16 de julio de 2019
|
Buscar
FIN DE SEMANA

Mientras las dudas sobre si se someterá a las pruebas de ADN o no se mantienen su supuesto hijo pide ayuda a la comunidad científica

Julio Iglesias llegó a España hace una semana mientras se acerca la fecha de su juicio por la paternidad de Javier Santos

El cantante Julio Iglesias.
El cantante Julio Iglesias.
El próximo día 4 de julio, Julio Iglesias tiene una cita ineludible con la justicia para aclarar si se someterá o no a las pruebas de ADN para demostrar que no es el padre de Javier Santos como él afirma. Esta fecha es importante porque el juez José Miguel Bort ha exhortado al artista a someterse de una vez a dichas pruebas y de no hacerlo declararle para de Santos. Éste, por su padre, pide amparo a las asociaciones científicas.

El tiempo para Julio Iglesias se acaba. El próximo día 4 de julio, y tal como le ordenó el juez instructor José Manuel Bort, tendrá que enfrentarse al Tribunal en el que tendrá que contestar si se someterá voluntariamente o no a las pruebas de ADN. 

El cantante ha estado en los últimos días en su casa de Ojén (Málaga) junto a su mujer Miranda, uno de sus grandes apoyos desde hace décadas. A pesar de esta visita a España, elcierredigital.com no ha podido confirmar si nuestro artista más internacional sigue dentro del país o no. Los rumores sobre si el cantante acudirá al Juzgado de Instrucción nº 13 de Valencia para responder por la presunta paternidad de Javier Santos se mantienen en el ambiente y, a pesar de que sus abogados, han asegurado que están dispuestos a colaborar nadie parece tener claro qué decisión tomará el interprete de Hey. 

El pasado mes de marzo la defensa del cantante aseguró que había voluntad de éste a someterse a las pruebas preceptivas para demostrar si es o no el padre de Javier Santos. "Entraremos en la fase práctica de prueba y nuestro defendido se someterá a dicha prueba de ADN. Llegado ese momento no tendrá ninguna objeción de someterse a la misma" aseguraron en ese momento los abogados del artista.

Sin embargo, sus actitudes posteriores indican que la intención del cantante ha sido en todo momento alargar el proceso. Ahora el 4 de julio es fecha límite ya que el Juez ha sido claro advirtiendo que si el ex marido de Isabel Preysler no se somete a las pruebas necesarias será declarado oficialmente padre de Javier Santos en virtud del Artículo 767 apartado 4 del Código Civil.

Javier Santos con su abogado Fernando Osuna.

Una vez más Julio Iglesias ve como el cerco de la justicia se estrecha sobre él para demostrar que es el progenitor de Javier Santos, fruto de la relación de una semana de duración con la bailarina portuguesa María Edite Santos en el verano de 1975.

A pesar de la seguridad del cantante que siempre ha asegurado no ser el padre de Santos, ya se ha encargado de proteger su patrimonio, manteniéndolo lejos de España donde la legislación sobre herencia no es precisamente laxa. “De la herencia que se preocupen mis hijos” cuentan que el cantante ha dicho a su entorno más cercano. Toda una declaración de intenciones ante la previsión de que la familia Iglesias sume un nuevo miembro.  

Santos busca el apoyo de la comunidad científica

Por su parte, Javier Santos ha anunciado que buscará la ayuda de organismos científicos como facultades de Medicina, Biología, Farmacia, Colegios de Médicos, Sociedades Médicas y Genéticas e industrias farmacéuticas, entre otras instituciones para "conseguir su apoyo".


Javier Santos. 

Por todo ello, su abogado Fernando Osuna se ha referido a la decisión del Juzgado de no dar validez a la prueba de ADN obtenida para exponer que "la nueva valoración de las pruebas no puede realizarse sobre pruebas que ya se encontrasen en poder del tribunal, pero sí podría realizarse sobre nuevas pruebas como es el caso actual al disponer de una prueba de ADN coincidente".

"Es por ello que en la propia legislación se recoge la posibilidad de reabrir un caso con sentencia firme, siempre que se funde en nuevos hechos o pruebas, como podría ser como en este caso la prueba biológica que durante el proceso anterior no se pudo realizar ante la negativa del progenitor", ha manifestado.

"Esto acontece en el caso que nos ocupa con las pruebas biológicas actuales no previstas en aquellos años. Por ello entendemos que no cabría oponerse a la tramitación de la demanda de filiación contra Julio Iglesias", ha concluido.

COMPARTIR: