18 de octubre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La mujer se puso de parto cuando iba camino de la capital aragonesa, pero fueron los agentes quienes tuvieron que hacer de matronas improvisadas

Dos guardias civiles ejercen de matronas y ayudan a nacer a un bebé dentro de un vehículo en un pueblo de Zaragoza

La ambulancia y el coche de la Guardia Civil en Luceni.
La ambulancia y el coche de la Guardia Civil en Luceni.
Dos guardias civiles de la casa cuartel de Luceni ayudaron a nacer a un bebé este viernes en el interior de un coche. Los agentes hicieron de matronas improvisadas con la ayuda de algunas vecinas del pueblo hasta la llegada de la ambulancia que encontró a la madre y el bebé en perfecto estado, siendo ambos trasladados a un hospital de Zaragoza.

El teléfono de Emergencias 112 recibió el pasado viernes una llamada a las ocho de la mañana, que fue trasladada a la Guardia Civil de Zaragoza, comunicando que una mujer se encontraba a punto de dar a luz en el interior de un vehículo que se hallaba en una de las calles del casco urbano de la localidad de Luceni.

Sólo 8 minutos después de recibir el aviso, agentes de la Guardia Civil de la localidad de Pedrola se personaron en ese mismo lugar, donde observaron a una mujer en el interior de un vehículo, con varias personas de la población asistiéndola ya que se encontraba en esos momentos dando a luz.  

Con ayuda de tres vecinas los agentes asistieron a la madre, comprobando que el bebé tenía constantes vitales, que el cordón umbilical no se encontraba enrollado en el cuello y colocaron al bebé en contacto con la piel de su madre, tapándolo con toallas para mantener el calor corporal y quedando a la espera de los servicios médicos que se encontraban próximos al lugar.

Cuartel de la Guardia Civil de Luceni.

Poco tiempo después llegó el personal médico del centro de salud de la población, que se hicieron cargo de la asistencia hasta la llegada de la ambulancia, comprobando que tanto la madre como el bebé se encontraba en perfectas condiciones.

Sobre las 09.00 horas, ambas personas, madre y recién nacido, fueron trasladadas a centro hospitalario de esta capital para ser asistidos. Según la información obtenida, la madre, en avanzado estado de gestación, estaba siendo trasladada por un familiar desde la localidad de Boquiñeni a Zaragoza, pero al ponerse de parto, decidieron parar el vehículo en Luceni para ser asistida por personal médico, no llegando al centro de salud ya que el nacimiento del bebé era inminente.

COMPARTIR: