24 de mayo de 2024
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El primer Defensor del Menor analiza en su nuevo libro, 'La vida íntima', cómo la infancia y los modelos de educación influyen en la edad adulta

Javier Urra, psicólogo: "La sociedad está acostumbrada a que el Estado le ayude en todo"

El Cierre Digital en 'La vida íntima', una obra para la reflexión
'La vida íntima', una obra para la reflexión
El psicólogo y primer Defensor del Menor Javier Urra tiene nuevo libro, 'La vida íntima'. Una obra que analiza la sociedad a día de hoy, actualizando dos de sus publicaciones anteriores. En una conversación con 'elcierredigital.com', Urra analiza la importancia que tienen la infancia y de los nuevos modelos de educación en los adultos del futuro. Según explica, al igual que un niño busca la ayuda de sus padres, parte "de la sociedad acude al Estado para que resuelvan sus problemas".

'La vida íntima' es el nuevo libro del psicólogo y primer Defensor del Menor Javier Urra Portillo. Un libro que invita a la autorreflexión del ‘yo’ más profundo de uno mismo y analiza la evolución de la dependencia por parte de la sociedad con el Estado, utilizando como base dos publicaciones anteriores del autor. Además, esta obra invita a reflexionar sobre la "mediocridad" a la que se está abocando a los más jóvenes. Una cuestión que se analiza desde la educación y la infancia, donde Urra señala que se focaliza el mayor porcentaje de traumas. La vida íntima reflexiona también sobre la felicidad y sobre cómo debería reflexionar uno mismo.

Javier Urra es doctor en Psicología y en Ciencias de la Salud. Además, es el director clínico y presidente de la Comisión Rectora Recurra-Ginso (Clínica de Salud Mental, Hospital de Día Retiro y Centro Terapéutico Residencial), así como académico de número de la Academia de Psicología de España.

Para poder entender la finalidad y existencia de su obra, hay que entender qué motivó al doctor Urra a crearla. Elcierredigital.com se ha puesto en contacto con el doctor Urra para hablar sobre esta nueva publicación y ha aclarado que “todo nace del éxito absoluto de un primer libro de 2006 llamado 'El pequeño dictador', en el que se expone cómo los padres son víctimas de sus hijos, con una hipótesis confirmada en el tiempo, y es que se está sobreprotegiendo mucho a los niños, tanto que se convierten en dictadores. Estos aceptan poco la frustración y les es muy difícil diferir gratificaciones. Ahora estamos viendo algunos jóvenes que son como el cristal, duros pero frágiles”, apunta el doctor Urra.

31b635a6-c37f-46e0-9b9a-16c76538b016

Javier Urra en la presentación de su libro La vida íntima.

“En 2011 actualicé la situación de la sociedad con 'El pequeño dictador crece'. Se puede apreciar cómo la situación se va cronificando. Una realidad con un tipo de educación de no afrontar la vida y de no responsabilizarse de los actos”, resume su siguiente obra el doctor Urra.

Ese “pequeño dictador” sobreprotegido representaba la sociedad del 2006, la cual fue creciendo bajo la sobreprotección por parte de los padres, que se fue cronificando en una educación con la que se busca, al ser ya mayor, no responsabilizarse de nada y depender del “papá Estado”.

Juventud inmadura con dependencia estatal

El doctor Urra apunta: “En una de las cuestiones de mi libro, la gente se responsabiliza poco de lo que hace o de lo que deja de hacer. En otra cuestión se habla sobre que la sociedad busca en el Estado lo que buscaban en sus padres. Es decir, en el 2006, los niños que acudían a sus padres para que les resuelvan los problemas, ahora acuden al Estado. Es un problema porque hay muy poca sociedad civil. Todo está en que papá Estado nos ayude. Hay gente que lo necesita, y es justo que se le ayude, pero hay gente que se ha acostumbrado a que papá Estado le ayude en todo, trabaje en el ámbito que trabaje, haga lo que haga, tenga la edad que tenga”.

Respecto a la sociedad de hace unas décadas, el doctor Urra comenta que “todo el mundo tiene derecho a ser ayudado, pero no queda muy claro cuánta responsabilidad tienen para ayudar a aportar. Es un tema que creo que es preocupante y me parece que es un punto esencial. Estamos en una sociedad donde si un joven sale de casa y tiene algún problema, este vuelve a su casa de sus padres. Eso era impensable antiguamente; se afrontaba la vida yéndose y buscándose la vida. No había ese apoyo ni social, ni estatal, ni de los padres. No había tanta dependencia estatal como ahora. Estamos haciendo una sociedad con algunas personas que son poco maduras, poco responsables, y esa es principalmente la idea del libro”.

Banalización de la mediocridad

“Se está creando una sociedad donde unos niños corren en un colegio y se da premio a los 25 que corren. Eso no es así. Hay que dar el premio a los tres primeros. Con esta manera actual se pierde toda la meritocracia. Hay niños que no ganan, como en la vida, y esa es una lección a aprender. Otro enfoque es que luego hagamos una obra de teatro u otras actividades que sean de pensar y no de correr, y a cada niño le queramos y le valoremos por sus características. Pero en cambio, si tú das premio a todos, el premio pierde su valor”, apunta el doctor Urra consultado por elcierredigital.com.

c4be1ed8-35ed-4ffa-b11d-d7d89cd6f7d6

Javier Urra en la presentación de su libro La vida íntima.

El doctor Urra reflexiona comentando que “hay que buscar la justicia igualitaria, y creo que hay que hacerse planteamientos interesantes, inteligentes, y hace falta mucho esfuerzo. Si se quiere hacer una vida de aquí y ahora con cultura y conocimiento, no se consigue aquí y ahora, ni con un like en redes sociales. Se consigue con esfuerzo, con estudio y aprovechando el tiempo, y eso es lo que yo quiero transmitir a la sociedad”.

Además, el doctor Urra sostiene: “Hay gente muy estudiosa y muy capaz, y si tú dices hoy que eres un intelectual, corres el riesgo de que la gente te critique. Ser un intelectual son clases de aprendizaje para gente que se esfuerza, que estudia, que investiga, y esto es esencial para no anclarnos en el conformismo y perder la meritocracia”.

Infancia trastornada, felicidad y auto reflexión

El doctor Urra, experto en Psicología y en Ciencias de la Salud, apunta que “el 70% de los trastornos mentales de adultos tienen la etiología en la infancia. Eso está estudiado, y, por lo tanto, hay que tratar, cuidar, y aportar mucho en la etapa infanto-juvenil. A veces, hay trastornos que se nos pasan, porque son complejos de detectar, como es la depresión infanto-juvenil, y si no se acierta a cambiar el planteamiento de vida, esos chicos luego de adultos tendrán muchos problemas”.

“La sociedad de hoy en día está en una constante búsqueda de la felicidad, y la felicidad está muy bien, pero no es crónica, no es continuada. El hecho de estar buscando la felicidad constantemente creo que hace a mucha gente profundamente infeliz, y de eso va el libro, es decir: ¿cuál es el camino que te marcas en tu vida?”, reflexiona el doctor Urra.

El doctor Urra comparte con elcierredigital.com ejemplos sobre la vida: “Es como si te dan unas cartas, lo que puedes hacer es jugarlas bien. Pueden ser mejores o peores, pero hay que centrarse en cómo uno las juega. Yo digo que la vida no es justa, hay gente que nace con parálisis cerebral, y hay gente que va tranquilamente por la acera y de pronto alguien con un coche lo atropella por ir bebido, y lo mata. La vida no es justa, pero con las circunstancias que podamos nosotros trabajar es con las que podemos hacer las cosas mejor para uno mismo y para los demás”.

Urra concluye invitando a la auto reflexión: “También señalo que tenemos una sociedad muy del yo: yo merezco, yo hago mucho, a mí me tienen que considerar… Y lo importante es el tú, y cada persona tiene que reflexionar sobre sí misma. Hay que ponerle pasión a la vida, ganas, esfuerzo y memoria, y creo que así la vida es muy atractiva, empezando desde uno mismo y reflexionando. El 80% cree que es más inteligente que la media, y eso no es posible, ese no es el camino para mejorar uno mismo”.

COMPARTIR: