15 de octubre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Se calcula que la célebre catedral parisina permanecerá cerrada por lo menos seis años por las obras de restauración

El Viernes Santo más triste de Notre Dame: esplendor y tragedia de una joya de la arquitectura gótica

La catedral de Notre Dame de Paris
La catedral de Notre Dame de Paris
No cabe duda de que la catedral de Notre Dame de París va a vivir probablemente el Viernes Santo más triste de sus ocho siglos de historia. El devastador incendio del pasado lunes 15 de abril no solo dañó la estructura y echó a perder una obra de arte de incalculable valor, sino que ha puesto en estado de alerta a otros países, entre ellos España, para esmerar las medidas de seguridad a fin de evitar una catástrofe de esta envergadura.

La Catedral de Notre Dame de París es una de las joyas arquitectónicas góticas más antiguas del mundo. Las vistas espectaculares de la ciudad que se pueden ver desde sus torres fueron reivindicadas en la película de animación de El Jorobado de Notre Dame y son algo muy apreciado por artistas de diversa índole. Los nombres de los maestros constructores son conocidos: Jean de Chelles, Pierre de Montreuil, Pierre de Chelles, Jean Ravy, Jean the Bottle. No en vano Notre Dame carga la etiqueta de ser el templo religioso más visitado de toda Europa, algo que lógicamente se ha visto fatídicamente interrumpido desde el pasado lunes 15 de abril debido al incendio causado en sus tareas de remodelación.

Notre Dame, una verdadera joya arquitectónica.

La catedral tiene ocho siglos de historia, construida entre 1163 y 1245 en la Île de la Cité, dedicada a la Virgen María. El interior de la catedral destaca por su luminosidad y ventanales, gracias a los amplios ventanales que se abren en la cabecera, el claristorio, el triforio y las naves laterales. Sus pilares cilíndricos que separan los espacios de las naves ha sido destacados por su originalidad y lo mismo sucede con sus columnas gigantes en lugar de las columnillas adosadas de otras edificaciones de este estilo arquitectónico.

La tristeza del Papa

El Papa aseguró que comparte la "tristeza" por el incendio de la catedral de Notre Dame y deseó que vuelva a convertirse en el "corazón" de París. "Expreso el deseo de que la catedral de Notre Dame pueda volver a convertirse, gracias a las obras de reconstrucción y la movilización de todos, en el corazón de la ciudad, signo de la fe de quienes la construyeron, madre iglesia de su diócesis, patrimonio arquitectónico y espiritual de París, Francia y la humanidad", señaló el Pontífice.

En un telegrama enviado al arzobispo de París, Michel Aupetit, Francisco asegura que comparte la "tristeza" que sienten los fieles de la diócesis, así como "los habitantes de París y todos los franceses" al tiempo que les ha expresado su "cercanía espiritual" y ha asegurado sus oraciones "en estos días santos", donde se recuerdan la pasión de Jesús, su muerte y su resurrección.

Las excelentes vistas desde las torres de la catedral.

El Pontífice ha recordado que las llamas han dañado "seriamente" el edificio histórico, que va más allá porque, según ha dicho, ha afectado a "un símbolo nacional muy querido en los corazones de los parisinos y franceses en la diversidad de sus creencias". "Notre Dame es la joya arquitectónica de una memoria colectiva, el lugar de reunión de muchos eventos importantes, el testimonio de la fe y la oración de los católicos en la ciudad", ha concluido.

Posible ayuda española en la restauración

La ministra de Educación y portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, dijo que el incendio ocurrido en la catedral parisina de Notre Dame esta semana es "un aviso para todos", al tiempo que apuntó que España cuenta con "personal formado que puede ayudar" en la reconstrucción del monumento: "Su incendio, con las pérdidas que haya podido provocar, es realmente un suceso muy dramático para todos, no solamente para las personas que aprecian más la cultura, sino como símbolo de todo lo que ha sido una historia europea de pensamiento", subrayó.

Es la catedral más visitada de Europa, hecho que se verá interrumpido por la restauración.

"Estamos seguros de que Francia, con la ayuda de Europa y muchos otros países del mundo logrará reconstruir esta catedral, tan representativa de nuestra cultura a lo largo de los siglos y símbolo del arte y del culto", añadió al tiempo que recordó que el próximo viernes 26 abril se celebrará un Consejo de Patrimonio extraordinario para "analizar los planes de salvaguarda" de los bienes culturales españoles porque "lo ocurrido ha sido también un aviso para todos. España es pionera y uno de los países con más patrimonio histórico cultural, tenemos muchos expertos y personal formado que puede ayudar también en la obra de reconstrucción de Notre Dame".

Las obras de restauración pueden implicar el cierre de la catedral por un periodo estimado de seis años indicó el rector de la iglesia. “Un segmento de la catedral ha quedado muy debilitado” por las llamas, dijo el obispo Patrick Chauvet.

COMPARTIR: