17 de octubre de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

La familia se reunió al completo tras saber que Francis Franco, padre del novio, ha sido absuelto por la Audiencia de Teruel

Hermetismo y discreción presiden la boda de Francisco Franco "Franco III" con la empresaria estadounidense Lian Lay Fournier

Carmen Martínez-Bordiú, tía del novio, llegando a la boda
Carmen Martínez-Bordiú, tía del novio, llegando a la boda
Tal y como buscaban, la discreción ha marcado el nuevo evento de la familia del dictador. El núcleo duro de los Franco se dio cita en una de sus posesiones más emblemáticas, la finca de Valdefuentes, para celebrar la boda de Francisco Franco Suelves, alias “Franco III”

La ceremonia se celebró a las seis de la tarde de ayer en la ermita de la Finca Valdefuentes, situada en las afueras de Madrid. La familia ha optado por la intimidad y el hermetismo de la boda es total. La polémica por la exhumación de los restos mortales de Francisco Franco copa todos los titulares de la familia. Sin embargo, esto no ha evitado que la familia se reúna para celebrar la boda de Francisco Franco Suelves, conocido como “Franco III” tras saber, como contamos en El Cierre Digital, que el padre del novio, Francis Franco era absuelto por la Audiencia Provincial de Teruel por el atropello de un Guardia Civil.

Algunos de los miembros más famosos y mediáticos de la familia, como Carmen Martínez Bordiú, no han querido perderse el acontecimiento. Luis Alfonso de Borbón, primo de Francisco, llegó acompañado de su mujer, Margarita Vargas, que espera el cuarto hijo del matrimonio. Por supuesto, María Suelves y Francis Franco han querido ver a su hijo pasando por el altar.

Todos ellos has visto así a Lian Lay Fournier convertirse en un nuevo miembro de pleno derecho de la dinastía. Fournier es una joven de 33 años estadounidense de origen asiático residente en nuestro país, ahora empresaria y que ha trabajado como editora para una web internacional de organización de bodas hasta mayo de 2016. De ahí dio el salto a un mundo tan distinto como el de los negocios inmobiliarios donde, al igual que su futura familia política, parece moverse como pez en el agua. Su herramienta para estos negocios es Spring Valley Investment SL. Alrededor de esta empresa tal y como informábamos en este periódico hay varias polémicas.

COMPARTIR: