21 de septiembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Alberto, de 26 años y con problemas psiquiátricos, tenía hasta doce antecedentes policiales por haberla maltratado antes

Detenido tras descuartizar a su madre y comerse su cadáver "en trozos pequeños" que guardaba en táperes por toda la casa

Alberto Sánchez Gómez tras ser detenido.
Alberto Sánchez Gómez tras ser detenido.
La Policía ha detenido en Madrid a un joven de 26 años como presunto autor de la muerte de su madre, de 66, a la que presuntamente habría asesinado y descuartizado en el piso que compartían, guardando trozos de su cadáver en táperes que tenía por toda la casa. De hecho, Alberto Sánchez Gómez, que es como se llama el joven, se habría comido junto con su perro parte del cuerpo de su madre. El homicida tiene problemas psiquiátricos y consumía habitualmente drogas y alcohol.

La Policía Nacional ha detenido en en el barrio de La Guindalera de Madrid, en una vivienda de la calle de Francisco Navacerrada, a un joven de 26 años, de nombre Alberto Sánchez Gómez, como presunto autor de la muerte de su madre, Soledad, de 66, a la que después habría descuartizado y cortado "en trozos pequeños" que guardaba dentro de varios táperes, y cuyo cadáver se habría ido comiendo, además de darle también pedazos del mismo a su perro como alimento, como admitió el propio matricida en el momento de ser arrestado.

La detención se produjo este jueves después de que una amiga de la fallecida se dirigiera a la Oficina de Denuncias y Atención del Ciudadano del madrileño distrito de Salamanca, el mismo en el que ocurrieron los hechos, y comunicara que llevaba alrededor de un mes sin ver a su amiga y que se "temía lo peor".

Una patrulla de la Policía se dirigió al domicilio, el joven les abrió la puerta, le preguntaron dónde estaba su madre y éste agachó la cabeza y dijo: "Está en casa". Tras acceder al domicilio, los agentes se encontraron una escena digna de una película gore, pues allí estaba parte del cadáver de la mujer descuartizada. En ese mismo momento detuvieron a Alberto en el domicilio que compartía con su madre en la calle Francisco Navacerrada, en el barrio de La Guindalera de la capital, que pertenece al distrito de Salamanca.

El presunto agresor estaba conviviendo con aparente normalidad con el cadáver de su madre, presuntamente asesinada por él mismo, ya que acabó admitiendo el crimen a los agentes, a los que les habría revelado detalles escabrosos del suceso, aunque posteriormente en comisaría se negó a declarar. La autopsia determinará cuánto tiempo llevaba muerta la mujer.

Problemas psiquiátricos y peleas diarias

Este joven permanece detenido en la comisaría de la Policía Nacional del distrito de Tetuán tras no haber querido declarar en la Jefatura Superior de Policía de Madrid, en el distrito de Fuencarral. Según las primeras investigaciones, el arrestado tiene problemas psiquiátricos desde hace años y posee hasta doce antecedentes policiales por haber maltratado a su madre anteriormente. También consumía drogas y bebía alcohol de manera habitual.


El joven detenido, Alberto Sánchez Gómez, que habría cometido canibalismo comiéndose el cadáver de su madre.

El joven matricida, con "una actitud fría", habría confesado a los agentes que le detuvieron que él y su perro se fueron "comiendo" a su madre en pedazos pequeños que había guardado en varios táperes, que tenía repartidos por las habitaciones de la casa, como pudieron comprobar los policías. Por ello, la Policía procedió a su detención inmediata, mientras que el Servicio Veterinario de Urgencias se ha hecho cargo del perro, de raza ratonero andaluz o bodeguero.

Algunos vecinos han comentado que madre e hijo no se llevaban bien y tenían peleas a diario. También 'han desmentido' que la mujer llevase un mes muerta, como señaló su amiga en la denuncia de la desaparición. De hecho, un vecino indicó que la había visto "este martes", algo que deberá comprobar la Policía una vez realizada la autopsia a lo que queda del cadáver.

Alberto Sánchez Gómez, huérfano de padre desde hace años, es el menor de dos hermanos, aunque no mantenía relación alguna con el mayor. Este sábado pasará a disposición judicial.

COMPARTIR: