23 de enero de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El exvicepresidente llegó hace meses a dejar de seguir en Twitter a la emisora tras recibir críticas de Àngels Barceló

Unidas Podemos se reconcilia con la Cadena SER tras el fichaje de Pablo Iglesias como contertulio de 'Hora 25'

/ Iglesias.
Unidas Podemos vive días de vino y rosas con el Grupo Prisa después del fichaje de Pablo Iglesias por el 'Hora 25' de la Cadena SER. El exvicepresidente hace bromas con la casa nueve meses después de dejar de seguir a la emisora por una crítica de Àngels Barceló contra él.

El renovado 'Hora 25' de la Cadena SER está a punto de cumplir medio siglo de vida. Y de la mano del joven Aimar Bretos está consiguiendo una gran relevancia con su 'Ágora' de los lunes por la noche. En esta tertulia participan la socialista Carmen Calvo, el 'popular' José Manuel García-Margallo y el fundador de Podemos, Pablo Iglesias.

El jefe de informativos de la SER, Guillermo Rodríguez, ironizó hace unos días sobre la petición que han recibido de un oyente para que realicen tours por distintos puntos del Estado con esta mesa de debate.

Iglesias bromeó sobre este asunto en las redes sociales haciéndole un guiño al programa 'La vida moderna' de David Broncano, que realiza giras por grandes pabellones y teatros: "Andaos al loro 'La vida moderna', que los jóvenes nos abrimos paso". Finalmente, acabó entrando por teléfono en el programa cómico en el que fue entrevistado entre risas.

Guerras pretéritas

Iglesias ha vivido un año tumultuoso con la SER, cuyos estudios abandonó en pleno debate de la campaña de las madrileñas por la negativa de Rocío Monasterio (Vox) a condenar las amenazas que sufrieron distintos miembros y exmiembros del Gobierno central.

Àngels Barceló se solidarizó con Iglesias a pesar de que la relación entre ambos ha dado mucho que hablar. En noviembre del pasado año la locutora estrella de la SER criticaba a Unidas Podemos por desmarcarse del PSOE para pedir una enmienda antidesahucios que apoyaron fuerzas independentistas.

La locutora lo contó así: "Ni 24 horas de tranquilidad para la parte socialista del Gobierno. Unidas Podemos se hizo una fotografía con EH Bildu y con ERC para presentar una enmienda antidesahucios a los Presupuestos. La fotografía iba además, fue acompañada de unas declaraciones de Rufián que decían que lo que pretenden es doblegar y torcer la mano al PSOE".

Iglesias junto a sus nuevos compañeros. 

"Una parte del Gobierno pilla por sorpresa a la otra parte. María Jesús Montero estaba en rueda de prensa cuando le contraprogramaron. Se trata de ejercer la oposición desde el lugar equivocado. O se es Gobierno o se es oposición. Las dos cosas a la vez es complicado", añadió.

El portal La Última Hora, cercano a Podemos, linchó entonces a la periodista con un reportaje titulado 'El sinsentido de los ataques de Àngels Barceló contra la paralización de los desahucios' que "la conocida periodista es famosa entre los círculos radiofónicos por ser, junto a Herrera, de las locutoras mejor pagadas de las ondas".

El digital decía que "influida, quizá, por los haberes que percibe (que, por cierto, rondarían el millón de euros anual) o por pertenecer al grupo mediático Prisa, ha puesto sobre la mesa una evidencia: la izquierda política española no tiene un espacio informativo de referencia en la radio".

Pablo Iglesias vía Twitter también mostraba su enfado con la estrella radiofónica: "La paralización de los desahucios tiene enemigos muy poderosos. Basta encender la radio para comprobarlo. Pero a nosotros no nos votaron para hacer amigos sino para empujar con las fuerzas que tenemos, para revertir, aunque sea parcialmente, algunas injusticias. Gobernar es eso".

Choque en febrero

Peor fue el choque de febrero de este año. Barceló acusaba a Iglesias de señalar a periodistas y decía que tenía que haber "atención con el peligro que conlleva el señalamiento a los medios, porque nos señala a cada uno de los que trabajamos en ellos. Señala también a los redactores que a pie de calle cubren las informaciones y que se convierten en el blanco de muchos manifestantes".

La Última Hora lo contaba a su manera: "Lluvia de críticas por la manipulación de Àngels Barceló de las palabras de Iglesias". Y el todavía vicepresidente dejaba ver su enfado dejando de seguir a la SER en Twitter.

COMPARTIR: