22 de junio de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Repasamos las caras más visibles del conflicto y los mandos que mueven desde la sombra los hilos de esta guerra que se ha tornado en dilema mundial

Quién es quién en el conflicto en la Franja de Gaza: Del misterioso líder de Hamás al socio ultra del Gobierno israelí

El Cierre Digital en Víctimas civiles del conflicto entre Israel y Gaza
Víctimas civiles del conflicto entre Israel y Gaza
Desde los ataques de Hamás sobre Israel el pasado 7 de octubre, la situación en la Franja de Gaza se ha vuelto insostenible. Con más de 3.000 muertos y 12.500 heridos en los últimos días, comienzan a resonar los nombres propios que hay detrás de este conflicto histórico que se ha tornado en dilema internacional, desde el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, a los líderes ‘misteriosos’ de Hamás, pasando por el presidente de la Autoridad Nacional Palestina, Mahmoud Abbas.

Tras el ataque llevado a cabo por las fuerzas de Hamás el pasado 7 de octubre, las respuestas de Israel en Gaza y los ataques de Hamás han provocado más de 3.000 muertos y 12.500 heridos según los registros oficiales, la inmensa mayoría de ellos civiles. La situación en la Franja, desabastecida y destruida casi por completo, cada vez es más delicada. En los últimos días, numerosos medios de comunicación se han hecho eco de los nombres propios tras este conflicto, su posición e influencia en el mismo. 

Quizá el más conocido de la lista sea Benjamín Netanyahu, actual primer ministro de Israel. Nacido en 1949 en Tel Aviv y conocido como Bibi entre sus seguidores, este veterano político, ha sido controversial por su postura nacionalista y conservadora. Estas señas de identidad le han acompañado en un cargo que ya ha ocupado en mandatos anteriores durante un total de quince años. 

Sin embargo, y tras ganar las elecciones del pasado año, Netanyahu lidera un Gobierno de coalición que está resultando bastante controvertido, tanto por sus socios de legislatura, ultranacionalistas y ultraortodoxos, como por sus reformas cuestionadas. El último ejemplo fueron las protestas masivas por el impulso de la ley de justicia.

8167afa965151d52ab4b013b33c63bcf

Benjamín Netanyahu, primer ministro de Israel.

Aunque su gobierno se ha visto envuelto en varios casos de corrupción que casi llegaron a costarle la carrera política a Netanyahu, desde que Hamás atacó Israel el pasado sábado 7 de octubre lidera con mano firme la respuesta a los ataques. En su primera intervención pública tras los bombardeos, el primer ministro aseguró: "Ciudadanos de Israel, estamos en guerra", y así ha actuado, advirtiendo que "el enemigo pagará un precio como nunca antes había conocido".

Desde que se produjeron los ataques de Hamás, el mundo se volcó con Israel y apoyó la decisión de contraatacar que había tomado Netanyahu. La gran mayoría de países occidentales mostraron sus condolencias con los fallecidos y secuestrados por Hamás y expresaron su solidaridad con el pueblo israelí.

Sin embargo, tras más de 10 días de operaciones y ofensivas sobre la Franja de Gaza, con miles de muertos, casi 200 personas aún en paradero desconocido o secuestradas y con bloqueos que han creado una crisis humanitaria en Gaza, son muchos los que piensan que la mano dura de Netanyahu no es la vía más efectiva para atajar el problema. Y es que, en cuanto a su política respecto a Palestina, siempre ha estado más cerca de los planes de colonización y de la anexión de territorios que del entendimiento entre ambas posturas.

Mahmoud Abbas, líder palestino y rival de Hamás

Por su parte, el presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP) y de la Organización para la Liberación de Palestina (OLP) durante las últimas tres décadas, Mahmoud Abbas, que tiene más de 80 años y una larga trayectoria política a sus espaldas, es considerado como uno de los últimos supervivientes del movimiento Al-Fatah

Conocido como Abu Mazen y a la sombra del exdirigente Yassir Arafat durante muchos años, se considera a Abbas como uno de los arquitectos de los acuerdos de paz de Oslo e impulsor del diálogo con Israel durante la década de los 90. Sin embargo, en los últimos años, su papel se ha visto enturbiado por las políticas de colonización del Gobierno israelí, así como por los postulados más radicales de Hamás. 

3476838_68ee862371a3428ea97e1a9768a0371f-0-11050da3286049c7899569525df1c26a

Mahmoud Abbas, presidente de la Autoridad Nacional Palestina (ANP)

Para muchos de sus críticos, Abbas se ha mostrado más preocupado por mantener un cierto equilibrio en las tensiones con Israel que por avanzar en la creación de un estado palestino. Además, el movimiento Al-Fatah, del que forma parte Abbas, es el principal rival político de los islamistas de Hamás, con los que su relación siempre ha sido bastante tensa y nunca se ha podido calificar de buena.

Tras la respuesta israelí al ataque del pasado 7 de octubre, Abbas ordenó el envío inmediato de los recursos disponibles para poder cubrir las necesidades básicas de la población en Gaza.

Itamar Ben Gvir, el socio ultra de Netanyahu

Tras las ya mencionadas elecciones del año pasado, Netanyahu, gracias al acuerdo con varios partidos extremistas de diverso calado, ha organizado el Ejecutivo más ultraderechista de la historia de la región. Dentro de sus ministros destacan nombres como Itamar Ben Gvir o Bezalel Smotrich, todos partidarios de la línea dura con la cuestión palestina, abogan por expulsarlos.

Por su parte, el ministro de Finanzas, Bezalel Smotrich, es uno de los políticos más polémicos del gobierno de Israel. Entre sus declaraciones más controversiales, el político niega la existencia del pueblo palestino, y lo considera "un invento de algunos árabes para luchar contra el movimiento sionista". No le pareció suficiente, pues declaró que "no hay historia palestina" en una entrevista hace algunos meses.

b1c26ba1-4a17-4538-b464-a116591fc580_16-9-discover-aspect-ratio_default_0

Itamar Ben Gvir, ministro de Seguridad Nacional de Israel

En cuanto a Itamar Ben Gvir, ministro de Seguridad Nacional, creció como colono en la región de Cirjordania y militó en su juventud en un partido sionista radical, considerado terrorista por países como EEUU. Conocido por su retórica antiárabe y sus actos provocadores, Ben Gvir se posiciona a favor de la expulsión de árabes "desleales" a Israel y de la pena de muerte para "terroristas", defendiendo la postura de armar al pueblo israelí. 

De hecho, hace una semana anunció que Israel iba a comprar 10.000 fusiles para garantizar la “defensa de equipos de seguridad” civiles, especialmente en las zonas cercanas a Gaza, tal y como recogieron diversos medios de comunicación internacionales. Aboga por la anexión de toda Cisjordania y desmantelar la Autoridad Nacional Palestina.

Ismail Haniyeh, el jefe político de Hamás

Ismail Haniyeh es otro de los hombres en el punto de mira internacional, es uno de los líderes de Hamás que se convirtió en protagonista de la escalada de violencia. Nació en un campo de refugiados de la Franja de Gaza y fue encarcelado por Israel por participar en la Primera Intifada y pertenecer a Hamás, por lo que permaneció en el exilio durante un tiempo. 

A principios del año 2000, Haniyeh se consagró como miembro de la parte política de la formación islamista tras ser elegido por sus compañeros integrantes. Posteriormente, ya en el año 2003, sobrevivió a un atentado cuando un misil impactó en el edificio en el que almorzaba con Ahmed Yasin, líder espiritual del partido que fue asesinado por Israel tan solo un año después.

Mohammed Deif, el brazo ejecutor de Hamás

Mohamed Deif, el jefe militar sin rostro conocido en la actualidad, oculto entre las sombras y que ha escapado una decena de veces de la muerte, la última en 2021, es considerado el cerebro del ataque por sorpresa lanzado el día 7, el más mortífero desde la guerra contra Egipto y Siria de 1973. 

En plena escalada bélica en 2014, un ataque aéreo ejecutado por las fuerzas israelíes dirigido contra la casa de Deif en Gaza le costó la vida a su mujer y a uno de sus hijos pequeños. Deif, de 58 años, nació en el campo de refugiados de Jan Yunis, en el sur del enclave palestino.

16207599585849

Fotografía antigua de Mohammed Deif, brazo ejecutor de Hamás

Los comandos de élite del ejército y el Shin Bet (seguridad interior) lo tuvieron varias veces a tiro, pero siempre logró ponerse a salvo, incluso malherido, a pesar de los ataques con misiles contra sus coches o sus pisos francos, tal y como han ido informando y recopilando diversos medios de comunicación internacionales.

Sobre el 'legendario' Deif se dice que nunca usa sistemas digitales de comunicación. Sus órdenes llegan a los militantes de Hamás a través de una compleja red de mensajeros que cuentan con la confianza del líder. Hace mucho tiempo que prácticamente nadie ha visto su rostro, actualmente desfigurado, según aseguran sus enemigos en la inteligencia militar y civil israelí. Se dice que ha perdido un ojo y una mano, además supuestamente cojea y sufre graves daños auditivos desde que era el principal ingeniero de explosivos del movimiento Hamás.

 

COMPARTIR: