21 de septiembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Sus méritos deportivos consisten en haber practicado balonmano y fútbol sala cuando era joven y ser socio del Real Madrid

Indignación entre los deportistas por la elección de José Manuel Franco como presidente del CSD

Se ha producido otro movimiento polémico en el mundo del Deporte. El Consejo de Ministros aprobó, durante la mañana del martes, el nombramiento de José Manuel Franco, hasta entonces secretario general de los socialistas madrileños y delegado del Gobierno en Madrid, como nuevo presidente del CSD sustituyendo a Irene Lozano, que ha sido llamada por Ángel Gabilondo para las elecciones de mayo a la Asamblea de Madrid.

La polémica ha surgido debido a que este gallego de 63 años no tiene ninguna experiencia en gestión deportiva. Además, el anuncio de la marcha de Lozano del Consejo Superior de Deportes (CSD)  sorprendió la semana pasada porque llegaba a escasos cuatro meses para el inicio de los Juegos Olímpicos de Tokio. 

Franco abandonó temprano sus estudios universitarios en Matemáticas, se licenció en Derecho pero, sin embargo, ha pasado toda su carrera profesional siendo funcionario en el Ministerio de Defensa, incluso llegando a obtener la Cruz de la Orden al Mérito Militar, hasta que en 1995 dio el salto a la política cuando fue elegido asambleísta en Madrid. Poca relación con el deporte parece tener.

El pobrense (Puebla del Brollón), que ocupará el cargo que dejará vacante Irene Lozano tras incorporarse en las listas del PSOE en la Comunidad de Madrid, durante su vida solo ha tenido relación con el deporte de joven, cuando practicaba balonmano y fútbol sala. Además de esto es conocida su enorme simpatía por el Real Madrid, equipo del que es socio y que no parece muy compatible con su elección como presidente del CSD.

Asimismo el nuevo presidente del CSD cuenta con el apoyo del ministro José Manuel Rodríguez Uribes, amigo personal, del que no disfrutó su antecesora, pero sin embargo la decisión de su nombramiento la tomó Pedro Sánchez, ya que es uno de sus hombres de confianza.

José Manuel Franco será número 3 de Pedro Sánchez en las generales

José Manuel Franco y Pedro Sánchez.

Entre las tareas inmediatas que tiene nada más aterrizar es rematar el proceso de la Ley del Deporte, que ya está en el Ministerio, y la Ley Antidopaje, elevada al Consejo de Estado, paso previo para el Parlamento. También será el responsable de canalizar el impulso que desde el Gobierno se ha dado a la profesionalización del fútbol femenino y, en un futuro, del baloncesto y de la vuelta del público a los estadios.

Declaraciones de Irene Lozano

La expresidenta del CSD, que ha abandonado el puesto tras la llamada de Ángel Gabilondo para las elecciones de mayo a la Asamblea de Madrid, estuvo el lunes en “El Partidazo” de la cadena COPE, programa en el que dejó interesantes declaraciones.
Lozano, acerca de su experiencia en la presidencia, explicó que ella misma pensaba "que era para más tiempo, lo normal es que fuese para más años, pero han sido 14 meses muy intensos para bien y para mal, en los que la pandemia nos ha acelerado todo y en los que siento que hemos hecho un trabajo importante en un momento difícil y hemos sacado el deporte adelante”.

Lozano mostró su agrado y confianza en su sucesor, José Manuel Franco, "lo va a hacer estupendamente y va a acelerar los proyectos pendientes". "Ha estado dos veces en el Consejo y hemos estado en contacto hablando de las políticas de deporte del Gobierno. Ya hay mucho trabajo que deja marcado el camino y eso le va a ayudar muchísimo", expresó.

Irene Lozano llega tarde a un asunto clave para el fútbol español

Irene Lozano con la camiseta de la selección española de fútbol.

Acerca de la preocupación por la cercanía de los Juegos Olímpicos de Tokio explicó que "la mayor parte del trabajo para Tokio está hecho". "Al volver del confinamiento una de las primeras cosas que diseñamos ante otro posible confinamiento fue el plan 'Preparados para Tokio' y manteniendo las becas ADO en los momentos difíciles", detalló.

Y sobre la polémica que se ha generado por la elección de un presidente que no tenga experiencia en el sector deportivo dijo que "hay gestores estupendos en el mundo del deporte", pero reiteró que era "importante asegurar la continuidad del proyecto". "Los deportistas no van a notar los cambios en las grandes líneas. El proyecto de la Ley del Deporte está terminado y ahora está ya en el Ministerio, y va a seguir una tramitación que hasta donde yo sé va a ser rápida", puntualizó.

COMPARTIR: