prisión de Valedemoro que había trabajado en el módulo 8 el 30 de junio, comunica el pasado 6 de julio que tiene picaduras en un brazo y en la espalda. La trabajadora, tras acudir al médico, le confirman que se trata de una picadura de insecto al tiempo que solicita que se compruebe si hay más compañeros que asisten en el módulo 8 afectados por el mismo problema.

Varios funcionarios afectados durante dos semanas

Tras las comprobaciones, se descubre que otro funcionario que trabajó el 1 de julio en el módulo 8 tenía picaduras en la pierna, al igual que otro que trabajó el 2 de julio en el mismo módulo y que también presentaba muchos picores en piernas y brazos con ronchones, aunque lo achacó a una posible alergia. También registraron similares afecciones de otro funcionario que trabajó el 3 de julio y que aseguraba tener picaduras que, sin embargo, consideraba consecuencia de picaduras de mosquitos. Faltan por ahora dos trabajadores que también prestaron servicios en la cárcel de Valdemoro esos días. 

Pero el caso más extremo se habría dado hace una semana y es el de otro funcionario trabajador en el módulo 8 y que ha tenido incluso que fumigar su propia casa tras haber encontrado chinches en ella.  

Otras de las picaduras que se denuncian ante Instituciones Penitenciarias. 

Instituciones penitenciarias se ha comprometido a enviar este mismo lunes un equipo de prevención de plagas para evaluar y resolver el problema. Esto es lo que exigían los trabajadores alarmados por las condiciones en las que se encuentran los afectados. Si es necesario, se procedería a la fumigación de los lugares comprometidos por dichos insectos en los módulos 8 y 9 de la prisión.

COMPARTIR: