16 de noviembre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La cadena Movistar adoptó esta medida por sorpresa este jueves por la tarde a última hora

Suspendida la miniserie sobre el crimen de Almonte por la presión social y la negativa de la familia de las víctimas

Las víctimas de Almonte.
Las víctimas de Almonte.
Movistar decidió a última hora de la tarde del jueves cancelar la emisión de "Bajo escucha. El acusado", una miniserie de dos capitulos sobre el doble crimen de Almonte que había provocado el enfado de la familia de las víctimas porque no habían participado en la grabación ni consensuado con la productora la emisión de este docudrama. En un comunicado la plataforma de televisión anunció que había adoptado esta medida "ante las declaraciones de familiares de las víctimas".

La emisión de la miniserie de Movistar titulada "Bajo escucha. El acusado", cuyo estreno estaba previsto el jueves a las diez de la noche fue suspendida gracias a la presión social ejercida por la familia de las víctimas en los medios de comunicación.

Movistar emitió el jueves por la noche un comunicado: "Ante las declaraciones de familiares de las víctimas, y en virtud de nuestro códido editorial, estamos trabajando com Bambú Producciones para aclarar todos los procesos y emitir este contenido próximamente".

La miniserie de dos capítulos con el formato docudrama narraba uno de los sucesos criminales más impactantes de la historia de la criminología española. El 27 de abril de 2013 Miguel Ángel Domínguez y su hija María, de 8 años, fueron cruelmente asesinados por una mano desconocida en su casa de Almonte, Huelva. La niña recibió 104 puñaladas y su padre, 47.

Tras una investigación fue detenido, juzgado y absuelto por un jurado popular Francisco Javier Medina, que mantenía entonces una relación sentimental con Marianela Olmedo, madre de la niña muerta. El 24 de junio de 2014, la Guardia Civil detuvo a Medina, que ingresó en prisión hasta que en enero de 2018 fue definitivamente  absuelto.

Fotograma de la serie.

Con todos los datos del suceso, Movistar en colaboración con la productora Bambú, grabó una miniserie de dos episodios titulada "Bajo escucha. El acusado", que debería haber sido estrenada el jueves 17 de octubre. El director encargado de hacerla es Isaki Lacuesta, nominado a los premios Goya en 2018.

Este docudrama perteneciente al género True Crime, como los realizados sobre el crimen de Asunta o el caso Alcàsser cuenta con la colaboración de peritos, abogados e incluso del único acusado, Francisco Javier Medina. La familia de las víctimas no ha querido colaborar e incluso, como ha podido saber elcierredigital.com y ya adelantamos ayer se encuentran muy molestos con la emisión de esta serie.

Otro fotograma de la serie.

Por eso han remitido un comunicado que dice que "la miniserie documental de Movistar de dos capítulos dirigida por Isaki Lacuesta sobre el crimen de Almonte, no cuenta con la autorización de las familias de las dos únicas víctimas asesinadas en este vil crimen" y advierten de que "cualquier intromisión en el honor de las víctimas será denunciado y llevada a los tribunales".

Sin embargo, desde la productora han asegurado que la abogada de las familias sale en el documental. Pero fuentes familiares han asegurado a elcierredigital.com que "con nuestro abogado y la familia no han hablado". La investigación del doble crimen de Almonte se reabrió después de que Medina fuese declarado no culpable y gracias a la insistencia de la familia se realizará una segunda autopsia en búsqueda de nuevas evidencias.

De momento, la asociacion Clara Campoamor ya se ha personado como acusación popular en defensa de la menor asesinada, María Domínguez, ante el juzgado de Instrucción número 1 de La Palma del Condado, que instruye nuevas diligencias tras la reapertura del caso. La letrada encargada de la acusación será Patricia Catalina, que ya ha representado a la asociación Clara Campoamor en casos como el del niño Andrei de El Ejido, un caso de abusos sexuales en Pozoblanco o la niña Laia en Vilanova i la Geltrú.

La historia del crimen

La historia del doble crimen se remonta a 2013 cuando los padres de Marianela Olmedo se alarmaron porque la niña no fue el lunes al colegio ni su yerno al trabajo. El padre de Miguel Ángel Domínguez acudió entonces a la casa y encontró los cuerpos.

Los investigadores de la Guardia Civil comenzaron buscando en el entorno más cercano, empezando por la madre, Marianela, que tenía una relación sentimental con Medina. El asesino no robó nada de la casa. Se abrieron diez líneas de investigación, se fueron descartando nombres de amigos, familiares, compañeros de trabajo, conocidos... Finalmente, 14 meses después, en junio de 2014 fue detenido Francisco Javier Medina, que ingresó en prisión hasta que se celebró su juicio.

Imagen sacada del tráiler.

El 10 de enero de 2018 Francisco Javier Medina dio una rueda de prensa, ya libre, y explicó que se había ganado "el respeto a recuperar su vida".  "Cuatro años y medio después ya no tengo que repetirlo, lo dice un veredicto y tres sentencias judiciales; se ha hecho justicia conmigo, siempre he sido inocente, y aunque dicen que existe presunción de inocencia yo he estado tres años y medio en la cárcel, no ha sido nada fácil, me han destrozado la vida", añadió. Almonte y Huelva entera se dividió con este caso.

Tras salir en libertad, a Francisco Javier Medina se le vió paseando con su exnovia, anterior a Marianela Olmedo, que tuvo que irse de Almonte y de la provincia de Huelva, a Sevilla, destrozada por los comentarios vertidos en redes sociales contra ella. El mundo al revés, su testimonio al igual que el de familia paterna tampoco salía en la serie. 

COMPARTIR: