17 de septiembre de 2021
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Desde 1947 hasta 1990 fue la voz más popular de Asturias a través de diversos programas de radio que presentaba en distintas emisoras del Principado

Fallece a los 93 años Menchu Álvarez del Valle: Abuela de la Reina Letizia y pionera de la radio

Menchu Álvarez del Valle con su nieta Letizia.
Menchu Álvarez del Valle con su nieta Letizia.
Menchu Álvarez del Valle, la abuela de la Reina Letizia, ha fallecido este martes a los 93 años. Nacida en Santander en 1928, María del Carmen Álvarez, conocida cariñosamente como Menchu, fue una histórica de la radio siendo durante décadas la voz más famosa de Asturias, aunque saltó a la fama a nivel nacional en 2004 cuando su nieta Letizia, que siguió sus pasos en el periodismo, se convirtió en esposa del Príncipe de Asturias.

Menchu Álvarez del Valle nació en enero de 1928 en Santander aunque a los 16 años se trasladó a vivir a Oviedo y su nombre siempre estaría vinculado a Asturias. Hija de un hombre dedicado a la edición, a los 19 años entró por primera vez en un estudio de radiofónico, fue en Radio Asturias, perteneciente a la Red Emisoras del Movimiento. Menchu entró así en el mundo del periodismo, una profesión poco frecuentada por mujeres en la España de la posguerra. 

En los años siguientes Menchu pasaría por varias emisoras como Radio Oviedo (cadena SER), Radio Cadena Española, La Voz del Principado y, finalmente, en la delegación de Radio Nacional de España en el Principado. En esta empresa se mantuvo hasta el final de su trayectoria profesional, cuando se prejubiló en 1990. Durante años su voz se hizo muy popular en la provincia a través de los boletines informativos y, sobre todo, de los programas Coser y cantar y Rumbo a la gloria. Eran los años de los programas de discos dedicados, los concursos telefónicos y las competiciones musicales para anónimo que, en no pocas ocasiones, dan el salto a la fama. 

En 1949 se casó con José Luis Ortiz, representante de las máquinas de escribir Olivetti en Asturias, y con él tendría tes hijo: Jesús, padre de la Reina Letizia y que seguiría sus pasos en el mundo del periodismo, Cristina que trabajaba en el Parador Nacional de Cangas de Onís y Henar, posiblemente la más polémica de sus descendientes. 

Abuela de la Reina de España 

Menchu Álvarez del Valle saltó a la fama a nivel nacional en noviembre de 2003 cuando se anunció el compromiso de su nieta Letizia Ortiz con el entonces Príncipe de Asturias. Su cercanía con la prensa hizo que pronto se hiciera muy querida y popular entre los medios de comunicación a los que siempre atendía con una sonrisa. 

Menchu en su juventud.

Menchu tuvo su momento en la boda de su nieta el 22 de mayo de 2004 en la catedral de la Almudena de Madrid cuando leyó con su experimentada voz de locutora un texto durante la ceremonia. 

Menchu Álvarez del Valle supo separar el papel de su nieta de su vida particular. Siempre apegada a la aldea de Sardeu, en el concejo de Ribadesella, donde vivía, a penas acudía en la capital a actos sociales, sabedora de que muchos buscaban en ella el morbo de alguien vinculada de manera indirecta con la realeza. 

Tragedias y disgustos 

En sus 93 años de vida de Menchu Álvarez del Valle también sufrió importantes disgustos. Los más grandes, enterrar a una hija y una nieta. En 2001 su hija Cristina falleció a consecuencia de un cáncer. En febrero de 2007 su nieta Érika fue hallada sin vida a los 31 años. Otro golpe para Menchu que llegaba poco más de un año y medio después de haber perdido a su marido José Luis. 

En 2015 vivió una historia bastante desagradable. A los 87 tuvo que sentarse en el banquillo de los acusados juntos a sus hijos Jesús y Henar. Los familiares de la Reina rechazaron la acusación por alzamiento de bienes alegando que habían solicitado una hipoteca inversa de la casa de Menchu Álvarez del Valle para pagar una deuda familiar con la entidad Banif de 135.000 euros y no con la intención de evitar que la acreedora y denunciante Sandra Ruiz pudiera embargar sus bienes.

Con su marido José Luis y su hija Menchu en la boda de los Príncipes de Asturias. 

Con la hipoteca inversa, Menchu Álvarez del Valle recibió 239.000 euros de los cuales 135.000 fueron para saldar la deuda con el banco, 65.000 al pago de intereses y con los 38.000 euros restantes, la propietaria de la vivienda sita en Sardéu (Ribadesella) realizó obras de reforma.

La denuncia se produjo como consecuencia de las relaciones comerciales habidas entre Sandra Ruiz Vázquez y la mercantil Henar Ortiz Decoración S.L. y con Henarmonía, S.C', de la que era administradora María del Henar Ortiz Álvarez.

El Juzgado nº 2 de lo Penal de Oviedo dio la razón a los acusados, alegando que el dinero que no se dio a la acreedora fue empleado en el pago de otras deudas realmente existentes. “El pago en parte de las deudas, otorgando preferencia a unos sobre otros, impide apreciar el ánimo defraudatorio general, que es el que da vida al tipo penal estudiado”, señaló la sentencia.

COMPARTIR: