25 de septiembre de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Los casos de ciberacoso, amenazas y ataques a los maestros como el del colegio de Monteagudo en Murcia, el más reciente, se repiten a menudo

Continúan los casos de agresión a docentes: El profesorado ya no infunde respeto en menores

Colegio Monteagudo de Murcia.
Colegio Monteagudo de Murcia.
El pasado miércoles 16 de febrero, en el colegio Monteagudo de Murcia, un adolescente de 13 años, de 2º de la ESO, apuñaló a su profesor de Lengua Inglesa en clase. Lo hizo por la espalda y en hasta tres ocasiones. Este es el último caso de violencia contra el profesorado. Sin embargo, no se trata de un caso aislado. Varios casos en Sevilla, en Navarra, en Alicante o en Cádiz han tenido lugar últimamente. Tanto los alumnos como sus familiares están perdiendo el respeto a la figura del docente.

Desde hace tiempo se viene alertando de un crecimiento considerable de violencia en las aulas. Aunque, tradicionalmente, el objeto de las políticas educativas ha sido evitar la violencia y el acoso de unos alumnos a otros, ahora asistimos al acoso y agresión del alumnado al personal docente.

Justamente es el caso de un alumno del colegio Monteagudo de Murcia, que apuñaló por la espalda a su profesor de Lengua Inglesa, Paul K., procedente de Irlanda. El hombre, de 41 años, tuvo que ser trasladado al hospital Morales Meseguer, aunque las heridas no eran graves. El adolescente, de 13 años, fue llevado a las dependencias del Grupo de Menores de la Policía Nacional mientras la Fiscalía decide qué hacer.

Todos en el colegio Monteagudo de Murcia, gestionado por el Opus Dei, se han mostrado sorprendidos y consternados por este terrible acontecimiento. Según se ha podido saber, ni el alumnado, ni el profesorado, ni la dirección habían notado ningún comportamiento extraño por parte del chico antes de este incidente, ni tampoco eran conocedores de que el profesor y él pudieran tener una mala relación o hubieran protagonizado algún problema de convivencia en las aulas. Sin embargo, alguno de los alumnos del colegio sí ha reconocido haber visto al chico enseñarle a uno de sus compañeros una navaja o un cuchillo en el baño. 

Herida por evitar una agresión entre menores

Marta Ripoll, directora del IES Ibaialde, en el municipio de Burlada, en Navarra, fue agredida por un alumno a principios del mes de febrero. La responsable del centro de estudios observó, a la salida de las clases, que un adolescente estaba golpeando a un grupo de chicas, también menores, entre las cuales se encontraba la expareja del agresor.

Tanto Ripoll como el conserje del instituto se acercaron para tratar de frenar al chico. La directora del centro sujetó al agresor por la espalda hasta que consiguió, aparentemente, que se calmara. Sin embargo, al soltarlo, el chico se giró y le propinó tal puñetazo que le rompió el hueso orbital. La mujer quedó tumbada en el suelo, semiinconsciente, y ha tenido que ser operada. No obstante, ni el agresor ni las menores a las que Ripoll trató de proteger son alumnos el IES Ibaialde.

Agresión en Sevilla

El pasado 28 de enero, un adolescente de 14 años agredió a una de sus profesoras en el instituto Azahar, situado en la zona norte de Sevilla. La Policía Nacional detuvo al agresor poco después de los hechos, que sucedieron durante el horario lectivo. Al joven se le imputan delitos de lesiones y de atentado a la autoridad, pues así se considera a los docentes cuando ejercen su profesión en el aula.

La profesora indicó en distintas ocasiones al joven que dejara de utilizar el teléfono móvil durante la clase, además de recordarle que debía usar correctamente la mascarilla. El alumno no solamente ignoró los requerimientos de la docente, sino que adoptó una actitud provocadora. El agresor acabó por escupir a la maestra, a quien después propinó un puñetazo en la cara. El joven fue puesto en libertad tras prestar declaración ante la Policía Nacional, que trasladó el caso a la Fiscalía de Menores.

Agredido y cuestionado

El pasado 3 de noviembre del 2021, un alumno de FP Básica zarandeó a su profesor de Matemáticas, Manuel Recio, al final de la clase. Cuando el profesor terminó sus explicaciones, el menor se levantó y chocó adrede con el cuerpo del docente con tal fuerza que, incluso, las gafas del último cayeron al suelo. El profesor pidió explicaciones por el comportamiento al joven, quien, lejos de ponerle fin, agarró al hombre por los antebrazos y comenzó a zarandearle diciendo que siempre estaba por medio.

El profesor no denunció los hechos ante la Policía, ya que no presentaba lesiones. Sin embargo, el instituto siguió las medidas que establece su plan de convivencia en las aulas y decidió que el alumno debía ser trasladado de centro educativo.

La sorpresa para todos llegó cuando la Delegación territorial de Educación impidió el traslado del menor unos días más tarde, con lo que el joven acabó por volver al centro. Poco después recibieron la visita de una inspectora que, lejos de preocuparse por la agresión, puso en duda las capacidades del docente. Desgraciadamente, el joven, según el profesor, sigue provocándolo, por lo que ha pedido un cambio de clase.

Una patada en Calpe

Los hechos ocurrieron en mayo de 2021 en la localidad alicantina de Calpe, en la Comunitat Valenciana. La agresión se produjo a escasos metros del instituto Ifach, donde, a la salida del centro, un alumno propinó una patada a uno de sus profesores mientras alguien grababa.

El alumno (pantalón rojo) propina una patada a su profesor./ Imagen tomada el vídeo de la agresión.

Tras recibir esta brutal patada, el docente denunció los hechos ante la Policía y el autor fue expulsado de inmediato del centro de estudios.

Las familias también agreden

Aunque la mayoría de estas agresiones se dan por parte de los alumnos, algunos familiares también han perdido el respeto hacia los profesores. Fue el caso que se vivió en el IES José Cadalso de San Roque, en la provincia de Cádiz, en diciembre de 2021. El sindicato CCOO fue el encargado de interponer una denuncia contra la familia de una alumna del centro de estudios, que irrumpió en el instituto e insultó y agredió físicamente a dos miembros del profesorado que formaban parte, también, de la jefatura de estudios.

El Sindicato Provincial de Enseñanza de CCOO de Cádiz explicó los hechos ocurridos y aseguró que la familia de la chica atacó verbal y físicamente tanto al jefe de estudios como a uno de sus compañeros sin ningún motivo aparente.

Una tendencia ascendente

Los casos de violencia y acoso escolar hacia los profesores han aumentado considerablemente. Son las víctimas de las que no se habla.

Ya sea por un ataque deliberado hacia el profesor –como en el caso de Murcia– o por diversos problemas de convivencia en las aulas, el personal docente también es protagonista en la violencia que supone el acoso escolar, viéndose involucrados en amenazas, ciberacoso o incluso, agresiones físicas.

Las diferentes asociaciones de profesorado, los centros educativos y los sindicatos como ANPE (mayoritario en el ámbito de la enseñanza pública), insisten en la necesidad de un plan de actuación ante las agresiones, con directrices más claras y factibles, estableciendo medidas de prevención y planes de actuación para la enseñanza en los centros, tanto para los alumnos como para el profesorado.

Por otra parte, el profesorado carece, en muchas ocasiones, de una formación previa específica y de un plan de actuación para intervenir ante estos comportamientos. La formación en mediación escolar resultaría crucial para prevenir la violencia y fomentar una convivencia estable y asertiva entre alumnos y profesorado, además de prevenir el conflicto también entre alumnos.

Programa de prevención en Andalucía

Andalucía ya ha puesto en marcha un recurso, ConRed Andalucía, de prevención del acoso escolar y ciberacoso, que tiene un enfoque esencialmente preventivo y de promoción de la convivencia positiva, favoreciendo el desarrollo personal y social del alumnado.

Programa ConRed, de la Junta de Andalucía.

Se dirige al alumnado de 5º y 6º de Primaria o 1º y 2º de Educación Secundaria Obligatoria (ESO), y guiará al alumnado participante para que identifique situaciones de riesgo de acoso escolar y ciberacoso, comprenda la dinámica e identifique estrategias para responder ante estas situaciones. También pretende que conozcan las consecuencias que se pueden derivar de estas situaciones e identifiquen fuentes de ayuda y vías de solución.

COMPARTIR: