19 de mayo de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Entre los grupos que destacan figuran la firma Rosa Clará, fundada por la catalana Rosa María Clará Pallarés, o la marca Pronovias

La moda nupcial en España: El referente gracias a una industria textil cada vez más potente

El Cierre Digital en Imagen de un desfile nupcial de Isabel Sanchís.
Imagen de un desfile nupcial de Isabel Sanchís.
La moda nupcial en nuestro país se ha consagrado como un referente a nivel mundial. Y lo ha hecho porque, a lo largo de su historia, han sido muchos los diseñador o firmas que han dejado un gran legado admirado a nivel internacional. Grupos como Pronovias, marcas como Rosa Clará o nombres como Jesús Peiró continúan siendo elegidos por muchas novias para conformar los estilismos que lucirán en su gran día

En un fin de semana en el que la MODA NUPCIAL es un referente internacional, hemos disfrutado de grandes desfiles a cargo de diseñadores nacionales e internacionales en Barcelona Bridal Fashion Week. Y es que España es un referente en cuanto a la industria de la moda exclusiva y de calidad, y más aún si cabe en cuanto a la moda nupcial, motivo por el que todos los ojos internacionales están puestos sobre la ciudad condal.

Es por ello que no queríamos dejar pasar la oportunidad de hacer un repaso por los 4 grandes grupos de moda nupcial y sus marcas. Una potente industria que ha servido de base y referente a otros grandes diseñadores extranjeros a los que le ha servido de inspiración.

Como acabamos de introducir, España es uno de los países líderes en la carrera por la moda nupcial, un sector en el que los nombres españoles resuenan mundialmente cada vez con más fuerza y ya son, desde hace años, un referente de esta industria tan importante. Rosa Clará o Pronovias son algunos de los grupos textiles que más facturan en prendas de boda, pero vienen pisando fuerte nuevos nombres como el de Cortana, entre otros.

Y es que a pesar del paso del tiempo y de una pandemia de por medio, los grandes grupos españoles no dejan de reinventarse, apostar por su esencia y ofrecer productos exquisitos para un día tan especial como es una boda para sus protagonistas, en especial para ellas. Con largas y profundas historias tras ellas, estas empresas luchan por dar visibilidad al sector nupcial dentro de la moda, situando a España en un lugar privilegiado.

Un país que, además, muestra con frecuencia su compromiso con el trabajo de estos profesionales a través de la creación de importantes plataformas como la Barcelona Bridal Fashion Week en Barcelona o Atelier Couture en Madrid.

Rosa Clará

Si hay un nombre que resuena en el sector nupcial es el de la gran Rosa Clará, muy presente estos últimos meses dada su ausencia en la BBFW de este año. Y es que la marca catalana ha crecido tanto, que sus horizontes ahora van más allá y cruza fronteras para presentar diseños en países como Italia o Estados Unidos.

Segunda empresa más potente en la industria de novias de España, el grupo Rosa Clará nació de la valentía de una joven catalana Rosa María Clará Pallarés que se había nutrido de los conocimientos sobre el diseño de otra gran marca, Pronovias. Sin saber, en aquel momento, que su empresa alcanzaría tal reconocimiento que ambas serían las máximas referentes y, para algunos eternas rivales, en el sector nupcial.

Cuando Clará se desvinculó de Pronovias, decidió crear un grupo bajo su propio nombre. Desde 1995, momento de su fundación, el grupo no ha dejado de crecer y ha conseguido hacerse un hueco muy importante en el sector textil. Con miles de clientes y cientos de tiendas, se ha hecho un nombre reconocible en todo el mundo.

Tomando como premisas el diseño y la calidad, actualmente el grupo se compone de 7 firmas: Rosa Clará, Aire Barcelona, Alma Novia, Luna Novias, Marta Blanch, Adriana Alier y Marfil.

Rosa Clará junto a algunas de las modelos del desfile.

Aunque la firma por excelencia del grupo es Rosa Clará, la dueña quiso abrir las puertas de su empresa a un mayor público, para lo que creó Aire, Alma y Luna. Con ellas, el grupo se aleja del lujo para ofrecer opciones mucho más asequibles. Mientras que en Rosa Clará los precios rondan los 2.500 y 3.500 euros, sus segundas marcas tienen diseños por debajo de los 2.000, sin perder la esencia y estilo propio del grupo en los diseños, que son de exquisita calidad.

Imagen del desfile Aire BCN.

Creando un estilo mucho más distinguido y adaptado a las novias más jóvenes, Clará incluyó en el grupo otras firmas como Adriana Alier, Marta Blanch o Marfil. Adriana Alier, por ejemplo, tiene como premisa a una mujer sexy, actual y elegante, ofreciendo diseños en tendencia y muy adaptados al estilo más joven. En el caso de la Marfil, por ejemplo, apuesta ampliamente por una selección de prendas de fiesta y madrina, permitiendo abrir su mercado también a ese tipo de clientas.

Pronovias

Si alguna marca de moda nupcial ha hecho historia por su gran reconocimiento internacional, sin duda esa es Pronovias. Esta casa fue fundada por Alberto Palatchi hace más de un siglo en Barcelona, inicialmente llamada ‘El Suizo’; en 1922, este magnate del diseño nupcial comenzó como un humilde establecimiento que vendía sedas y encajes, que con sus aspiraciones pronto se expandiría para confeccionar lo que supone el tema fetiche para una novia el día de su boda, el vestido.

En 1964, la marca dio un giro radical arriesgándose a introducir su primera colección Prêt- à- Porter, con una de las líneas que forman parte de este conglomerado “St. Patrick”, acercando a un mayor público el acceso a los vestidos de novia de alta calidad, dando el paso para que la firma iniciara su camino hacia el gran reconocimiento internacional del que hoy puede presumir.

Sin embargo, no fue hasta los años 80 que Pronovias marcó el inicio de su internacionalización con la apertura de nuevas sucursales de la compañía en las capitales más importantes de Europa. Para 1990, cobra vida “Pronovias Costura”, en un concepto que nació para fusionar la artesanía con el mejor diseño contemporáneo, de manera que con ello ofrecen una experiencia más personalizada para cada novia.

Imagen del desfile de Pronovias.

Además, este gran referente de la moda nupcial ha colaborado con grandes diseñadores de renombre como Elie Saab, creciendo a su vez al incluir marcas como “La Sposa” y “White One”, haciendo de Pronovias un líder del sector con presencia en más de 105 países.

Otras de las marcas que forman parte del grupo Pronovias, distintas en cuanto a enfoque y público objetivo, pero caracterizadas por la filosofía de excelencia que los caracteriza, encontramos ‘Atelier Diagonal’, la cual cuenta con vestidos de estilo contemporáneo, oscilando también con detalles clásicos, siendo estas opciones una alternativa más accesible.

También, cuentan con ‘It's My Party’ que amplía la gama de estilos, incorporando a la palestra vestidos para otros tipos de celebraciones, centrándose en diseños de fiesta, galas, graduaciones, entre otros. Y si algo juega un papel fundamental para completar el look, ya sea de novia o de invitada, esos son los complementos. Por ello, ‘Les Accessories’ ofrece una gama de accesorios, desde velos hasta joyería, para poner el broche de oro a cada ocasión.

Hoy en día, Palatchi ya no forma parte mayoritaria de Pronovias, habiendo vendido en 2017 el 90% de sus acciones a BC Partners, lo que podría considerarse como el fin de una era, pero que en realidad fue el inicio de otra, con la nueva marca de moda nupcial que llevaría su nombre.

Alberto Palatchi

Como mucha gente podría llegar a pensar, esta firma llegó para convertirse en uno de los más grandes referentes del mundo nupcial, y quien está al frente de ello es parte de la tercera generación de herederos de este legado familiar.

Alberto Paltchi Gallardo, actualmente tiene 32 años y sería quien optara por emprender su propio camino dentro de la industria, pues no solo cuenta con la experiencia de haber crecido rodeado de moda, sino que también lo acompaña su formación en el sector empresarial.

Alberto Palatchi abuelo, padre e hijo.

Es así como nació la nueva firma que llevaría su nombre, que sería el reflejo de su pasión por la moda y por la excelencia; una forma de honrar el legado de su padre y de su abuelo para continuar con la visión de estos, pero también para reinterpretarla con la suya propia.

Franc Sarabia

Al hablar de moda española, no puede dejar de mencionarse a Franc Sarabia, icono en el sector nupcial y de fiesta. El grupo nació en 1985 con una primera tienda de novias en Sevilla y ahora, casi 40 años después, su nombre se puede leer no sólo en todos sus establecimientos, sino en las etiquetas de las tiendas más exquisitas a lo largo del mundo.

Para la firma, lo primordial es conseguir que la novia tenga su vestido soñado, y para ello apuestan por la calidad en la confección y el uso de los mejores materiales. Un estilo clásico pero a la vez rompedor es el que defiende este grupo, que no se cierra puertas nunca a adaptarse a los gustos de cada clienta.

La empresa destaca por su manera de seguir siempre las últimas tendencias en diseño y patronaje, y sobre todo se diferencia por su profundo trabajo tras cada pieza, que es cortada a mano para garantizar el mejor acabado. Su fama mundial le ha servido para ser uno de los nombres reconocibles durante varias ediciones de las pasarelas nupciales más importantes, como la Barcelona Bridal Fashion Week, gracias a las ventas obtenidas por las dos firmas que componen al grupo, Franc Sarabia y Manu Álvarez.
 

Imágenes de modelos de Francos Sarabia.

Aunque la primera es la cabecera del grupo, Manu Álvarez también es la gran elección de muchas novias, nacida en 2002. Por supuesto, la marca Sarabia se aprecia en cada diseño, ese toque especial que lo caracteriza. Pero, si bien Franc es una apuesta que tiende a un enfoque más clásico, Manu resulta la opción perfecta para mujeres más atrevidas y modernas. Actualmente, entre su abanico de diseños las novias pueden elegir prendas de las colecciones Anhelo, Reverso o Terracotta.
 

En los diseños de ambas firmas el color blanco o el crudo son los protagonistas, siguiendo el hilo tradicional de las bodas, con figuras muy estilizadas que resaltan el cuerpo femenino y elementos que aportan toques originales como flores, encajes o mezclas de texturas, aunque su elemento más diferenciador son las mangas.

Jesús Peiró

En un mercado tan competitivo como lo es el de la moda nupcial y que lo es incluso más en España, Jesús Peiró se ha erigido como un referente empresarial de gran relevancia. Pues a pesar de que sus cifras pueden llegar a parecer “modestas” en comparación con otros grandes del sector, lo cierto es que su influencia y presencia internacional, además de su exclusividad, lo convierten en uno de los líderes en el exclusivo sector del diseño de novias y lo corrobora con su presencia con doscientos grandes clientes.

Imagen de un desfile de Jesús Peiró.

Peiró desde su fundación en 1988 y que actualmente es propiedad de Intersposa S.A., verdaderamente ha sabido capitalizar la alta calidad de sus vestidos, que junto a su selecta estrategia de distribución, contraria a la tendencia de expansión masiva de otras marcas, lo convierten en una marca exclusiva y le otorga un nombre con prestigio, al que muchas novias anhelan poder optar. La firma cuenta con una tienda ubicada en Barcelona, además de otras cinco franquicias en el resto de España, en una apuesta clara por la singularidad y por la calidad sobre la cantidad.

COMPARTIR: