09 de febrero de 2023
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Hace 17 años un joven sevillano perdía la vida en la atracción ‘El hotel embrujado’ de Parque Warner, en San Martín de la Vega

Accidentes en los parques de atracciones españoles: Colisiones y fallos de seguridad

El Cierre Digital en Atracción 'El hotel embrujado' en Parque Warner Madrid.
Atracción 'El hotel embrujado' en Parque Warner Madrid.
Al menos 31 personas han resultado heridas de la colisión de dos vagones de una montaña rusa en el parque temático Legoland, en Alemania. Un suceso que recuerda algunas de las tragedias sucedidas en los parques de atracciones españoles, como la muerte de un joven sevillano hace 17 años en la atracción ‘El hotel embrujado’ de Parque Warner.

Los parques de atracciones son uno de los lugares más visitados en la época veraniega. España dispone de una amplia oferta de ellos, así como de parques acuáticos, que se convierten en un lugar de peregrinaje para turistas nacionales e internacionales. Y aunque sus atracciones se someten a diversos controles para que se sigan considerando “las más seguras del mundo”, los accidentes a veces son inevitables.

El reciente accidente en una montaña rusa del parque temático Legoland en Guenzburg (Alemania), en el que dos vagones se chocaron provocando al menos 31 heridos —uno de ellos de gravedad—, hace recordar algunos de los sucesos más graves que han tenido lugar en los parques temáticos españoles a lo largo de los años.

Parque Warner en Madrid y la muerte de un joven en ‘El hotel embrujado’

Este año se cumplen 20 años de la apertura de Parque Warner en San Martín de la Vega, Madrid. El parque temático ha pasado desde entonces por diversos propietarios hasta convertirse en parte de Parques Reunidos y también ha sufrido un incremento en su afluencia a lo largo de los años.

Sin embargo, antes de tener el público que tiene actualmente, el parque se vio envuelto en diversas polémicas antes incluso de abrir sus puertas por primera vez. Durante su construcción, dos obreros fallecieron mientras montaban las montañas rusas del parque y, tres años después de su apertura, tuvo lugar un accidente mortal de uno de sus visitantes.

Interior de la atracción 'El hotel embrujado', donde tuvo lugar el accidente mortal.

La muerte tuvo lugar en la atracción ‘El hotel embrujado’, un caserón en el que los visitantes se adentran para escuchar una historia de miedo en la que el día de la boda de una joven pareja el marido desaparece en extrañas circunstancias. Una atracción que intenta generar un clima de suspense y terror que hace 17 años se convirtió en una pesadilla real.

Un joven sevillano de 22 años se adentró en la atracción junto a su novia, su hermana y un amigo. Todo parecía ir bien hasta que accedieron a la parte del “banquete”. Una sala especial de ‘El hotel embrujado’ en la que los visitantes se sientan en unas gradas, sujetos por una barra, y observan cómo la sala entera da vueltas.

La sensación de visitante es de que es su propio asiento el que da la vuelta a la sala, aunque el mecanismo es un poco más complejo que eso. Sin embargo, a ojos del visitante puede llegar a marear, lo que ocasionó que este joven intentase levantarse de la atracción. Lo consiguió.

Al levantarse, el joven intentó situarse sobre un saliente en una de las paredes para resguardarse del movimiento. “Fue espantoso, todos empezamos a chillar, porque una pieza de la atracción le estaba machacando, pasaba por encima de él una y otra vez”, explicó la hermana del fallecido, crítica con la vigilancia de los empleados de la atracción.

Dos trabajadores fueron condenados por el suceso a pagar multas de 12.000 y 3.600 a la familia del fallecido a raíz de lo sucedido. La familia alegó que hubo un fallo en el arnés de sujeción de la atracción, que se encontraba suelto.

El parque de atracciones de Madrid: 53 años de historia y sucesos

El 15 de mayo de 1969 tuvo lugar la apertura del Parque de Atracciones de Madrid. Un símbolo para todos los madrileños que ha sufrido constantes remodelaciones a lo largo de los años. También propiedad de Parques Reunidos en la actualidad, ha sido uno de los parques temáticos de España que más veces ha ocupado las noticias en el último año.

En febrero de este año, el Gran Teatro del parque —donde tenían lugar los musicales del parque— sufrió el desplome de su techo, ocasionando al menos 13 heridos leves. Un accidente que no acabó en tragedia ya que por aquel entonces se estaba celebrando en el recinto un evento privado, por lo que no contaba con el aforo del que dispone el recinto cuando está abierto al público. Desde entonces, el recinto continúa cerrado.

Atracción 'Abismo', donde sucedió el último fallo técnico.

Recientemente también se alertaba sobre el fallo técnico de una de las últimas novedades del parque: la atracción 'Abismo'. El vagón se quedó parado en mitad de la subida, dejando a los visitantes colgando en un ángulo de 90 grados durante más de una hora.

Aunque en este caso no hubo heridos, un incidente de 2017 sí que causó lesiones en 33 personas, incluidas menores. El suceso recuerda al ocurrido en el parque de Legoland, ya que se produjo con el choque de dos vagones de la atracción ‘Tren de la mina’. Una visitante alertó al personal del sonido “como de explosiones” que hacían los vagones al parar, pero sus peticiones no fueron escuchadas, provocando el choque.

Todos estos sucesos no tuvieron, afortunadamente, ninguna muerte. Sin embargo, en 1986 el parque fue testigo de la muerte de una niña de ocho años en una atracción denominada ‘El Pulpo’. La atracción consistía en la subida y bajada de los pequeños vagones que la componían. En una de estas bajadas, la niña salió despedida y falleció.

Atracción 'El Pulpo', del Parque de Atracciones de Madrid, donde murió una niña.

La muerte en la novedosa ‘Stampida’ de Port Aventura

En Cataluña, concretamente en la provincia de Tarragona, se encuentra uno de los parques más visitados de España: Port Aventura. El parque temático inaugurado en mayo de 1995 cuenta actualmente con una zona dedicada a la marca de coches Ferrari y se encuentra en plena construcción de una dedicada a la LaLiga.

Sin embargo, en el año 1997 una de las novedades era la atracción de madera ‘Stampida’, que a diferencia de otras del mismo tipo, consiste en una carrera entre dos vagones: el azul y el rojo. La atracción tiene una bajada pronunciada de unos 72 km por hora.

En esta atracción, y justo en 1997, falleció un hombre de 32 años al salir despedido del vagón justo cuando estaba efectuando esta bajada.

COMPARTIR: