07 de julio de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

De cara a los problemas legales hablan del concepto copaternidad y puede conseguirse la procreación mediante método natural o inseminación artificial

Así es Coparentalys, la web para buscar personas con la que tener hijos y seguir siendo solteros

Donación de semen.
Donación de semen. / Coparentalys.com
Ya hay webs para todo. También para buscar el padre o la madre ideal para nuestros hijos, aunque queramos seguir siendo solteros o convivir con una pareja de nuestro mismo sexo. Para ello la web Coparentalys permite buscar la persona con la que tener hijos, bien por inseminación natural (vulgo cópula) o mediante la inseminación artificial. De cara a los problemas legales hablan de co-paternidad.

Que las nuevas tecnologías han llegado para cambiar nuestra vida es una obviedad. También en el ámbito de lo personal y lo afectivo. Ya hay aplicaciones y webs para casi todo. Podemos intentar buscar pareja acorde a nuestros gustos e intereses en aplicaciones muy concretas. También para aquellas personas que quieren tener hijos sin la necesidad de tener una relación sentimental. Para ello existe también una web: Coparentalys. Creada en 2014 tiene más de 25.000 suscriptores en 140 países.

“Proponemos una crianza conjunta elegida en lugar de sufrida. Inicialmente, nuestro sitio de citas estaba dirigido más a parejas homosexuales y lesbianas que deseaban formar una familia con cuatro padres", explica Frédéric Bianco en un periódico francés. “Ofrecemos una multitud de soluciones: mujeres solteras que buscan un padre o copadre listo para involucrarse, un hombre listo para ofrecer su semen o en busca de amor y la futura madre de sus hijos, o incluso parejas homosexuales”, añade.

Bianco en otra entrevisa explicaba qué tipo de usuarios recurren a esta página: “Son más las mujeres solteras entre 30 y 40 años, que han privilegiado sus carreras y llegan a un momento de su vida en el que el deseo de formar una familia se convierte en una prioridad absoluta, sin necesariamente pasar por un compromiso de pareja”.

La práctica no incurre en ilegalidades en países como España donde la maternidad subrogada no está legislada. El marco legal es el mismo que para una donación de semen. Sin embargo, también se puede optar por el método natural: tener relaciones sexuales con la persona elegida sin ningún interés afectivo, simplemente buscando la reproducción. Para evitar futuros problemas, la mayoría de la gente opta por la primera opción pero también se dan casos de buscar al futuro padre dejando claro que la relación empieza y acaba en el momento del encuentro sexual con fines reproductivos.

La co-paternidad

En la web constantemente hablan del concepto de co-paternidad que definen como “el acto de compartir los derechos y las responsabilidades del padre y de la madre respecto a los hijos”.

Mujer embarazada. 

“El adulto se compromete a ser el padre por respeto a su hijo, a protegerlo y a realizar las funciones normales como en cualquier pareja tradicional. En consecuencia, los co-padres comparten los derechos sobre su hijo”, añaden.

Aseguran que este concepto apareció “en nuestro entorno desde hace ya algunos años y concierne a cada vez más personas. Puede ser repentina (divorcios…) como pedida y solicitada (mujer soltera u hombre soltero que desea permanecer soltero o una pareja homosexual)”.

En la web podemos encontrar historias personales de personas que ya han probado el asunto. Este el relato de una mujer que ya ha probado Coparentalys: “Me contacté con un perfil que se apodaba Andy, me pareció interesante, fueron varias semanas de contacto, analizando también charlas y la manera de hablar, hicimos análisis correspondientes para ITS y demás estudios... Hasta que decidí hacer copaternidad, sólo tenía que esperarlo semana de fertilidad, esos días, fueron días de muchos nervios debido a que nunca había estado con ningún hombre... Dios tuvo misericordia y permitió conocer un gran hombre que me cuido y me cuida en todo momento. Logré embarazarme muy rápido, el embarazo fue lo mejor que me pasó en mi vida, siempre acompañada por Andy... Tengo la bendición de que lo que en su momento era sólo una copaternidad, empezó a surgir amor y hoy en día vivimos juntos con planes de casarnos... El 22 de octubre nació nuestro bebé, se llama Franco Eliel... Gracias a Coparentalys logré formar esa familia amorosa que siempre soñé”. 

Cada vez son más las personas que recurren a esa peculiar forma de buscar a alguien para tener descendencia. Si estoy acaba generando problemas de tipo legal sólo el paso del tiempo lo dirá. 

COMPARTIR: