23 de mayo de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

UNO DE CADA DIEZ LATINOAMERICANOS SE CONSIDERA INDÍGENA Y PERTENECE A ALGUNO DE LOS 522 PUEBLOS ORIGINARIOS, SUMANDO UNOS 53 MILLONES

Nace el nuevo Instituto Iberoamericano de Lenguas Indígenas para fomentar su expansión

Lenguas indígenas
Lenguas indígenas
La pasada semana se inauguraba en Bolivia el Instituto Iberoamericano de Lenguas Indígenas con el objetivo de concienciar sobre la situación de los derechos culturales y lingüísticos de los pueblos indígenas, así como para fomentar la transmisión, uso, aprendizaje y revitalización de su idioma. La Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación ha sido uno de los colaboradores que ha puesto en marcha la iniciativa, entre otros.

El Instituto Iberoamericano de Lenguas Indígenas en La Paz, Bolivia, ya es una realidad. Se trata de una iniciativa coordinada por la Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura (OEI), la Secretaría General Iberoamericana (SEGIB) y el Fondo para el Desarrollo de los Pueblos Indígenas de América Latina y El Caribe (FILAC), que fue aprobada por los jefes de Estado y de Gobierno iberoamericanos en la pasada cumbre celebrada en Andorra en 2021.

El objetivo de esta institución es concienciar sobre la situación de las lenguas indígenas y los derechos culturales y lingüísticos de estos pueblos, así como para fomentar la transmisión, uso, aprendizaje y revitalización de los idiomas indígenas.

De acuerdo con el último informe publicado por la OEI (Organización de Estados Iberoamericanos para la Educación, la Ciencia y la Cultura), el Instituto ofrecerá también una asistencia técnica en la formulación e implementación de políticas lingüísticas y culturales para los pueblos indígenas, además de proporcionar facilidades en la toma de decisiones informadas sobre el uso y vitalidad de sus lenguas. 

En su inauguración, la semana pasada, se quiso convocar a otros países a sumarse a la iniciativa. Su puesta en marcha se produce precisamente este 2022, que es cuando comienza el decenio de las lenguas indígenas, proclamado por la ONU, para generar conciencia sobre la importancia de preservar las lenguas originarias en el mundo.

Lenguas indígenas en México

La OEI viene trabajando en los últimos años en la preservación y difusión de las lenguas originarias presentes en la región. Así, desde el pasado mes de noviembre en Nicaragua, se realizaron actividades para difundir la riqueza cultural y lingüística del país, en la que participaron alrededor de 3.000 miembros de la comunidad académica de la Universidad URACCAN, asentada en la costa caribeña nicaragüense.

También la Universidad Francisco Morazán, en Honduras, realiza actividades para propiciar la valoración de las lenguas nativas de ese país, de tal forma que se contribuya a la construcción de una identidad nacional pluriétnica y a la protección de los derechos humanos de los pueblos indígenas y afrohondureños. 

En México, uno de cada 10 latinoamericanos se reconoce como indígena y pertenece a alguno de los 522 pueblos originarios, que suman unos 53 millones. Esa diversidad es también idiomática y cultural. Pero, como cada dos semanas se pierde una lengua, Naciones Unidas quiere preservar esa diversidad idiomática con un Decenio de las Lenguas Indígenas. Para prepararlo, la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI) organiza la campaña: 'Iberoamérica, orgullo lingüístico', 

Esta es la situación de las lenguas indígenas en México

En México existen más de 68 lenguas indígenas pertenecientes a 11 grupos lingüísticos. De ellos, se derivan más de 360 variantes lingüísticas, de acuerdo al Instituto Nacional de las Lenguas Indígenas (INALI). Sin embargo, preocupa la situación actual ya que se ha producido una alarmante disminución de sus hablantes: del 65% a 6,5% en tan solo 200 años, según datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía de México (Inegi).

Las causas de esta disminución, para algunos activistas, son las brechas sociales y de clase que afectan en particular a las poblaciones indígenas. Voces como la de la lingüista, escritora y activista Yásnaya Elena A. Gil, señalan críticamente el papel del Estado en la desaparición de las lenguas indígenas. "El Estado es el principal violador de derechos lingüísticos en la actualidad. Es como pedirle ayuda a quien te está ahorcando", menciona la activista en un tuit.

Por esta razón,  algunas organizaciones no gubernamentales (ONG) llevan a cabo proyectos para ayudar a preservar esta riqueza lingüística. La ONG Ayuda en Acción, por ejemplo, trabaja en Chiapas desde 1999 para garantizar la educación bilingüe en el Estado, tanto en español como en tzeltal. También han trabajado para ayudar a jóvenes en Nealtican, Puebla, a producir programas de radio en Internet para difundir el náhuatl en sus comunidades.

COMPARTIR: