14 de abril de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Este organismo público dependiente del MInisterio de Economía ha otorgado un crédito de 55 millones de euros a su productora Mediapro

El ICO sale al rescate de Jaume Roures, con serios problemas en París, Bruselas y Roma

/ Roures
Jaume Roures ha conseguido un importante crédito gubernamental para Mediapro de 55 millones de euros del ICO, instituto dependiente del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital que comanda Nadia Calviño. Pero esta inyección no evita que Mediapro salga de sus problemas.

Jaume Roures tiene a 'media Europa' pendiente de sus pasos. El mandamás de Mediapro está dando que hablar especialmente en París. Y es que la productora que dirige, que compró el 80% de los derechos de la Ligue 1 de fútbol galo entre 2020 y 2024 por 780 millones de euros anuales, ha protagonizado un impago en noviembre de 172 millones.

Mediapro, que quizá no pague otra cuota de 150 millones en diciembre, ha soliviantado al fútbol francés y hasta el primer ministro galo Emmanuel Macron aseguró hace unos días que el acuerdo con la factoría catalana no era de fiar: "Avisamos a la Liga. Sabíamos que este contrato era frágil. Creo que la gente que lo negoció no fue muy seria".

Aun así Roures no se pone colorado y se ha lanzado al contraataque al demandar a Canal+ Francia por "abuso de posición dominante" ante el Tribunal de Comercio de París por las negociaciones que siguieron al citado concurso.

Otros incendios

Roures reconoce que no está logrando alcanzar el número de abonados deseados para rentabilizar la Ligue 1, aunque él achaca a la crisis sanitaria lo que algunas voces del sector audiovisual consultadas por El Cierre Digital apuntan a que "se pasó de frenada" en la subasta.

Cabe recordar que Mediapro está implantando en Francia el modelo que Roures diseñó para explotar el fútbol italiano... antes de que los tribunales transalpinos le dejaran sin derechos. Por este hecho, ahora la factoría catalana reclama 52 millones que aportó de forma anticipada al Calcio y otros 210 de indemnización por daños y perjuicios.

Crédito

Mediapro no pasa por sus mejores momentos económicos, según El Periódico de Catalunya tiene contraída una deuda de 713 millones de euros aunque al menos la compañía ha sonreído fugazmente tras recibir un crédito de 55 millones del banco gubernamental ICO (dependiente del Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital que comanda Nadia Calviño).

Roures también es noticia porque una filial de la productora que dirige ha ganado contratos en Bruselas por llevar señales relacionadas con la Comisión Europea. Este hecho ha motivado el enfado de Vox, ya que el eurodiputado Jorge Buxadé ha recordado que directivos de Mediapro fueron condenados "por sobornar a las federaciones de fútbol para hacerse con sus derechos televisivos en Sudamérica".

Buxadé ha cargado contra Mediapro, tal y como recoge Periodista Digital: "¿Vamos, que basta montar una filial para eludir las prohibiciones de contratar con la administración? ¿De verdad? No se lo dirán a cientos de empresarios que se encuentran en la misma situación, claro. En fin, que todos somos iguales pero unos muchísimo más que otros, y que la pluralidad y la libertad de prensa y pensamiento siguen amenazadas por esa pinza mortal entre el poder político y las multinacionales progres. Todo queda en casa. En su casa. En la tuya, ni la Navidad".

Enfado de Roures

Por otro lado, la Audiencia Provincial de Barcelona ha decidido archivar la querella interpuesta por Jaume Roures y Mediapro contra Sandro Rosell por espionaje. La factoría catalana, molesta por la sentencia, dice que "la Audiencia Provincial de Barcelona, en contra del criterio del juzgado de instrucción de nº 8 de Barcelona ha 'acordado el sobreseimiento provisional' de las actuaciones respecto a Sandro Rosell en el marco de la investigación por el espionaje que sufrí durante más de tres años. Si en algún momento aparecen nuevos indicios o hechos que determinen la vinculación de Sandro Rosell, podría reabrirse el procedimiento contra el Sr. Rosell".

Rosell y Roures.

Roures dice que "la propia Audiencia Provincial reconoce que los empleados de Sandro Rosell y el FC Barcelona, Robert Cama (que fue empleado de Mediapro al mismo tiempo que trabajaba para Rosell) y Juan Carlos Raventós, me espiaron y se hicieron con centenares (o miles) de mis emails personales y de trabajo, que compartieron con Sandro Rosell, al que la Audiencia Provincial considera mero receptor pasivo, a falta de más indicios sobre su participación en el apoderamiento y difusión de mis emails", añade.

Roures aun así lo tiene claro: "Respeto aunque no comparto el criterio de la Audiencia Provincial pero reitero mi convencimiento de que Sandro Rosell era el instigador de las conductas que van a ser enjuiciadas. Si no las instigó, ¿por qué no las denunció durante los más de 3 años en los que según consta estuvieron recibiendo los correos robados por Robert Cama? ¿Y por qué razón Robert Cama fue posteriormente contratado por el FC Barcelona?".

"Quiero recordar que la actitud del Sr. Rosell de eludir sus responsabilidades, descargándolas en subordinados no es nueva. Un ejemplo claro es su actuación en la investigación y condena por fraude fiscal en el fichaje de Neymar. A pesar de ser Presidente del FC Barcelona, y por tanto, responsable de su gestión, eludió toda responsabilidad penal dejando que ésta recayera únicamente en el club", añade.

Y remata Roures: "Sigo pensando, y así lo seguiré manifestando, que Sandro Rosell es el responsable del espionaje al que fui sometido durante, al menos 3 años y, que por tanto, no solo no rectificaré mis declaraciones sino que me reafirmo en ellas".

 
COMPARTIR: