25 de febrero de 2020
|
Buscar
FIN DE SEMANA

El camarero no acudió a trabajar al bar Casanova en el madrileño barrio de La Elipa y una compañera se personó en su domicilio descubriéndolo sin vida

Fran Álvarez, el primer marido de Belén Esteban, fallece tras una vida marcada por las adicciones y las exclusivas

Fran Álvarez y Belén Esteban.
Fran Álvarez y Belén Esteban.
Fran Álvarez, se hizo popular de la noche a la mañana por su matrimonio con la mediática Belén Esteban. Un mundo, el del corazón, que nunca le gustó y que acabó por dominarle. Su matrimonio con la ex de Jesuín de Ubrique estuvo marcado por infidelidades, amagos de separación y las adicciones confesas de ambos. Belén, tras su separación, consiguió recuperarse. Fran estaba en proceso pero, por desgracia, el domingo 9 de febrero fue hallado muerto en su casa.

Fran Álvarez se convirtió de la noche a la mañana en un personaje público. Un chico de barrio, La Elipa, uno de los más populares de Madrid. Fue su unión con Belén Esteban, la que le convirtió en carne de portada y en personaje televisivo. Su bar Casanova de Avenida Daroca era tomado día sí, día no, por las cámaras.

Su relación con Belén se remonta los primeros tiempos después de que la de San Blas rompiera con Jesulín de Ubrique. Precisamente la conexión entre ambos fue la primera pareja importante de Fran con la que tuvo un hijo, hoy un joven de 23 años.

Su última porta en 'Lecturas'. 

Después de varias relaciones, con Dani DJ y Oscar Lozano, Belén volvió a los brazos de Fran y se casaron en una multitudinaria boda en 2008. Estuvieron juntos hasta 2013. Un lustro en el que pasaron crisis sentimentales, superaron infidelidades por parte del camarero y problemas de adicciones confesas por ambas partes.

En los últimos meses, Álvarez decidió romper su silencio y cargar contra quien fuera su primera y única esposa en una entrevista en exclusiva para la revista Lecturas. Belén Esteban le reclamaba la nulidad matrimonial para poder pasar por el altar con su actual marido, Miguel Marcos (32), pero Álvarez se negaba. "Para hacer caja es una avariciosa. Se ha casado por lo civil y ¿ahora quiere casarse por la iglesia? ¿Y se hace un Deluxe para contar que se casa sin ni siquiera pedirme la nulidad? La avaricia rompe el saco. ¡Eres una codiciosa que quieres todo para ti! ¡Ahora sí que no te la voy a dar!", señalaba Álvarez.

No le vendían alcohol en su barrio

 

En los últimos años, los problemas de Fran Álvarez fueron en aumento. Su paso por los medios de comunicación le reportaron grandes cantidades de dinero que, tristemente, invirtió en sus adicciones. Su imagen y su salud preocupaban a sus amigos y vecinos. Hasta tal punto que sus padres hablaron con los dueños de bares y tiendas de alimentación del barrio de La Elipa para que no le suministraran alcohol. Sólo unos días antes de fallecer discutió con la encargada de un establecimiento de alimentación en la calle San Marcelo de dicho barrio, precisamente por negarse a venderle una botella de alcohol. 

Fran Álvarez nunca llevó bien la popularidad.

Aunque tras su divorcio de Belén Esteban pasó a un segundo plano mediático, puntualmente vendía exclusivas. O lo intentaba. Hace unos meses, los vecinos de su barrio asistieron asombrados a cómo se mostraba extremadamente cariñoso con una mujer morena en la calle Ricardo Ortiz con un fotógrafo a una distancia de unos pasos. Evidentemente, estaban realizando lo que se conoce como un 'falso robado'. Sin embargo, ninguna revista compró el material. A pesar de esta compañera de la sesión fotográfica, él ya había rehecho su vida con otra mujer. 

Más allá de sus problemas, le caracterizaba su timidez y su trato amable con todo el mundo. Aunque recurrió a las exclusivas en ocasiones, no soportaba la popularidad y, el miedo a los comentarios le hizo rechazar proyectos, como una entrevista con un conocido transformista o entrar en los circuitos de los 'bolos' nocturnos. También huyó de C.R., una pseudocantante que intentó hacer un montaje con él. 

Sin embargo, sí quiso acudir a Supervivientes, aunque siempre afirmó que su exmujer lo había vetado en Telecinco. A pesar de esto, todo parece indicar que fueron sus problemas de salud fue los que hicieron que la productora lo descartara. 

Fran Álvarez, mantuvo una relación larga previa a la Esteban y fruto de esta historia nació su único hijo, de 23 años que, así lo contaba a todo el mundo, era el aliciente para dejar sus problemas con las drogas. 

Una muerte inesperada

El cuerpo de Fran Álvarez fue hallado hacia las tres de la tarde del domingo en su casa de La Elipa. Tendría que haberse presentado a las doce de la mañana en el bar Casanova de Avenida Daroca para trabajar pero, no lo hizo. Una compañera harta de que no le cogiera el teléfono se presentó en su casa, para encontrar la fatal noticia.

“Hace unas horas se lo encontraron sin vida en su casa. Él tenía que ir a trabajar hoy y no fue y mandaron a unas de las empleadas del bar y cuando han abierto la puerta se lo han encontrado sin vida encima de la cama”, señaló el periodista Aurelio Manzano en Viva la vida de Telecinco en la tarde del domingo, que, además, aseguró haber estado con el padre de Álvarez, Amaro, quien estaba "absolutamente destrozado”. Manzano era amigo íntimo del fallecido.

“Siempre estuve ahí con él, incluso después de que se separaran, pasaron los años y yo seguí siendo su amigo. Además de periodistas somos personas. Hace una semana habíamos hablado. Yo hablé con él hace una semana, lo noté bajito, pero no noté que estuviera tan mal...”, recordaba Manzno.

COMPARTIR: