23 de septiembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El grupo de alimentación radicado en el País Vasco se provee de la producción de la compañía "Valle de Odieta" en Caparroso (Navarra)

El nacionalismo vasco se revuelve contra Eroski por comprar leche en una polémica granja navarra

/ Eroski.
El nacionalismo vasco ha roto su tradicional complicidad con Eroski tras airearse que compra leche a Valle de Odieta, la controvertida compañía que cuenta con una macrogranja de vacas en Caparroso que está a punto de ampliar. Algunos dirigentes de Euskal Herria Bildu están interpelando a la distribuidora alimentaria.

Eroski es una de las empresas con más reputación de Euskadi y Navarra. Esta cooperativa impulsada en los años cincuenta del siglo pasado se ha convertido en la segunda empresa de 'economía social' del Estado español gracias a la fidelidad de miles de navarros y vascos que confían en una distribuidora alimentaria que suele confiar en proveedores de la zona.

El nacionalismo vasco siempre ha tenido a Eroski como uno de sus ojitos derechos, pero ahora esta situación parece haber cambiado tras haberse desvelado que la cooperativa es uno de los principales clientes de la compañía Valle de Odieta, que cuenta con la polémica macrogranja navarra ubicada en la localidad de Caparroso.

Enfado

El parlamentario navarro Adolfo Araiz, de Euskal Herria Bildu, ha puesto en un compromiso a Eroski al preguntarles por la información que se está aireando a través de un boletín digital impulsado por activistas relacionados con asociaciones ecologistas, 'La Mala Leche'.

El boletín lanza varias preguntas con 'mala leche' sobre la compra de leche procedente de la polémica granja navarra ahora ampliada: "¿Sabías que en septiembre de 2016, Eroski anunció a bombo y platillo la salida al mercado de una leche 100% de Navarra comprada a la cooperativa Saiona, con una producción de 2 millones y medio de litros? ¿Sabías que el principal accionista y productor de Saiona es Valle de Odieta, es decir la macrogranja de Caparroso? Sí, los mismos que quieren construir la fábrica de leche de Noviercas".

"¿Sabías que el envase destaca la imagen engañosa de un caserío y una vaca pastando en una pradera y que se atreve a decir que garantiza la sostenibilidad del entorno y de las ganaderías de Navarra? Eroski es libre de comprar la leche donde quiera, tú también lo eres. ¡Haz de tu carro de la compra, un carro de combate!", añaden.

Segundo número del boletín

El segundo número del boletín sigue haciendo preguntas incómodas para Eroski: "¿Sabías que el envase de leche Eroski Navarra bate el récord de sellos de calidad, entre ellos, el de bienestar animal 'Welfair'? A nosotras, se nos calienta la cabeza: Dime de que presumes y te diré de qué careces. Y es más, “aunque la malaleche se vista de seda, malaleche se queda".

Valle de Odieta. 

"¿Crees que esta fábrica de leche de Caparroso es un ejemplo de producción local, saludable y sostenible? Preguntáselo al río Aragón, a Marcilla, a Villafranca, a Caparroso. Pregunta también a las pequeñas explotaciones ganaderas de Navarra, son especies en vías de extinción…", añaden.

Y continúan: "¡Ay bienestar animal! ¿Crees que es bienestar animal que te separen de tus hijos al poco de nacer? ¿ y que te atiborren con antibióticos por prevención? Vivimos en un cubículo individual y aunque vemos reverdecer los campos, nunca hemos pisado una pradera. No, nunca hemos probado la hierba (ni siquiera fumada). Con este bienestar, hacemos muy mala leche".

El Gobierno de Navarra promete vigilar a Valle de Odieta

El Gobierno de Navara promete vigilar la granja de Caparroso. El Ejecutivo foral promete continuar "extremando la vigilancia para el cumplimiento de los requisitos medioambientales exigidos a la empresa".

"En concreto, la Dirección General de Medio Ambiente está diseñando un programa extraordinario de seguimiento del funcionamiento de la actividad, con especial atención a la evaluación de los posibles impactos de la aplicación de digestato, tanto a las aguas superficiales, subterráneas y al suelo, como a la biodiversidad", adelantan.

Y subrayan: "Dicho programa contendrá una serie de actividades de seguimiento in situ de las prácticas que realiza, mediante inspecciones, tanto del personal técnico como del de Guarderío de Medio Ambiente, y la identificación de puntos de control para conocer el impacto real en dichos sistemas, mediante la ejecución de un programa de verificaciones y toma de muestras para la determinación analítica de parámetros contaminantes".

Valle de Odieta además, es carne de polémica porque tiene proyectada la mayor granja de Europa en una localidad soriana de 150 habitantes, Noviercas, que podría albergar una instalación que daría cabida a alrededor de 20.000 vacas.

COMPARTIR: