29 de junio de 2022
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Este descubrimiento de las embarcaciones pertenecientes a tropas españolas en Cartagena de Indias abre disputa por su posesión entre Colombia y España

Hallazgo histórico a 900 metros bajo el mar: Oro, plata y piedras preciosas en dos barcos cerca del galeón San José

Galeón español San José.
Galeón español San José.
Dos embarcaciones de las tropas españolas, que pertenecieron al periodo colonial, se hundieron a comienzos del siglo XVIII frente a Cartagena de Indias cargados de tesoros, monedas y lingotes de oro. Ahora han sido descubiertos por el equipo de la Armada perteneciente al Gobierno Colombiano. El hallazgo abrirá una gran controversia entre el territorio donde permanecía hundido y el país inicial al que pertenece.

El presidente de Colombia, Ivan Duque, anunció que un grupo de arqueólogos de la Armada Colombiana habían localizado restos de navíos de dos embarcaciones próximos a la zona donde se encuentra el galeón español San José, hundido frente a Cartagena de Indias en el siglo XVIII debido al ataque de corsarios ingleses, liderados por capitán inglés Charles Wage el 8 de junio de 1708. Los restos del San José fueron encontrados en 2015 por investigadores del Instituto Colombiano de Antropología e Historia y la Armada colombiana.

Con la finalidad de “poder llegar a la profundidad y tener las mejores imágenes”, el Gobierno Colombiano ha adquirido un equipo altamente cualificado que proporcionará imágenes de alta tecnología con el fin de documentar con vídeos el buque que yace a unos mil metros de profundidad con la mejor calidad. “Encontramos dos embarcaciones adicionales: Una del periodo colonial y otra que, según un análisis preliminar, corresponde al periodo republicano de nuestra historia, esto es, posterior a 1810", explica Duque. Afirma también que hay "antecedentes de una decena de embarcaciones similares" cuya ubicación investigan los arqueólogos de la Armada.

Galeón San José.

Los avances tecnológicos para documentar este hallazo supone "un nivel de precisión nunca antes visto", siendo más factible adentrarse en zonas "donde se tenía información previo preliminar de posibles naufragios en épocas similares" y afirma el comandante de la Armada Gabriel Pérez que "el área donde se encuentra el Galeón San José no había sido intervenida de ninguna manera por medios antrópicos o por la mano del hombre".

¿A quién pertenecen estos hallazgos?

El hallazgo del galeón San José, hundido hace miles de años por las tropas británicas en las costas de Colombia y que posee un valor estimado de 17 millones de dólares, ha puesto el foco de debate sobre la titularidad de estas fortunas de los navíos subacuáticos y una disputa entre Colombia y España

La normativa de la Organización de Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) protege la petición de España de reclamar su titularidad por tratarse de "un barco de Estado", ya que originalmente pertenecía a la Armada española.

El patrimonio cultural de los naufragios hundidos y posteriormente encontrados cargados de tesoros, monedas y lingotes de oro supone un problema legal entre el territorio donde las naves quedan sepultadas en las profundidades del océano y desamparadas durante miles de años, y el territorio original al que pertenecen. El dueño del país inicial puede reclamar los derechos legales de posesión económica del tesoro.  

Otros hallazgos de tesoros monetarios españoles

El tesoro de Sant Joan d'Alacant es un conjunto de 501 monedas de oro y plata que fueron escondidas alrededor de 1823 y descubiertas en 1963, en una casa de la localidad alicantina de Sant Joan cuando sus propietarios se disponían a hacer una reforma. Las monedas pertenecen a los reyes españoles de los siglos XVIII y XIX. Actualmente, parte del tesoro se encuentra expuesto en el MARQ (Museo Arqueológico de Alicante).

Tesoro de Sant Joan d'Alacant

La Capitana fue el buque insignia de un conjunto de 11 que partieron de La Habana con rumbo a Cádiz. Sin embargo, unas semanas más tarde, frente a las costas de Florida, un huracán llevó a la expedición al fondo del mar. El navío, perteneciente a la Armada Española, se hundió en 1715, y entre lo encontrado hay 52 monedas de oro, 12 metros de cadena de oro y 110 monedas y botones de plata, por un valor total de más de un billón de euros. 

COMPARTIR: