01 de abril de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Rocío Jurado, Isabel Preysler, Isabel Pantoja y María Teresa Campos han creado dinastías con relevancia mediática que ya van por la tercera generación

La intrahistoria de las grandes familias del universo rosa: Todo queda en casa, desde los Pantoja a las Campos

Los miembros del
Los miembros del "Clan Pantoja" / Telecinco
Isabel Preysler, Isabel Pantoja, María Teresa Campos y Rocío Jurado han sido, y todavía son, noticia rosa obligatoria desde hace décadas. Su personalidad es tan arrolladora que han creado dinastías que generación tras generación han acaparado la atención mediática. Hijos, nietos y sobrinos son famosos 'por contagio'. El compartir apellido con las grandes protagonistas de lo rosa les ha convertido en personajes en sí mismos.

Decía Luis Escobar, el inolvidable marqués de La Escopeta Nacional, que en España cuentan de verdad tres o cuatro familias. En el mundo del corazón es una verdad contrastada. La prensa rosa no ha sido capaz de generar personajes nuevos, salvo excepciones. Los protagonistas de los realities o fenómenos puntuales se agotan tan rápido como llegan. Por otro lado, la industria del cine o la música nacionales ya no generan nombres propios con una personalidad marcada y arrolladora. El relevo en los apellidos con pedigrí en la cosa rosa es hoy por hoy el presente, con perspectivas de futuro, del papel couché. En el origen de algunas de estas sagas estaba alguien con talento y con tal fuerza mediática que genera fama por contagio. Hasta la más recóndita rama de su árbol genealógico puede tener su momento mediático si sabe cómo explotarlo.

Los Pantoja

 

Isabel Pantoja y sus hijos, Kiko Rivera e Isa P.

María Isabel Pantoja Martín hace años que se convirtió en el nombre más fructífero de la prensa rosa nacional, con permiso de Isabel Preysler. Su vida ha sido tan novelera, o más, que cualquiera de las coplas que interpreta. La joven folclórica que quiere triunfar a cualquier costa apoyada y dirigida por una madre digna de Hitchcock enviudó joven de Francisco Rivera Paquirri pasó a vivir una existencia casi retransmitida en directo. Sus amistades en femenino singular con Encarna Sánchez y María del Monte, su amor fou con el exalcalde de Marbella Julián Muñoz, su paso por prisión o sus problemas con su hija Chabelita han sido capítulos del gran folletín rosáceo nacional.

Su hijo Kiko Rivera, antes Paquirrín, se hizo tan famoso como ella desde su nacimiento. Criado en una época donde no se pixelaba a los menores, todos los errores que los adolescentes cometen se convirtieron en asunto de debate público. Todas las poligoneras que tropezaban en sus sábanas tuvieron su momento de gloria en las revistas y los platós de televisión. Tras intentar ser futbolista, hostelero o actor, encontró su futuro profesional, como su madre, en la música y en los programas de telerrealidad. Tras confesar sus problemas con las drogas y encontrar la estabilidad con Irene Rosales, hoy también colaboradora televisiva, se ha convertido en el azote de su hermana Chabelita.

Isabel Pantoja Martín hija, Chabelita para las revistas o Isa P. para YouTube, llegó a la vida de su madre con polémica. Su adopción en su Perú de origen en plena etapa de Fujimori generó muchos comentarios. Cumplió la ceremonia del despixalamiento a los 18 años con noticia bomba: Estaba embaraza. Sus desencuentros con madre, su hermano y su tío Agustín han sido constantes. Ha participado en realities y su lista de parejas es como la nómina de los Reyes Godos para cualquier cronista de sociedad. También ellos, como los affaires de su hermano, han ido sacando tajado, por orden y en fila india, tras haber compartido una temporada, una noche o una Feria de Sevilla con la pequeña del clan Pantoja. Con ella hasta saltó al ruedo rosa la niñera de la familia, Dulce, la versión castiza de la Señora Danvers de Rebeca. Hoy también se ha atrevido con la música y está unida sentimentalmente al modelo Asraf.

Los Iglesias-Preysler

 

Isabel Preysler y tres de sus hijos, Ana Boyer, Julio José y Chábeli Iglesias.

Chábeli Iglesias, la primogénita de Julio Iglesias e Isabel Presysler, inventó la moda de vivir gracias a ser ‘hijo de’. En los ochenta y noventa se convirtió en una competencia para su madre en el arte de cobrar exclusivas. Sin embargo, el tan esperado relevo de ‘la reina del baldosín’ no se cumplió en ella que eligió una vida alejada de los medios de comunicación tras unirse con el empresario estadounidense Christian Altaba.

Por su parte, Julio José y Enrique siguieron los pasos de su famoso padre en las lides de la canción con desigual suerte. En 1980 Isabel Preysler contrajo segundas (y breves) nupcias con Carlos Falcó, el Marqués de Griñón. Pronto se incorporó una nueva pieza al tablero familiar. Tamara Falcó tardó años en brillar con luz propia, pero a día de hoy es quien más se posiciona para desbancar a su madre en el futuro de la prensa rosa. Su triunfo en Masterchef Celebrity la confirmó como personaje e incluso recibió ofertas para presentar las campanadas.

La última de la saga, Ana Boyer, parecía que iba a vivir lejos de los focos, pero su noviazgo y posterior boda con el tenista Fernando Verdasco fueron recogidas, como marca la tradición familiar, en el ¡Hola!. Sin embargo, no ha llegado a tener el tirón de sus hermanos. Con todo, es común verla en los habituales posados familiares y en eventos publicitarios.

De entre los chicos Preysler el más exitoso es Enrique Iglesias convertido en cantante de éxito internacional y unido sentimentalmente con la tenista Anna Kurnikova con la que acaba de ser padre por tercera vez. Julio José Jr por su parte ha no tenido la misma suerte que su padre y su hermano como cantante, pero ha trabajado como actor y ha participado en varios realities.

Los Mohedano-Jurado

 

Rocío Jurado con su marido José Ortega Cano y sus tres hijos: Rocío Carrasco, Gloria Camila y José Fernando y su nieta Rocío Flores (pixelada). 

Tras la muerte en 2006 de Rocío Jurado toda su familia pasó a ser objetivo de los medios. Hasta entonces sólo Rocío Carrasco,Rociíto’ durante años, fruto de  su matrimonio con el boxeador Pedro Carrasco, acaparó titulares. Su boda y posterior divorcio con el exguardia civil Antonio David Flores es un culebrón que llega hasta nuestros días.

La hija mayor del matrimonio, Rocío Flores, es el fichaje estrella de la próxima edición de Supervivientes. Su nula relación con su progenitora es el tema estrella de las revistas y las tertulias rosas desde hace semanas. Se especula con diversas versiones sobre el porqué de su distanciamiento. En la mente de todos los periodistas del corazón del país está un suceso, nunca aclarado del todo, que rompió para siempre el contacto entre madre e hija.

Rocío Flores se ha posicionado a favor de su padre en la larga batalla judicial contra la mujer sin profesión definida anteriormente conocida como ‘Rociíto’. La joven tiene casi la misma edad que su tía Gloria Camila, uno de los dos hijos adoptivos que la malograda folklórica tuvo con el torero José Ortega Cano. Gloria K, para los íntimos, también pasó por la isla de Honduras junto a su entonces novio, Kiko Jiménez.

Rocío Flores.

Kiko, salido de la factoría de Mujeres, hombres y viceversa¸ ha pasado recientemente por Gran Hermano VIP y sus polémicas y enfrentamientos con la familia de su ex son constantes. Rocío Flores es el último eslabón, por ahora, de un clan inagotable para el mundo rosa.

Las Campos

 

María Teresa Campos y sus hijas Terelu Campos y Carmen Borrego. 

Sin duda alguna son el matriarcado por antonomasia de la cosa rosa. La creadora de la saga, María Teresa Campos, fue durante años la presentadora estrella de la televisión española y la inventora de una forma particular de entender la pequeña pantalla que hoy han copiado todos los magicines matinales. Su hija Terelu siguió sus pasos en los noventa. Desde 2010 es colaboradora de diversos programas del corazón.

Terelu también ha sido protagonista de las revistas por sus relaciones sentimentales. El periodista Pipi Estrada, Jorge Juste o Carlos Agrelo, son algunas de sus conquistas.

Cuando en 2016 comenzaron el reality Las Campos tomó relevancia pública Carmen Borrego, la segunda hija de Teresa Campos. Hasta entonces Carmen había permanecido en un segundo plano, pero este programa de telerrealidad la convirtió en un personaje del corazón. Su enfrentamiento con los colaboradores de Sálvame provocó su salida del programa y el de su hermana Terelu. Ahora ambas colaboran los fines de semana en Viva la vida con Emma García.

Alejandra Rubio. 

Alejandra Rubio, hija de Terelu y Alejandro Rubio, nacida en el año 2000, es el nuevo relevo de la saga. Youtuber y colaboradora de televisión, tuvo su bautismo mediático al cumplir los 18 años en una portada para ¡Hola! junto a su madre. Hoy sus amores y amistadas con personajes mediáticos como Oriana Mazzolli o Alex Gibaja la han hecho una imprescindible entra la generación rosa millennial.

COMPARTIR: