25 de junio de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Entre los arrestados están Raúl Bravo, Borja Fernández y Samu Saiz, además del presidente y el médico de la S. D. Huesca

Detenidos varios futbolistas y el presidente de la S. D. Huesca por amaños en Primera y Segunda división

Raúl Bravo en una fotografía de 2009.
Raúl Bravo en una fotografía de 2009.
Varios futbolistas de Primera y Segunda División del fútbol español han sido detenidos hoy por la Policía Nacional en el marco de una operación contra la corrupción en el deporte. Entre ellos Raúl Bravo, exugador del Real Madrid y Samu Sainz, del Getafe. También fueron detenidos Agustín Lasasoa, presidente del Huesca y el médico del mismo club.

La Policía Nacional ha detenido a varios presuntos miembros de una organización criminal dedicada al amaño de partidos de fútbol de Primera y Segunda División para obtener beneficios en apuestas deportivas.

Según informaron a la agencia de noticias Servimedia en fuentes policiales, durante la operación fueron detenidos varios futbolistas, entre ellos el exjugador del Real Madrid Raúl Bravo, supuesto cabecilla de la organización; Borja Fernández, del Real Valladolid Club de Fútbol; Carlos Aranda, exjugador de varios equipos de Primera División; Samuel Saiz Alonso, jugador del Getafe, e Íñigo López Montaña, jugador del Deportivo de La Coruña y exjugador de la S. D. Huesca.

Agustín Lasasoa, presidente del Huesca.

Según informan fuentes policiales, a los detenidos se les imputaran los cargos de pertenencia a organización criminal, corrupción entre particulares y blanqueo de capitales, ya que el fin de los amaños era conseguir beneficios arreglando apuestas deportivas.

En la misma operación policial también han sido detenidos Agustín Lasaosa, presidente de la Sociedad Deportiva Huesca, y Juan Carlos Galindo Lanuza, jefe de los servicios médicos del mismo club. A todos los detenidos se les investiga por pertenencia a organización criminal, corrupción entre particulares y blanqueo de capitales.

Denuncia en 2018 contra el Huesca-Nàstic

El origen de la operación puede ser una denuncia interpuesta por LaLiga en mayo del 2018. Hace un año se denuncio, durante el final de temporada, el posible amaño de partidos y posibles irregularidades detectadas por el departamento de Integridad y Seguridad.

La denuncia se remonta a un partido Huesca-Nàstic de la temporada pasada. La presunta actividad delictiva fue detectada por un programa informático antifraudes que utiliza LaLiga, que luego del partido informó haber detectado  una oscilación "muy sospechosa" de las apuestas durante el evento deportivo. 

COMPARTIR: