06 de diciembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Los hechos fueron condenados posteriormente por el FC Barcelona, que no puso seguridad en los accesos pese a ser un partido de alto riesgo

Peligro en el fútbol: Grupos radicales de jóvenes provocan altercados como el de Koeman, con la pasividad de los clubes

Salida del Camp Nou de Ronald Koeman tras el clásico
Salida del Camp Nou de Ronald Koeman tras el clásico
Tras la derrota de su equipo en el 'clásico' del domingo ante el Real Madrid, Ronald Koeman tuvo una accidentada salida del Camp Nou. Un numeroso grupo de hinchas jóvenes, radicales e incontrolados, se congregaron en la zona del aparcamiento de los futbolistas y técnicos para increpar al neerlandés, que recibió insultos, golpes y escupitajos en su coche.

Tras la derrota del Fútbol Club Barcelona por 1-2 en el ‘clásico’ muchos aficionados culés defienden cada vez con más vehemencia la destitución de su técnico. El entrenador azulgrana ha igualado un récord que no le hará ninguna gracia y con más de 70 años de antigüedad. Desde 1940, ningún técnico, hasta ahora, había perdido sus tres primeros partidos contra el Real Madrid. Algo que decenas de jóvenes radicales e incontrolados llevaron tristemente al extremo cuando lo esperaron a la salida del Camp Nou para despedirlo entre insultos y golpes cada vez más fuertes contra su vehículo.

Los seguidores consiguieron bloquear el coche de Koeman, situándose delante y a los laterales del vehículo, impidiendo así que pudiera avanzar y generando una situación muy tensa, en la que propinaban golpes y escupían al coche, mientras gritaban improperios al entrenador.

Un importante fallo del club fue no contar con miembros de seguridad del club en los accesos, lo que hizo posible que esta peligrosa situación sucediese. Finalmente, el técnico pudo salir de la encerrona tras quince segundos de incertidumbre, tratando de no atropellar a nadie y continuar su camino sin más problemas.

Entre los gritos que más se escucharon destacaban las peticiones para que dimita y deje el cargo ya que un buen sector de la masa social azulgrana no está nada contenta con la labor del técnico. Ante unos hechos tan lamentables, el club no tardó en posicionarse públicamente a través de las redes sociales y dar apoyo a Koeman.

“El F.C. Barcelona condena públicamente las acciones violentas y de desprecio que ha vivido nuestro entrenador a la salida del Camp Nou. El club tomará las medidas de seguridad y disciplinarias para que no vuelvan a suceder hechos tan lamentables”, aseguró la entidad catalana, que revisará las cámaras y las grabaciones para tratar de identificar a los protagonistas de los incidentes. De esta forma, la comisión de disciplina del club podría expulsar a estos socios por actitud violenta.

Este incidente se suma a la serie de problemas que está teniendo Koeman desde que firmó con el Fútbol Club Barcelona. Desde su llegada ha sufrido las consecuencias de una inestabilidad institucional, con guerras intestinas, un equipo en descomposición y una grave crisis económica.

Además la entrada de Joan Laporta en la presidencia, lejos de atajar la incertidumbre sobre su futuro la magnificó, al confirmar públicamente que Koeman no era su entrenador y que su continuidad dependía de encontrar un sustituto.

Finalmente, tras exigirlo de forma pública, fue ratificado por el dirigente, que medita mantenerle hasta final de temporada, lo que ha generado cierta desazón entre la masa social culé, que prefiere otro tipo de entrenador. ¿Pero realmente Koeman es el verdadero culpable de la mala situación del Barça o, sin embargo, está pagando los platos rotos por lo que otros no han sabido gestionar de una forma adecuada?

COMPARTIR: