13 de julio de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La plataforma ha estrenado una miniserie documental sobre el crimen cometido por el ya conocido como 'Descuartizador de Montreal'

Netflix recupera con polémica la historia de Luka Rocco Magnotta, primer actor porno gay asesino

Luka Rocco Magnotta, el 'Descuartizador de Montreal'
Luka Rocco Magnotta, el 'Descuartizador de Montreal'
Luka Rocco Magnota asesinó y descuartizó a un estudiante chino en 2012. Lo grabó y colgó la filmación en la deep web. El crimen conmocionó a todo Canadá en su momento y ahora Netflix ha recuperado la historia en la miniserie documental de tres capítulos titulada 'Don´t F**uck With Cats: Hunting An Internet Killer'. La polémica ha llegado porque los productores de la serie han incluido imágenes sensibles del asesino torturando animales.

Una de los episodios más famosos de la crónica negra canadiense ha reaparecido con polémica de la mano de la plataforma de contenidos audiovisuales en línea más famosa en el mundo. Netflix ha lanzado una miniserie documental sobre el actor porno gay asesino Luka Magnotta, conocido como el 'Descuartizador de Montreal.

La serie consta de tres episodios, está dirigida por Mark Lewis y producida por Raw Television. Se estrenó el pasado 18 de diciembre en Netflix Canadá bajo el título Don´t F**k With Cats: Hunting An Internet Killer  (No jodas con gatos: cazando a un asesino de Internet) y  las críticas no se han hecho esperar.

Trailer de la serie

Y es que, los productores de la serie también incluyeron clips de vídeos por los que se hizo famoso Magnotta en los que aparece torturando gatitos. Esto no ha sido visto con buenos ojos por muchos espectadores, que reprocharon a Netflix por no incuir una advertencia sobre el uso de este tipo de imágenes sensibles, además de criticar a la plataforma por explotar el morbo de los crímenes de Magnotta.

Pero, ¿cual es la historia de Luka Magnotta?

Eric Clinton Kirk Newman, más conocido como Luka Rocco Magnotta, llevó a cabo un asesinato en 2012 que conmocionó a todo Canadá. De profesión actor porno gay, conoció a un estudiante chino de 33 años llamado Jun Lin al que llevó a su apartamento y lo asesinó de manera salvaje. Por ello, es considerado como el primer caso de un actor porno que comete un asesinato.

Ya de niño causaba el pánico entre los demás. Desmembraba animales y torturaba a sus compañeros. De hecho, a uno de ellos le mandó una pata de perro cercenada. Cuando creció empezó a trabajar como stripper, pero lo dejó para meterse en el mundo de las películas X. Sus compañeros de rodaje afirmaban que tenía un comportamiento un tanto extraño.

Una cámara grabo la cita entre Luka Magnotta y Jun Lin

Las teorías de los colegas de trabajo fueron ratificadas cuando el 24 de mayo de 2012 mató a Lin. Magnotta y Lin quedaron y fueron al apartamento de Luka en la ciudad de Montreal. Allí el actor X abusó de él, para después descuartizarlo hasta matarlo. Todo ello lo filmó en un metraje que dura 11 minutos, que subió a la Deep Web.

El 25 de mayo de 2012, el vídeo titulado “1 Lunatic, 1 ice pick” (1 Lunático, 1 picahielos) fue subido a la web de la red profunda llamada bestgore.com. La cinta muestra a un hombre desnudo, atado a una cama, siendo apuñalado por un picahielo y un cuchillo de cocina. Después es degollado y desmembrado y termina con actos de necrofilia. El autor utiliza un cuchillo y un tenedor para cortar algo de carne y se lo da a un perro para su deleite.

Durante el vídeo, suena de fondo la canción “True Faith” del grupo británico “New Order” y también se logra apreciar un cartel de la película de 1942 “Casablanca” colgado en una pared.

Encontrado en Alemania y condenado a cadena perpetua

Después de llevar a cabo tal acto, cogió varias partes del cuerpo de Lin y las envió a varios políticos de Canadá. El torso fue encontrado en una maleta tirada en la basura en un callejón de Montreal, cerca del lugar donde vivía Magnotta, mientras que las manos y los pies de la víctima fueron enviados en paquetes a las sedes de dos partidos políticos de Ottawa y a dos escuelas de Vancouver. Cuando terminó todo aquello, cogió un avión y huyó a Francia, aunque después viajó hasta Alemania y ya en la capital, Berlín, fue encontrado y detenido.

luka_rocco_magnotta

Luka Rocco Magnotta durante su estancia en Berlín

Durante la vista preliminar celebrada en 2013 se desplomó después de que se presentase un video con pruebas relacionadas con el caso. Magnotta cayó al suelo y se colocó en posición fetal después que la fiscalía mostrase un video en el tribunal. El padre de la víctima, Diran Lin, estuvo presente, pero tras escuchar detalles sobre la muerte de su hijo, se vio obligado a abandonar el tribunal entre lágrimas.

En 2014 fue declarado culpable del asesinato en primer grado de Jun Lin, por lo que fue condenado automáticamente a cadena perpetua sin posibilidad de solicitar la libertad bajo fianza durante 25 años.

Luka lleva una “vida responsable”

Fue enviado a la prisión de Sept-Illes, situada a más de 800 kilómetros de Montreal. Allí conoció a Anthony Jolin, otro preso condenado, con el que se casó en 2017 en la prisión Pont-Cartier a 60 kilómetros al noreste de Pont-Cartier.

Un año después, en noviembre de 2018 salió a la luz el libro “My Son, the killer” escrito por Brian Whitney con la ayuda de la madre de Luka, Anna Yourkin. En hay declaraciones del propio asesino. “Es muy molesto. Nunca quise tener nada que ver con la defensa de NCR (no criminalmente responsable), le decía Luka a Whitney.

Jun_Lin_asesinado_por_luka_magnotta

Jun Lin, la víctima del asesinato cometido por Luca Magnotta

Durante su juicio, el abogado argumentó que su cliente sufría esquizofrenia y oía voces en su cabeza, aunque, el siempre opinó lo contrario. “No tengo ninguna enfermedad mental. Tenía que ir con eso, aunque no quería, pero mis abogados me presionaron para que lo hiciera”, le decía a Whitney en el libro.

“Les dije a los médicos que no tenía una enfermedad mental. Incluso ahora en prisión no tomo medicamentos, pero los abogados dijeron que nuestra única oportunidad era ir con la defensa de NCR”, le explicaba Luka al escritor.

“Tenemos noches de cine. Todos tenemos nuestros propios televisores. Tengo clase de pintura y hago mucho ejercicio. Voy estudios de idiomas. La gente necesita estar orgullosa de sus logros”, explicaba a Whitney, al que le dijo una frase dedicada a la sociedad: “Conoce tu valor y compártelo con todos”.

COMPARTIR: