08 de diciembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Los agentes habían ya establecido un nexo de comunicación con el hombre que al final se lanzó al vacío desde un puente de Madrid y resultó herido

Los psicólogos del Samur en entredicho: La policía presentará una queja formal por su mala actuación en un intento de suicidio

El hombre resultó solo herido a pesar de la gravedad de la caída.
El hombre resultó solo herido a pesar de la gravedad de la caída.
La Policía y los bomberos de Madrid presentarán sendas quejas contra la actuación de la psicóloga del Samur que intentó evitar que un joven se lanzara desde un puente de la Glorieta de San Vicente, en Madrid, esta semana. Ambos colectivos consideran que la profesional “rompio” el nexo que un agente había establecido con la víctima.

Afortunadamente, el joven sólo resultó herido.  A pesar de las impactantes imágenes, que hoy reproduce elcierredigital.com, en las que se ve cómo el hombre se lanza al vacío desde el puente que hay junto a la estación de Príncipe Pío, en Madrid, pudo sobrevivir al intento de suicidio. En el vídeo, grabado con el móvil por uno de los conductores presentes en la zona, se aprecia cómo en un momento el joven deja de mirar a alguien a su lado, un policía, mira al frente  y se tira al vacío desde una altura considerable, dando con su cuerpo en la calzada. 

Según los agentes, que estaban intentando que el hombre desistiera de su intención de tirarse, habían ya establecido una zona de seguridad y una comunicación con el presunto suicida. Uno de ellos, un policía municipal, había logrado establecer un nexo muy fluido con la víctima, hablándose continuamente. La estrategia era conversar y mantener su atención para que mientras otros efectivos pudieran abalanzarse por la espalda para bajarle  y ponerle a salvo. Y preparar también la lona de salvamento por parte del Cuerpo de Bomberos, en caso que se tirara desde esa altura como así hizo.

"Exceso de celo profesional"

Sin embargo, los agentes denuncian que en el momento clave llegó una psicóloga del Samur y entró sin pedir permiso en la zona de seguridad. A continuación, la profesional se presentó al hombre y se disponían a darle la mano cuando éste se giró y se lanzó.

Los policías creen que hubo “exceso de celo profesional por parte de la psicóloga”, que se situó en el lugar sin respetar la conexión que ya había logrado un agente policial con el hombre y echó a perder todo el trabajo realizado ya.

Los agentes y bomberos que estaban trabajando en el operativo aseguran estar “muy frustrados” por el resultado final y la actuación de la psicóloga del Samur, por lo que van a presentar una queja fomal contra esta integrante del Samur, el ahora controvertido servicio público de Madrid.

COMPARTIR: