29 de enero de 2023
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Los delincuentes usan un código QR impreso en la nota fraudulenta que dejan en los coches para cobrar el importe de la supuesta sanción

Alerta en Madrid por las falsas multas de tráfico: Desvelamos cómo reconocerlas y evitar su estafa

El Cierre Digital en
/ Falsa multa de Tráfico en Madrid.
Los conductores de la Comunidad de Madrid se han visto afectados desde la semana pasada por una nueva estafa basada en una falsa sanción de tráfico que pide escanear un código QR. El barrio más afectado ha sido Carabanchel, situado en el distrito sur de Madrid. Ya son 80 las multas falsas que se han denunciado. El Ayuntamiento de Madrid, la UPM y la Policía Nacional previenen de las posibles consecuencias de esta nueva estafa y explican cómo reconocerla.

Una nueva estafa llega a las calles Madrid: las falsas multas de tráfico ya están en los parabrisas de algunos coches la zona sur de la capital, principalmente en los de Carabanchel, aunque algunos vecinos afirman que también se han visto afectados otros barrios como Usera.

Han sido 80 las falsas sanciones que se sabe que se han repartido este pasado fin de semana, según ha explicado Inmaculada Sanz, delegada de Seguridad y Emergencias y portavoz municipal. El Ayuntamiento de Madrid lleva alertando desde este pasado sábado de la amenaza que puede suponer para los ciudadanos caer en la trampa. Uno de los posibles peligros puede ser la recopilación y apropiación de datos personales de los conductores.

Cómo reconocer la estafa

Se trata de un papel que simula ser una multa impuesta por Tráfico. En la parte superior aparece el logotipo del Ayuntamiento de Madrid, a continuación, la clave de infracción, el hecho denunciado, el precepto infringido, la cuantía en cuestión y la reducción del 50 por ciento. Por último, un código QR a escanear con una referencia. La parte trasera está en blanco. Cuando se escanea el QR,  se redirige a la víctima la página web del Ayuntamiento “sin que el receptor pueda realizar el abono”, según la Policía Municipal.

Según ha declarado a elcierreditigal.com una de las víctimas, la multa corresponde a una denuncia por estacionar "sobre o junto a refugios, isletas, medianas de protección o elementos canalizadores del tráfico", y la cuantía de la sanción es de 100 euros que queda reducida a la mitad por pronto pago. 

“Te redirige a una página del Ayuntamiento, parece que la página del Ayuntamiento es original pero realmente luego el dinero se va por otro lado”, comentan afectados a elcierredigital.com. Sin embargo, se ha comprobado que el QR no remite a ninguna página web donde pueda tramitarse un pago.

Así se evita la estafa de la falsa multa

La manera de reconocer y evitar esta estafa es sencilla. Según el Ayuntamiento de Madrid, “ningún boletín de denuncia de Policía Municipal, Agentes de Movilidad o controladores del Servicio de Estacionamiento Regulado (SER) incorpora códigos QR. Además, en los boletines se incluyen otros apartados más detallados que los que se muestran en la falsa sanción".

El conductor afectado no debe escanear el QR que se muestra en la multa, "cualquier notificación de sanción impuesta por agentes de la autoridad se envía por correo certificado o por la dirección electrónica vial", advierte el Ayuntamiento.

La UPM también alerta que ningún pago por denuncia o sanción se realiza a través del escaneo de un código QR. En caso de duda en el método de pago a cualquier servicio oficial (SER, Policía Municipal o agentes de movilidad) se puede consultar a la Policía Municipal o Agentes de movilidad que les aclarará la veracidad de la denuncia.

Tal y como recoge el  artículo 87 de la Ley de Tráfico, los datos que deben aparecer en una multa verídica son los siguientes: identificación del vehículo infractor, identidad del denunciado, descripción sucinta del hecho con expresión y lugar, fecha y hora y nombre y apellidos del denunciante –número de identificación personal si se trata de un agente de la autoridad–.

La Policía Municipal ya está analizando este nuevo tipo de estafa, al tiempo que ya se está tramitando y gestionando el delito de falsedad documental y estafa. Los servicios informáticos del Ayuntamiento (IAM) también están al tanto de los hechos.

COMPARTIR: